publicidad

Liga MX

Juan Hernández anotó el primer gol del partido de vuelta de la final de 1989.

América cerró su época gloriosa de los 80s derrotando a Cruz Azul en la final de 1989

América cerró su época gloriosa de los 80s derrotando a Cruz Azul en la final de 1989

América cerró su época gloriosa de los 80s derrotando a Cruz Azul en la final de 1989, dia de la cosagración de Zague y Carlos Hermosillo.

Juan Hernández anotó el primer gol del partido de vuelta de la final de...
Juan Hernández anotó el primer gol del partido de vuelta de la final de 1989.

CIUDAD DE MÉXICO " El 16 de julio de 1989, podría ser la fecha marcada como la del fin de aquel poderoso multicampeón América de la década de los 80, luego de imponerse en el marcador global 5 " 4 al Cruz Azul en la final de la temporada 1988 " 1989, sumando su octavo campeonato en la era profesional que comenzó en el año 1943.

En aquel torneo, la liguilla se jugó con un formato distinto al acostumbrado, se formaron dos grupos de cuatro equipos cada uno y el primer lugar avanzaría directamente a la final.

Las Águilas compartieron sector con Chivas, Puebla y Tecos, tras seis partidos, ganó tres, empató dos y perdió uno, anotando 12 goles y aceptando seis, al final esta diferencia de +6 fue la que los dejó como líderes de grupo, ya que en puntos habían empatado con Chivas.

publicidad

Por su parte, la Máquina Celeste estuvo ubicada en el grupo de Tampico Madero, Pumas y Atlante, el equipo cementero que era dirigido por Mario Velarde, ganó cuatro partidos y cayó en dos, con ocho puntos acabó como líder solitario y aseguró su pase al partido por el campeonato.

En el partido de ida de la final, América ganó 3 " 2 con goles de Luis Roberto Alves ‘Zague’ (América) al minuto 1, Carlos Hermosillo (América)al 31, Porfirio Jiménez (Cruz Azul) al 45, Narciso Cuevas (Cruz Azul) había empatado los cartones al 47 y Antonio Carlos Santos (América) puso el marcador definitivo al 58.

Así todo quedaba listo para los segundos 90 minutos de la final, la que definiría al campeón, América no quería ser alcanzado por Cruz Azul en la conquista de títulos, así que era un día trascendente en la historia de los clubes.

América saltó a la cancha del Estadio Azteca con Adrián Chávez, Juan Hernández, Guillermo Huerta, Alfredo Tena, Cecilio de los Santos, Alejandro Domínguez, Cristobal Ortega, Antonio Carlos Santos, Gonzalo Farfán, Carlos Hermosillo y Luis Roberto Alves 'Zague'.

Mientras que Cruz Azul jugó con Pablo Larios, Héctor Esparza, Edgardo Fuentes, Narciso Cuevas, Arturo Álvarez, Ricardo Mojica, Raúl Arias, Porfirio Jiménez, Patricio Hernández, Pedro Duana y Ramiro Romero

Con el resultado de ida, la ‘Máquina’ necesitaba ganar por dos goles de diferencia ya que se aplicaba la regla del gol de visitante, por lo tanto arrancaron con más convicción de anotar gol en los primeros minutos. El problema fueron los espacios que dejó el cuadro celeste y que a tan solo seis minutos aprovechó el cuadro americanista.

Un rechace de Alfredo Tena que cayó delante de la media cancha lo ganó Carlos Hermosillo en balón dividido, abrió hacia la banda derecha para Zague, quien al ver que no podía entrar al área, retrasó para Juan Hernández, quien estaba cerca. El lateral derecho trasladó el balón al centro y entre cuatro jugadores azules vio a Alejandro Domínguez desmarcado apenas afuera del área y tocó para él, el mediocampista vio el movimiento de Hernández y de primera le devolvió el balón para quedar solo ante Pablo Larios y con la pierna derecha marcar el 1- 0.

Con esta anotación, el equipo cementero tenía que hacer tres goles.

Cruz Azul tenía que hacer su esfuerzo e intentar pelear por el título y al minuto 20 las esperanzas del equipo renacían. América estaba muy bien plantado en defensa hasta siete jugadores en su área para evitar cualquier susto, pero el equipo que dirigía Mario Velarde se encontró con una jugada que se trasladó a la banda derecha, donde Ramiro Romero centró para Patricio Hernández quien en el área chica y con tres americanistas marcándolo remató con la cabeza para empatar el partido.

publicidad

Siete minutos después, las ilusiones del Cruz Azul crecían al máximo. Cecilio de los Sanos mandó el balón a tiro de esquina por la banda izquierda de las Águilas. El cobro fue a primer poste donde Porfirio Jiménez peinó el balón al área chica, Pedro Duana intentó una chilena y no tocó el balón, pero sí cayó en Ricardo Mojica quien de volea, con la pierna derecha, aprovechó que no tenía marca y la portería estaba descuidada para anotar el segundo gol. Con esto, los cementeros necesitaban una anotación más para darle la vuelta al partido.

A partir de ahí el juego se volvió tenso, con pocas oportunidades por equipo, marcas cerradas y poco espacio en la cancha.

Para la segunda parte Cruz Azul se lanzó con todo al frente en busca del gol que les daría el campeonato, pero un América bien ordenado paro sin Alfredo Tena quien había salido por lesión, estaba bien plantado en defensa y esperando contragolpear al rival, tal y como sucedió al minuto 77.

Antonio Carlos Santos tomó el balón y aprovechando el desorden en la defensa celeste, llegó al área cargado hacia la izquierda, vio las llegadas de Zague y Hermosillo, cedió el balón para el número 27 quien con la pierna derecha tiró fuerte razo y pegado al poste derecho de Pablo Larios, para sentenciar de una vez por todas el campeonato.

publicidad

Jorge Vieira era el entrenador del América y con este título se cerró una de las épocas más grandes en toda la historia del fútbol mexicano.

 

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad