publicidad
Rob Gronkowski ha padecido de una serie de problemas de lesiones (AP-NFL).

Otra cirugía para Rob Gronkowski; ahora sería para lesión de espalda

Otra cirugía para Rob Gronkowski; ahora sería para lesión de espalda

El ala cerrada de los New England Patriots Rob Gronkowski enfrenta una cirugía más, esta vez por dolores de espalda.

Rob Gronkowski ha padecido de una serie de problemas de lesiones (AP-NFL).
Rob Gronkowski ha padecido de una serie de problemas de lesiones (AP-NFL).

Justo cuando surgió la noticia de que los New England Patriots esperaban que Rob Gronkowski estuviera listo para el arranque del campamento de entrenamiento luego de batallar una infección en su antebrazo reparado quirúrgicamente, surgió otra preocupación de lesión.

¿Volverá Rob Gronkowski a su mejor nivel en 2013? Opina en los foros de la NFL.

Gronkowski batalla dolor crónico de espalda, según comentaron dos fuentes informadas de su condición a Ian Rapoport de NFL.com. El ala cerrada se sometió recientemente a una resonancia magnética para determinar la severidad de la lesión. Gronkowski será enviado al especialista en columna vertebral Robert Watkins luego de la nueva cirugía de antebrazo, según informó Rapoport.

publicidad

Si bien Gronkowski perdió su última temporada en la universidad por una cirugía de espalda, Mike Garofalo del USA Today reportó que este problema es de un disco diferente al que tuvo que ser recortado en 2009. Sin embargo, este problema de disco sí parece remontarse a la temporada pasada.

Incluso si su espalda requiere más cirugía, la esperanza es que Gronkowski se recupere en el mismo periodo de tiempo que de su intervención de antebrazo. Una persona cercana al jugador dijo a Adam Schefter de ESPN que el problema de espalda es menor y que no hay preocupación de que se pierda el arranque del campamento de entrenamiento.

Vale la pena notar que el analista del Draft de NFL Network Mike Mayock reportó antes del Draft de 2010 que Gronkowski estaba rodeado de rumores de que padecía de estenosis espinal, un estrechamiento de la columna que puede llevar a discos degenerativos y dolor en las coyunturas. El agente Drew Rosenhaus negó los rumores poco después. Todo parece indicar que el dolor actual no está relacionado a ninguna condición seria, pero aún así Gronkowski enfrenta muchos desafíos que superar con solo poco más de dos meses para recuperarse antes del arranque del campamento de entrenamiento.

Conforme se acumulan las lesiones y su futuro a largo plazo está plagado de advertencias, Gronkowski deberá sentirse afortunado de haber amarrado un contrato de seis años y $54 millones en el receso de temporada pasado.


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad