publicidad
En el perfil de Facebook de Anthony Ross fue publicado un video en el que canta villancicos con su hijo de 11 años el 25 de diciembre, horas antes de que la policía hallara muerto al niño.

Compartió un video cantando un villancico con su hijo; horas después, lo arrestaron por matarlo

Compartió un video cantando un villancico con su hijo; horas después, lo arrestaron por matarlo

Tras dispararle a su exesposa Iris y sus niños de 11 años y 10 meses, Anthony Milan Ross, un motivador profesional, desató un tiroteo con la policía en Navidad, señalaron autoridades en Phoenix, Arizona.

Hombre asesino a su esposa y a sus dos hijos Univision Television Group

Antes de que la policía de Phoenix lo arrestara en la noche de Navidad y lo acusara de matar a su esposa y sus dos hijos, Anthony Milan Ross se presentaba a sí mismo como un motivador profesional e impulsor de la alimentación vegana.

En sus redes sociales y sitio de internet contaba cómo ayudar a otros a escapar "la garra mortal de la obesidad" se había convertido en la misión de su vida.

Ross enfrenta ahora tres cargos de asesinato en primer grado, dos de agresión agravada y uno por disparar un arma dentro de los límites de la ciudad, de acuerdo con el registro de la Oficina del sheriff del condado de Maricopa. Sus víctimas fueron identificadas como Iris Ross, de 38 años, Nigel, de 11 años y Anora, de solo 10 meses.

Iris Ross y sus hijos Nigel y Anora.
Iris Ross y sus hijos Nigel y Anora.


En su cuenta de Facebook, horas antes de que oficiales fueran despachados al complejo de apartamentos en el número 1601 East de Highland Avenue, un video muestra a Ross cantando 'Santa Claus is Coming to Town' junto a su hijo Nigel.

En el clip, compartido a las 1:35 pm, ambos aparecen sonriendo y cantan animadamente. Ross dice que es la víspera de la Navidad, un día antes de que se atrincherara y, de acuerdo con la policía, asegurara haber matado a sus hijos. Los oficiales fueron despachados poco antes de las 4:00 pm.

La policía de Phoenix describió la tragedia como un incidente de violencia doméstica.

Divorcio y tragedia

Ross y su esposa se casaron en Houston en septiembre del 2009. Se separaron en junio luego de ocho años juntos, según documentos judiciales obtenidos por The Republica de Arizona.

publicidad

La pareja finalizó el matrimonio en términos "amigables" y se acordó que Anthony Ross tendría a los niños el 24 de diciembre y la madre los buscaría para que pasarán la Navidad con ella.

Como parte del acuerdo al que llegaron durante le divorcio, Iris, quien trabajaba como ejecutiva en el St. Joseph's Hospital and Medical Center, se comprometió en pagar 766 dólares mensuales de manutención para los hijos a su exmarido. Ella ganaba 150,000 dólares al año, él cerca de 30,000 dólares, reportó el medio citando los documentos del divorcio.

En un comunicado enviado a medios locales, el hospital describió a su exempleada como una "persona fabulosa con un gran corazón".

Relacionado
.
Para las víctimas invisibles de la violencia, la Visa U puede ayudar


Su compañera de residencia, Lushanya Echeverría, le dijo a The Republic que su amiga era "maravillosa" y "simplemente veía lo bonito" en todo.

Por su parte, en una biografía publicada en su sitio web, Anthony Milan Ross da cuenta de su lucha por superar la obesidad. Como el menor de cinco niños creció en una casa en la que "la comida, la familia y los amigos eran el centro". Tanto su madre como su abuela eran obesas y él empezó a sufrir de sobrepeso cuando tenía 24 años, señala el texto.

Al cumplir los 30 años, ya era extremadamente obeso. Llegó a pesar incluso 500 libras, hasta que optó por una dieta basada en las plantas, asevera.

La unión de Iris y Anthony se acabó definitivamente en septiembre. Echeverría señala que su amiga le dijo que tenía problemas con su exmarido.

Tras la tragedia, Echeverría le enfatizó a The Republic que espera que otras mujeres en relaciones abusivas busquen ayuda al enterarse de este caso.

Vea también:

En fotos: Miles de personas salen a las calles para protestar contra la violencia machista
publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad