MLS

Para Toronto FC el objetivo en 2019 será ser competitivo tanto en Concacaf como en MLS

El conjunto escarlata -dueño de la MLS Cup en 2017- tuvo un excelente comienzo en 2018 que lo llevó hasta la final de la Liga de Campeones, pero fracasó con su rendimiento doméstico.
13 Dic 2018 – 12:38 PM EST

El aprendizaje de 2018 servirá a Toronto FC en 2019.

Se puede aprender más de la derrota que de una victoria. Los errores desnudan las vulnerabilidades y los errores. Por eso el conjunto escarlata encarará su participación en la próxima Liga de Campeones de Concacaf de una manera diferente.

El campeón de la MLS en 2017 ya sabe que el primer rival en febrero dentro del torneo inernacional será Club Atlético Independiente, de Panamá.


"Aprendimos mucho sobre lo que tendremos que afrontar", explicó el entrenador Greg Vanney en la conferencia de prensa del cierre de la temporada. "Aprendimos mucho sobre lo que enfrentaremos", señaló Vanney. "Aprendimos cómo encarar el receso de una mejor manera; como encarar la pretemporada de una mejor manera".

Esa 'mejor manera' comprende tres categorías: a) maximizar la preparación física y la durabilidad de los jugadores; b) adaptar la pretemporada a ese propósito; y c) ampliar el enfoque.

"La primera cosa es que los muchachos tienen que trabajar durante las vacaciones", remarcó Michael Bradley. "Tienen que encontrar el balance entre la recuperación mental y física y asegurarse de que descansan, pero también tienen que trabajar para regresar en buen estado de forma, fuertes y listos para actuar. Así que desde el primer día podamos tener una base desde la que podamos construir".

Ese es el punto de partida.


"Hablaremos con cada uno de los muchachos para que sepan qué tienen que hacer en las vaciones y asegurarnos que estén preparados para cuando nos volvamos a ver", explicó Vanney. "El año pasado viajamos mucho durante la pretemporada, para prepararnos para lo que vendría en la Liga de Campeones de Concacaf", continuó el técnico. "Pero ahora reduciremos mucho los viajes. Fuimos a México para acostumbrarnos a los rivales mexicanos y a la altura. Pero cuando entrenas en esas condiciones la intensidad tiene que ser menor. Esta año mantendremos a los muchachos a altura del mar, y nos concentraremos en la intensidad y durabilidad".

"Ahora el grupo sabe qué esperar".

En 2018 Toronto FC preparaba su primera particopación en el torneo internacional desde la temporada 2012-13, y el interés era preparar el equipo para las particularidades del juego fuera de América del Norte. Este año, el objetivo estará en la preparación física.

La preparación para la Liga de Campeones en el inicio de 2018 fue buena (el equipo eliminó a varios rivales fuertes del fútbol mexicano y alcanzó la final), pero el equipo se descompensó con el correr de los meses en la temporada regular de la MLS.


"El año pasado nos enfocamos en la Liga de Campeones, en poder competir desde el inicio", señaló Tim Bezbatchenko, gerente general del club canadiense. "Lo que no consideramos es la posibilidad de ser durables a lo largo de 34 jornadas de temporada regular de la MLS. Este año vamos a procurar de que la pretemporada nos prepare para ambas cosas. Alrededor del mundo los equipos trabajan de esa manera".

"¿Cómo podemos competir en múltiples competiciones y tener opciones?", se preguntó Bezbatchenko. "Este año lo hicimos en dos de tres: Liga de Campeones y Campeonato Canadiense, pero nos quedó pendiente el tercer frente", expresó, en referencia a la no clasificación de Toronto a la postemporada de la primera división norteamericana.

En 2019, además, Toronto tendrá en cuenta las rotaciones y la profundidad de su plantel, así como la programación de los partidos.

"No hacen falta solo 11 jugadores, sino entre 16 y 18 para competir en múltiples competiciones", comentó el gerente general. "Se trata de mirar a nuestro calendario, trabajar con la liga tanto como podamos para tener nuestra influencia. Se trata de analizar los viajes, de buscar cómo ser mentalmente fuertes en una temporada en la que tendrás que jugar más de 45 partidos".

"La experiencia nos ayudará", confió el defensor Eriq Zavaleta. "Saber que desde el inicio tendrás que jugar partidos importantes, que es algo que manejamos bien este año. Pero no podemos poner todas nuestras fichas solo allí. Haremos un mejor trabajo administrando el trabajo en las diferentes competiciones. No tenemos que permitir tener un comienzo malo en la liga. Tenemos hacer de los partidos de la MLS una prioridad".


"Jugar en Concacaf fue difícil", admitió Víctor Vázquez. "Tenemos que apuntar a esa competición como hicimos a comienzos de este año, pero también tenemos que ocuparnos más de la liga. Tenemos que estar preparados para todo".

En la Liga de Campeones de 2018, Toronto FC derrotó a Colorado Rapids en octavos de final, antes de dejar en el camino a dos equipos poderosos de la Liga MX como Tigres UANL y el Club América. El 'expreso carmesí' se detuvo cuando en la final el rival fueron las Chivas de Guadalajara.

Pese a la decepción final, para Jonathan Osorio "fue una gran experiencia".

"Sentir cómo es jugar en México. Muchos de nosotros jamás habíamos experimentado eso antes", reflexionó. "Pero ahora ya le tomamos el gusto. Estaremos más preparados el año próximo".


RELACIONADOS:MLSToronto FCLiga Campeones - CONCACAF

Más contenido de tu interés