publicidad
Andrew Luck ha justificado su colocación como el primer elegido del Draft 2012, la generación de grandes quarterbacks (AP-NFL).

Los 10 mejores quarterbacks menores de 25 años: 1, Andrew Luck

Los 10 mejores quarterbacks menores de 25 años: 1, Andrew Luck

tenemos un exceso de mariscales jóvenes prometedores. Aquí presentamos los 10 mejores quarterbacks menores de 25 años.

Andrew Luck ha justificado su colocación como el primer elegido del Draf...
Andrew Luck ha justificado su colocación como el primer elegido del Draft 2012, la generación de grandes quarterbacks (AP-NFL).

Esta es la era del quarterback joven. Elevados por la generación de 2012 en el Draft, tenemos un exceso de mariscales jóvenes prometedores. Aquí presentamos los 10 mejores quarterbacks menores de 25 años, cortesía de Around the League.

No. 1: Andrew Luck, Indianapolis Colts

Por qué está aquí

Luck lo mostró todo como novato. Se le pidió que hiciera más que cualquier otro quarterback joven en la liga y respondió. No se trata de los números. Luck acumuló yardas porque lanzó mucho el balón, pero su eficacia disminuyó en la recta final del año. Esta colocación se debe a las características que Luck tiene y que le permitirán ser una fuerza dominante en la NFL por la próxima década.

publicidad

Luck es un virtuoso para evadir la presión, consiguiendo tiempo extra y luego completando pases de mediana a larga distancia. Él tiene la comprensión innata más impresionante de esta habilidad que cualquier quarterback que haya llegado a la liga desde Tom Brady. Pero Brady, a diferencia de Luck, no tiene también una capacidad atlética que puede competir con la de Cam Newton. (Si lo dudan, solo revisen los números del Scouting Combine; Luck y Newton podrían no podrían ser más parecidos físicamente. Luck es un hombre grande y veloz).

Si uno ve cualquier video de los partidos de novato de Luck podrá notar su habilidad de extender la jugada. Es una habilidad que tuvo que mostrar en muchas ocasiones porque la protección al pase de los Colts fue terrible el año pasado. Es algo que ayuda a separar a Luck de los demás.

Luck también añade valor extra con su capacidad para correr. A pesar de tener solo 62 intentos, hay un buen argumento que se puede hacer de que Luck fue uno de los quarterbacks corredores más valiosos en la NFL. En 55 por ciento de sus carreras consiguió un primero y diez. Luck convirtió más terceras oportunidades por tierra que RG3. Además tuvo una habilidad impresionante de saber el momento exacto para correr.

El coordinador ofensivo Bruce Arians lanzó a Luck de inmediato a los esquemas difíciles porque el mariscal podía manejarlo. Más que cualquier otro mariscal novato, Luck se vio como un veterano al momento de avanzar en sus progresiones. El joven jugó en su mejor nivel en la ofensiva de dos minutos y no tuvo miedo de meter el balón en espacios reducidos.

Ningún partido pareció demasiado grande para Luck en la NFL. El jugador se comportó como alguien que ha estado haciendo esto por muchos años. En donde muchos quarterbacks veían peligro, Luck veía oportunidades.

Lo que podría mejorar

Las habilidades de Peyton Manning son muy diferentes a la de Luck. Pero sus problemas más grandes como novatos fueron similares. Luck aún tiene que aprender qué riesgos son dignos de tomarse. En ocasiones se mostró demasiado confiado, o demasiado desesperado por poner a un equipo débil en su espalda y cargarlo y a veces forzaba pases que no eran viables.

En cuanto a carencias de quarterbacks, tener “demasiada confianza# es un poco como alguien que dice en su entrevista de trabajo que su mayor falla es intentar “hacer demasiado”. Al fin y al cabo, eso es lo que quieres. Luck aprenderá sus propios límites y fortalezas respecto a las defensivas de la NFL conforme madure.

De cara al Draft existieron preocupaciones por la fuerza del brazo de Luck. Esas preocupaciones quedaron borradas, aún cuando en realidad no está a la altura de Cam Newton, Colin Kaepernick o Robert Griffin III en ese departamento. La mayor preocupación en la precisión total de Luck, especialmente en pases largos. Luck conectó una gran cantidad de pases difíciles, pero también tuvo rachas en las que perdió jugadas. Ese fue el caso especialmente a finales de la temporada cuando no estuvo a su mejor nivel. Russell Wilson alcanzó su mejor momento en diciembre. Luck jugó en su peor nivel al final de la temporada regular.

publicidad

El peor escenario para Luck

Ningún otro quarterback joven completó más jugadas impresionantes que Luck el año pasado. Él encuentra la manera de convertir situaciones de bajo porcentaje en jugadas grandes a través de su esfuerzo individual. Él puede lanzar desde cualquier plataforma, ya sea de la derecha o de la izquierda. Los Colts permitieron a Luck seguir siendo agresivo en casi todas las situaciones.

El peor escenario para la carrera de Luck involucra que la organización de los Colts sea incapaz de armar un buen equipo a su alrededor. También involucra que Luck no logre desarrollarse como se espera y siga siendo un jugador que toma riesgos sin importar la situación. Aún en ese escenario, Luck sería uno de los 10 mejores de la liga por mucho tiempo con varias selecciones al Pro Bowl, pero existe la esperanza de que será mucho mejor que eso.

El mejor escenario para Luck

Colocar a Luck en el primer lugar es una proyección. No se trata de lo hecho en 2012: Robert Griffin III tuvo un año de novato un poco mejor. Suena extraño pero RG3 y Russell Wilson parecen opciones más seguras, pero parece que Luck tiene el techo más alto del grupo por muy poco.

Uno puede argumentar que cualquier de los quarterbacks de entre los cinco mejores en esta lista será una leyenda en la liga en el futuro. Luck es el número uno porque ha mostrado ya todos los atributos que uno querría ver. Es fácil imaginar cómo se trasladarán esas habilidades cuando Luck refine su juego. En su segundo año podemos esperar un rápido desarrollo.

publicidad

Esta generación de quarterbacks jóvenes ayudará a la liga en los años próximos. El debate sobre quién es el mejor no se tratará de estadísticas. Todos son lo suficientemente talentosos para ganar premios al más valioso y títulos. Todos tienen la presencia suficiente para tomar turnos en la cima.

Sin importar lo que piensen de la colocación de Luck en el número uno, hay un hecho que no está abierto al debate: La NFL está en muy buenas manos por la siguiente década.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad