MLS

Fanático de Portland Timbers escala las siete montañas más altas del mundo, en tiempo récord

Colin O’Brady recorrió los seis continentes, escalando las montañas más altas del mundo y siempre acompañado de su equipo favorito.
21 Jun 2016 – 12:22 PM EDT

Si sabes algo de escalar montañas, sabrás que no puedes empacar cualquier cosa en tus mochilas. Cualquier peso adicional podría resultar contraproducente en una de las actividades más peligrosas en el planeta.

Por eso, Colin O’Brady se aseguró de empacar lo esencial en su mochila: una bufanda de los Portland Timbers, actual campeón de la MLS. O'Brady es nativo de Portland, fanático de los Timbers, y escaló no solo una, sino siete montañas. Además, lo hizo en tiempo récord.

O’Brady, un triatleta y aventurero, llegó a la cima más alta en cada uno de los seis continentes y en ambos polos (norte y sur) – hazaña conocida como las Siete Cumbres o el Grand Slam de los Exploradores – y en tiempo de récord mundial. Completó el ambicioso proyecto en 139 días, y dejó ver su orgullo por ser del actual campeón de la MLS a través de su viaje.


La travesía de O’Brady fue realizada como parte de una campaña de caridad para combatir la obesidad infantil. Puedes leer más sobre O’Brady aquí (en inglés).

O'Brady comenzó en su travesía en enero de 2016 en el punto más extremo en el Polo Sur, para luego pasar al Macizo Vinson -el punto más alto de la Antártida. Posteriormente llegó a Argentina para escalar el punto más alto del hemisferio sur y el segundo más alto del mundo, el Aconcagua.

De ahí, O'Brady cruzó el Océano Pacífico hasta Indonesia donde llegó al Monte Jaya (conocido también como pirámide Carstenz), el punto más alto de Oceanía, para después subir al Kilimanjaro que es la montaña más elevada de África, ubicada en el norte de Tanzania. Llegó así a Europa para escalar su punto más elevado, el Monte Elbrús que se encuentra al sur de Rusia.

Con tres paradas más, O'Brady llegó a la latitud 90 grados al norte, la ubicación más al norte del planeta Tierra. Desde ahí viajó un poco hacia el sur y escaló el Monte Everest cuya altitud de más de 8 mil ochocientos metros lo convierte en la montaña más alta del mundo.

Finalmente, regresó a Estados Unidos para escalar el punto más elevado de Norteamérica, el Denali, y de esta manera completar el Grand Slam en tiempo récord.


RELACIONADOS:MLSPortland Timbers CF

Más contenido de tu interés