Laura - 'Mi madre se volvió a casar y no soporto a mi hermanastro' logo-...

Shows

Laura
Lunes a Viernes - 11AM / 10C

Laura

Laura - 'Mi madre se volvió a casar y no soporto a mi hermanastro'

Transcripción del Video

♪♪♪.

>> Yo lloraba del daño y la

presión, y a la nena yo la bañé,

la peiné, le di juguitos, comió,

la niña pues a ratitos se le

llenaban de agua los ojitos.

Iba y le decía, ¿Qué te pasa,

princesa?

Extraño mucho a mi mamita y se

ponía a llorar.

♪ Laura tú estás pendiente de

todos ♪.

♪ Laura resuelve mi situación ♪.

>> Hola, bienvenidos, un abrazo

fuerte, fuerte, fuerte, fuerte

para todos, hoy estamos felices,

tenemos un programa

espectacular, vamos a paralizar

México con un exclusiva, todos

los medios en la puerta de su

casa, día de días buscando las

declaraciones de esta mujer que

pasó a la historia por ser la

que devolvió a Valeria, esta

mujer que fue el ángel de

Valeria pues todos los medios

quieren declaraciones de ella, y

de qué fue lo que pasó, están en

la puerta de su casa, yo creo

mejor ya no esperen mucho ahí

porque la verdad declaraciones

exclusivas de Aquilina, la

tenemos aquí, acá tenemos las

declaraciones.

(Aplausos).

>> Vamos a...

yo quiero agradecerle ¿verdad?

De manera muy especial al

embajador de México en El

Salvador, a Raúl López Lira, a

Leonardo Ayala cónsul de México

en El Salvador, a la gente de mi

canal, de Canal 6 de tele

corporación salvadoreña, a la

policía de El Salvador de

Sonsonate, gracias a El Salvador

y a todo el pueblo salvadoreño

que se unió a apoyarme en este

caso.

iArriba El Salvador, señores!

>> Y vamos, vamos ahora con un

tema, muy pronto estaremos por

cierto grabando en Tapachula los

casos sobre trata, una, una

serie de casos de verdad gracias

a Raciel López, el procurador

del estado de Chiapas, un

aplauso para él, gracias por

darnos todo el apoyo, pero ahora

vamos...

ay, porque es una lucha, cuando

uno se divorcia, se vuelve a

casar, vienen los hijos del

hombre, vienen los hijos de la

mujer y es una guerra sin

cuartel, porque, y por qué le

das a él, y por qué no a mí, si

entre hermanos se pelean, entre

hermanastros es peor todavía.

Evelyn dice que el hermanastro

la maltrata, le pega, la acosa y

que la mamá porque el papá tiene

plata por el marido...

ahí, ahí, de verdad que hay

mujeres que por el marido que

las mantienen hacen de todo,

pero bueno, Evelyn dice que

prefiere a los hermanastros que

a ella que es su hija, qué dice,

adelante, qué dice.

>> Laura, ayúdame por favor, ya

no aguanto más, vivo acosada por

mis hermanastros, mi madre no me

cree.

Mamá, Osvaldo me intentó violar

otra vez.

>> iYa basta!

Si quiere a su novia, qué

necesidad tiene de verte a ti

por favor.

>> Ayúdame, por favor, Laura.

>> Muy bien, en unos instantes

una exclusiva mundial aquí en

este programa, pero antes que

pase Evelyn, adelante.

>> Hola, Evelyn.

>> Hola, buenas tardes.

>> Bienvenida, cuéntame tu mamá,

tu papá se separaron, ¿cómo era

la vida cuando estabas con tu

mamá y con tu papá?

¿Cómo era todo esto?

Cuéntame.

>> Pues todo estaba muy bien,

Laura, pero mi mamá este, pues

se peleaban mucho, Laura.

Ellos siempre han tenido

conflictos, entonces cuando

ellos se separan fue por una

infidelidad que le hizo mi papá

a mi madre.

>> Ajá, tu papá la engañó y ella

se enteró.

>> Y ella se enteró, entonces se

separaron y pues.... estuvimos

medio años solas.

>> ¿Qué pasó cuando tu madre

vuelve a reencontrarse con Juan?

Porque Juan era su primer amor.

>> Sí.

>> La historia de la mamá de

esta chica es que ella, su

primer amor fue Juan, el actual

padrastro de ella, se dejaron de

ver y se reencontraron, ¿verdad?

>> ¿Cómo es tu vida con Juan y

con sus hijos de Juan?

Porque cuando se juntan a dos

familias es una guerra nuclear,

¿cómo es?

>> Cuando yo llego a la casa de

Juan, que es mi padrastro,

cuando llegamos, pues yo llego

con miedo, Laura, por ese miedo

que vivir con dos hombres.

>> Tu padrastro tenía dos hijos

hombres.

>> Dos hijos hombres.

>> Osvaldo y Carlos.

>> Muy bien, ¿cómo fue tu vida

con ellos?

>> Mi vida con ellos, pues

siempre diferencias, este,

Laura, luego mi mamá decía que

amaba pues Juan y pues eso a mí

me duele el alma, Laura,

porque...

porque mi mamá no me quiere, yo

siento eso que no me quiere

porque siempre le compra todos a

mis hermanastros, cuando yo

estoy en la casa quiero agarrar

algo de la cena y me dice que no

lo toque, que eso es despensa de

ellos, que yo soy la arrimada,

me tratan como chacha, trato de

hacer el que hacer, yo siento

que me tengo que ganar el taco

en esa casa, Laura.

>> Te sientes como la arrimada,

como la...

cenicienta por así decirlo,

¿verdad?

>> Sí, Laura, y mi mamá prefiere

a ellos que a mí que soy su

hija.

>> Muy bien, es increíble todos

los conflictos que se arman

luego de que juntas a dos

familias, porque es difícil, es

difícil, con los hermanos de uno

es difícil, con otros es más

complicado todavía, ¿verdad?

>> ¿Y por qué a él?

¿Y por qué a mí no?

¿Y por qué le compras a él los

zapatos?

¿Por qué a mí no?

Y a él le das permiso y a mí no,

bueno, todos estos conflictos en

unos instantes.

Vamos a una pequeñísima pausa y

la exclusiva que va a paralizar

México, aquí en unos instantes.

Pausa y volvemos, no se muevan,

regresamos.

>> Mi vida con ellos pues,

siempre diferencias, y pues eso

a mí me duele, Laura, porque...

porque mi mamá no me quiere,

siempre le compra todo a mis

hermanastros, me trata como

chacha.

>> La cenicienta, por así

decirlo ¿verdad?

>> Sí, Laura...

>> Muy bien, qué conflictos

suceden cuando se unen dos

personas que ya tienen hijos a

convivir juntos y la verdad que

se crean muchísimos problemas,

sobre todo ella dice que su

madre hace diferencias, que

prefiere a los hermanastros en

lugar de a ella, ¿verdad?

>> Sí, los prefiere a ellos en

todo, les hace todo y luego yo

también tengo que estar la

apoyando para estar haciendo las

cosas.

Ellos sí tienen dónde dormir,

Laura, yo me duermo en el piso,

en una cobija.

>> ¿Cómo que tú te duermes en el

piso?

>> Sí, en una cobija, Laura.

Ya no aguanto eso, luego ellos

tienen clóset dónde guardar su

ropa, yo no tengo dónde guardar

eso, Laura.

>> O sea, hacen una grave

diferencia.

>> Sí, ellos se van al cine,

salen a comer, yo quisiera ir

con ellos a veces, Laura, pero

no, ellos siempre me hacen a un

lado y prefieren que yo me quede

en casa.

>> O sea, va a tu mamá con tu

padrastro y los hijos de tu

padrastro y así te dejan como la

empleada.

>> Se van todos y me tengo que

quedar hacer el que hacer, eso a

mí me duele, Laura, porque yo

que soy su hija le quiere más a

ellos que a mí.

>> Encima Osvaldo te maltrata,

>> Te trata mal, te empuja, te

golpea.

>> Sí, él me golpea, Laura, ha

querido abusar de mí, luego me

mira...

como mira, a mí me da miedo, yo

vengo atemorizada, Laura, yo

quiero que tú me ayudes.

(Llanto).

>> Luego estamos en la mesa, me

mira, cuando estamos en la

cocina, en la sala, en el baño,

Laura, luego ellos andan con

ropa así, sin playera.

>> Claro, una casa de hombres

solos, de repente llegan mujeres

y es complicado, son dos

hermanos, y con Carlos te llevas

bien, porque dices que él te

defiende.

>> Sí, él sí me defiende, Laura,

él de hecho ha querido tener una

relación conmigo, él me ha

propuesto que...

está enamorado de mí.

>> Es que claro, de repente

chicos adolescentes en la peor

edad, en la edad de la

adolescencia, meten a una chica,

la cosa se complica, obviamente

pues pasan cosas, ¿qué dice el

hermanastro?

Adelante.

>> Yo no sé por qué Evelyn viene

a decir que la acoso

sexualmente, que la he intentado

violar, ¿qué le pasa?

¿Qué está loca?

Lo único que he hecho, es

sacarla de la calle cuando se

quedó sin trabajo.

>> Osvaldo, mijo.

>> Que se acuerde cuando su mamá

vino hasta mi negocio a pedirme

empleo para ella, porque ella no

tenía ni para comer.

A raíz de eso he tenido

problemas con mi novia Gema,

pero eso me sacó, Laura, por

querer ser buena gente.

>> Tan bueno digo yo, que pase

el buena gente, adelante,

Osvaldo.

(Abucheos).

>> Buenas tardes, señorita

Laura.

>> El me acosa, Laura.

>> No seas mentirosa, Evelyn, yo

no te estoy diciendo, yo no te

hago nada, Evelyn, eres una

mentirosa.

Perdón, señorita Laura.

>> Te pasa por ser bueno.

>> Pues sí, por ser buena gente,

por quererla ayudar, Laura.

>> ¿Qué pasó cuando recién te

mudaste a la casa de ellos?

>> Cuando recién me mudé, Laura,

yo estaba en la recámara

recostada y él entró, aventó la

puerta, y me empezó a tocar,

>> No seas mentirosa, Evelyn.

>> Sí, Osvaldo.

>> Yo no te hice nada a ti.

>> Mire, señorita Laura, lo que

pasó ese día, fue hace alrededor

de un mes, señorita Laura,

porque ella me, me, yo estaba en

mi sala, estaba viendo yo la

televisión.

(Gritos).

>> Ustedes no se metan.

>> A ver.

>> Mire, señorita Laura.

>> iEs una niña!

>> Ay, ella no es una niña,

véanla.

Yo llegué y me habló, me habló a

su cuarto, dije bueno, ha de

querer que le ayude a levantar

algo, no sé.

>> Ah, de querer que le ayude a

levantar algo.

>> Pero yo, yo quería ayudarle,

dije bueno, es mi hermana, a lo

mejor necesita, no sé...

arreglar algo de su cuarto.

Al momento de que yo entré cerró

la puerta y me empezó a decir

que yo le gustaba, que quería

tener...

>> No es cierto, es mentira.

Cuéntale la verdad...

>> Pues esa es la verdad,

Evelyn, esa es la verdad.

>> Tú empezaste a tocarme.

>> Yo no te toqué, Evelyn.

>> Y en eso llegó.

>> Señorita Laura, ella nada más

empezó a llorar y a gritar, y

eso porque desgraciadamente mi

hermano ese día llegó temprano

de trabajar, ella escuchó que

había alguien en la casa, se

aventó solita a la cama y empezó

a llorar y a gritar.

>> Y tú aventaste de casualidad.

>> No, porque en ese momento.

>> Pero, perdón, pero Carlos

dice que te vio encima de ella.

>> Carlos es un mentiroso...

>> ¿O te caíste?

>> No, yo estaba.

>> Se cayó, se cayó.

>> No, yo no me caí, Carlos fue

el que llegó a golpearme a mí,

que según porque yo la estaba

acosando a ella, cuando no es

cierto.

>> Está loco Carlos, ¿no?

Loco, y ella también está loca.

>> Porque tú tienes novia.

>> Yo tengo a mi novia...

y ella.

>> Claro.

>> Y yo la amo, es más, yo soy

un buen chico.

>> Ah.

>> Mis papás, a mí me enseñaron

valores, Laura.

>> Ajá, muy bien, ¿dónde está tu

mamá?

Porque yo lo que no entiendo,

puedo entender a este chico,

pero lo que no entiendo es a la

mamá de ella, por qué la mamá no

la defiende a ella y lo defiende

a él.

>> Porque nosotros aportamos

dinero, Laura.

>> iQue pase la desgraciada, es

Rosa!

>> Siéntate acá, siéntate acá,

al costado de este señor.

>> No entiendo por qué en lugar

de apoyar a tu hija, apoyas a

hijos que no son tuyos.

>> Mire, señorita Laura, yo,

Laura, quiero que me ayude con

Evelyn, Evelyn es una mentirosa,

eso que está diciendo es falso,

señorita, de Osvaldo, eso es

falso, eso no es verdad,

señorita Laura.

>> ¿Por qué lo defiendes, mamá?

>> Es una mentirosa, siempre te

la pasas llorando para que la

gente te crea...

>> A ver, a ver, a ver, a ver, a

ver.

Y usted por la plata que le da

el hombre agacha la cabeza y

permite, yo he visto casos...

ay, casos de verdad y, Estela,

los hemos visto tú y yo, hay

cosas tan fuertes que en este

programa no puedo sacar, pero

nosotros hemos visto como madres

permiten que su propio maridos

abusen de las hijas solamente

para mantenerse al costado del

hombre y por plata.

>> Así es.

>> Usted lo que le interesa es

que este joven y su marido,

perdón, su marido de usted le da

plata nada más.

>> Lo que pasa, señorita...

>> ¿Qué pasó con su primer

marido?

¿Qué pasó con el papá de ella?

>> Pues, yo lo dejé, señorita

Laura, porque me engañó.

>> Ajá.

¿Y qué pasó?

Y ahora cometiste...

>> No, señorita, ya hace 25

años...

>>...

parece un perico, parece un

perico, muy bien.

>> Este...

conocí, ya, este Juan y Juan es

el amor de mi vida.

>> Juan es el amor, entonces...

>> La tratamos bien.

>> Son muy buenas gentes...

>> Muy bien, los amores de la

vida de las mujeres siempre

tienen que estar por debajo de

los hijos, porque los hijos

siempre tiene que estar en

primer lugar.

>> Muy bien.

>> Yo lloraba verdad de la

presión y la nena yo la bañe, la

peiné, le di juguitos, comió, la

niña por ratitos se le llenaban

de agua los ojitos, iba y le

decía, ¿qué te pasa, princesa?

Extraño mucho a mi mamita, dice

y pues se pone a llorar.

>>... Y me empezó a tocar.

>> Al momento de que yo entré,

cerró la puerta y me empezó

decir que yo le gustaba.

>> Bueno, Carlos dice que te vio

encima de ella.

No entiendo por qué en lugar de

apoyar a tu hija, apoyas a hijos

que no son tuyos.

>> Ella es una chismosa, una

>> Los amores de la vida de las

mujeres siempre tienen que estar

por debajo de los hijos, porque

los hijos siempre tienen que

estar en primer lugar.

la niña por ratitos se le

llenaban de agua los ojitos, iba

y le decía, ¿qué te pasa,

princesa? Extraño mucho a mi

mamita, dice y pues se pone a

llorar.

>> Están arriba.

>> Muy bien, la señora como

muchas mujeres es más mujer que

madre, ¿verdad?

Hemos hablado de ese tema y da

más asco, a mí, perdón, señora,

con el respeto que me merece, a

mí, a mí, una mujer, una mujer

que prefiere al hombre que a su

hija a mí particularmente me da

asco, porque como para mí, mis

hijas son primero, lo lamento

pero es así, que pase, por

favor, la madrina, Blanca,

adelante, por favor.

>> Muy bien la madrina de

Evelyn, ella la apoya.

(Todos hablan).

>> Siéntate, por favor.

>> Es una chismosa nada, nada

más se la pasa allá en la casa.

>> Muy bien, ¿qué es lo que

pasa?

Tú eres madrina de ella.

>> Sí, señorita, lo que pasa es

que mi comadre la trata muy mal,

eh, parece que no es ni su mamá,

no tiene, no la apoya, ve que la

hostiga y este señor la pone

mal, como no.

>> No es cierto.

>> No es cierto, señora, usted

nada más va de metiche.

>> Yo la amo, yo te la voy a

quitar.

>> Qué pase el marido de la

desgraciada, adelante, Juan.

Muy bien, se conocieron en la

adolescencia, ¿verdad?

Ahí fueron novios, y de ahí tu

papá los separó, ¿verdad?

>> Nos separó mi papá, porque

dice que este hombre a mí no me

convenía, y con el tiempo ahora

nos reencontramos.

>> Tenemos un año, un año y

medio que nos encontramos.

>> Qué están juntos nuevamente,

¿por qué?

¿Por qué permites que tus hijos

le falten el respeto a ella?

>> No le faltamos el respeto,

señorita.

>> ¿Ah, no?

>> Simplemente a ella...

>> Agradecida debería de estar

con nosotros.

>> Sí, señorita Laura.

>> Se le dio trabajo, se le dio

trabajo a ella, aparte se le dio

también estudio y ahora no sé

qué viene a reclamar aquí.

>> Señorita Laura, si trabajo me

obligan a trabajar en el taller

de...

>> Yo no te obligo.

>> No me da ni un quinto, nada,

me tiene trabajando y no me

paga.

>> ¿No te pago, Evelyn?

>> No, y luego llegó a la casa y

también tengo que hacerles sus

cosas a estos, allá ayudarle a

mi mamá.

>> O sea, encima de que te

explotan eres la chacha de tus

hermanastros.

>> Sí, sí, Laura, yo no aguanto.

Porque eres mujer te hacen

trabajar y te hacen hacer más

cosas ¿verdad?

>> Me obligan a trabajar ahí, en

la imprenta de estampados de

playeras, estampamos playeras

ahí, luego esta, estoy yo pero

luego estos vagos y nada más se

la pasan hostigándome.

>> Que nadie te falta el

respeto.

>> Ve lo que su hijo Osvaldo me

hace y lo tapa, Laura.

>> Sí, él sabe, Laura.

>> Ella es una mentirosa.

>> Nosotros lo que hacemos, lo

que hacemos es ayudarla.

>> Qué bueno.

Ay, ayuda.

>> Sabe, señorita Laura, lo

que... es que no está

acostumbrada, ella estaba

acostumbrada a otras cosas, y

llega con nosotros, es obvio,

tenemos este, aquí nosotros

diferentes modos.

>> Claro, obviamente, ustedes

están acostumbrados acosar a

tocar...

>> Señorita Laura, nosotros

vivíamos independientemente,

ellas llegan a la casa...

y además ella no se acopla.

>> No se acopla.

>> A ver, ustedes se tienen que

acoplar porque si tú la quieres

a la mujer, deberías querer a la

>> Pero ella no se acopla a

nosotros, ¿sí?

Ellos llegaron a nuestra casa y

nosotros las llevamos a casa,

>> Muy bien, muy bien, la señora

se ve muy pintarrajeada, muy

arreglada.

>> Señorita.

>> Ya nada más, ya nada más se

dedica a los negocios que

nosotros tenemos.

>> Ajá, y por eso aguanta que tu

hijo la toque a su hija,

>> No es así, señorita Laura...

>> Por la plata es capaz hasta

de prostituir a su hija, cómo

pueden haber mujeres así, ¿no?

Qué asco de verdad, me repugnan.

Que pase la novia, Kenya,

Que pase la novia.

