publicidad
Trestman es uno de los que más expectativas ha generado (AP-NFL).

¿Cuáles entrenadores novatos tienen oportunidad de conseguir éxito a largo plazo?

¿Cuáles entrenadores novatos tienen oportunidad de conseguir éxito a largo plazo?

Esta temporada conoceremos a siete entrenadores novatos en la NFL, y Marc Sessler se pregunta cuál tendrá más éxito.

Trestman es uno de los que más expectativas ha generado (AP-NFL).
Trestman es uno de los que más expectativas ha generado (AP-NFL).

La noche del domingo, mientras estaba viendo “Jackie Brown” en un cine en Hollywood, está pregunta apareció en mi mente y la publiqué en Twitter: ¿Cuál de los entrenadores de primer año de la NFL tendrá mejores oportunidades de seguir con su equipo en 5 años? McCoy, Marrone, Chud, Kelly, Trestman, Arians, Bradley.

Para cuando la épica historia de Tarantino terminó, muchos habían opinado. Las respuestas estuvieron por todos lados. Hubo mucho apoyo para Marc Trestman en Chicago y Mike McCoy en San Diego, principalmente debido a la presencia de los mariscales Jay Cutler y Philip Rivers, respectivamente.

Chip Kelly fue una elección popular. Hasta Rob Chudzinski tiene a los largamente torturados aficionados de los Cleveland Browns soñando con un futuro dulce. Los nuevos entrenadores traen esperanza, pero la historia nos dice que la mayoría falla.

publicidad

Aquí está mi visión:

¿Mejor oportunidad de seguir con su equipo en cinco años?

Mike McCoy, San Diego Chargers: No veo a Rivers jugando en San Diego mucho tiempo más, pero McCoy tendrá suficiente tiempo para preparar a su sustituto.

McCoy no recibe suficiente crédito por lo que consiguió en los Denver Broncos porque Peyton Manning no es un tipo que necesite que lo entrenen. Aún así, McCoy es el único coordinador en la historia en morfar a Tim Tebow en un mariscal de playoffs. Es la forma en que lo hizo lo que me impresiona. McCoy les enseñó a sus jugadores el ataque de opción de Tebow en cuestión de días y generó ganancias.

McCoy  adapta su esquema al talento con el que cuenta, en lugar de forzar a los jugadores equivocados a practicar una filosofía que no es adecuada para ellos. Esa flexibilidad debería de ayudarle a tener éxito con una franquicia que gusta de tener paciencia con sus entrenadores.

Mención de honor:

Marc Trestman, Chicago Bears: El gerente general Phil Emery muestra un impresionante “enamoramiento” con su nuevo entrenador. No lo culpo. La contratación de Trestman volteó muchas cabezas porque no fue sacado del círculo de entrenadores reciclados que aparecen cada año. El currículo de Trestman, de cualquier forma, particularmente su trabajo con mariscales, es impecable, y Emery merece el crédito por salirse del molde. Con Cutler al volante, el techo de Trestman es alto.   

¿El primero en irse?

Doug Marrone, Buffalo Bills: No obtengo ningún placer de esta parte de la conversación. Seleccioné a Marrone porque está atado al novato EJ Manuel, una interrogante como mariscal. Los entrenadores nuevos van de la mano con los mariscales que seleccionan; rara vez duran más que ellos. Si Manuel tiene éxito en Buffalo muy rápido, Marrone tendrá tranquilidad por mucho tiempo. SI EJ se derrumba, el entrenador cargará con la culpa. Es un cuento familiar.

Los novatos con una situación difícil en el centro, por ejemplo, Gus Bradley con los Jacksonville Jaguars y Chudzinski, corren el riesgo de quedarse en el camino si sus equipos no consiguen a un mariscal franquicia. Como Chris Wesseling preguntó en el podcast de Around The League, “¿Cuántas relaciones en la NFL están destinadas a durar, a menos de que involucren un mariscal?”

La pregunta no se trata tanto sobre cuál entrenador tendrá éxito y cuál fracasará, si no de cuál encontrará su versión de Tom Brady. Hazlo, y tu longevidad estará asegurada.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad