publicidad

Los otros estadounidenses que cruzan a Tijuana: así se curan los adictos a los opioides en la frontera

Iván Velázquez, uno de los jóvenes hispanos que se rehabilitan en la ‘Clínica Nuevo Ser’ de Playas de Tijuana, México. | Isaias Alvarado

La crisis de los opioides, que sigue incrementando su estela de muerte, ha alcanzado a los hijos de los inmigrantes, pero debido a los elevados costos de la rehabilitación en EEUU sus padres los llevan a clínicas en México. Allá pasan varios meses incluso en contra de su voluntad. Visitamos una clínica en Tijuana que cada vez más recibe a jóvenes adictos a la heroína y medicamentos para el dolor.
publicidad
publicidad
publicidad
publicidad
publicidad
publicidad