>> Es una buena muchacha.

>> Una niña joven.

¿Cuánto tiempo que tienes con

Osvaldo?

>> Hace siete meses lo conocí.

>> Al mes de conocerlo empezamos

a salir, ahorita llevamos medio

año de relación.

>> ¿Y qué problemas hay ahora?

Porque ella acusa a tu novio de

maltratarla, eh, que abusan de

ella, la tienen de empleada, y

que incluso han llegado a

tocarla, grave acusación.

>> Sí, esa niña me parece

totalmente falsa, siempre se la

pasa acosando a mi novio.

>> Claro que sí, se la pasa.

A ver, permítanme, se la pasa

acosando a mi novio.

>> O sea, que tu novio es

Alejandro Fernández, Pablo

Montero.

>> Pablo Montero es su novio.

>> Señorita Laura, mi novio

tiene valores, tiene principios,

es una persona muy respetuosa, a

mí jamás, jamás me ha faltado el

respeto, al contrario, me trata

como una reina y siempre lo ha

hecho, claro que sí.

>> Muy bien, muy bien, muy bien.

Y pues, tú nunca has tenido

hijos, ¿verdad?

>> No, yo nunca he tenido hijos.

>> Y nunca, por casualidad, hay

ahora me dice la memoria, no sé,

últimamente estoy con muy buena

memoria, señor director, me

viene a la memoria algo, algo, a

ver, ¿hay otros casos contigo?

>> No.

>> Hasta ahorita, señorita

>> Yo soy un hombre bueno.

>> Yo a él lo he enseñado que

sea recto.

>> Ajá, son hombres honorables.

>> Somos honorables, y

tenemos...

somos educados, somos buenas

personas.

>> El tipo de hombre que tiene,

>> Ay, claro que no.

>> El tipo de novio que tiene,

pero no me creyó, dice que yo

soy la que le miento.

>> Claro, lógicamente a ella le

interesa porque el novio tiene

plata...

>> No, no es cierto.

>> No, señorita, ella me ama.

>> A ver, uno por uno, por

favor.

>> Ella es la que está buscando

su dinero, siempre...

>> No la deja en paz.

>> A ver, en qué cabeza cabe si

ella lo está denunciando que va

a buscarlo, al contrario, ¿qué

quieres decir, Juan, tú?

>> Señorita Laura, ella, ella

miente...

>> tiene cara de mañoso.

>> No, señorita Laura, nosotros

nos queremos, nos amamos, a

ella, a ella le da coraje que su

madre haya vuelto hacer su vida.

>> Y que nos dé preferencia a

nosotros.

>> Pero no es cierto.

>> Yo no hice nada, Laura, él

trata de meterle cosas a mi mamá

que yo soy la que miento, Laura.

>> ¿Y por qué?

Además por qué Carlos tu otro

hijo la apoya.

>> Señorita Laura, ya los echó a

pelear, ya le lavó la cabeza a

Carlos.

>> Ay.

>> Muy bien, vamos a ir a una

pequeña pausa.

Y el capítulo final ¿verdad?

El capítulo final de la historia

de Valeria.

Vamos...

¿qué pasa?

¿Hay una mención ahora?

Ah, no, es que me ponen en la

pantalla, te tengo que ir a

mención, ¿no?

Ok, por favor que se pongan de

acuerdo, vamos a una pequeñísima

pausa, porque veremos con el

capítulo final de Valeria, pausa

y volvemos.

>> ¿Por qué permites que tus

hijos le falten el respeto a

ella?

>> Se le dio trabajo a ella,

aparte se le dio también

estudio.

>> Siempre se la pasa acosando a

mi novio.

>> Tú nunca has tenido hijos,

>> Son hombres honorables.

>> Vamos con el capítulo final,

como se diría el último capítulo

de una historia que paralizó el

país, México fue paralizado por

esta historia, y nosotros

tenemos aquí el final, adelante

con la historia.

>> En la plaza bicentenario en

Texcoco, una noticia que nos

conmovió a todos que salió en

todos los diarios y hasta hoy no

tenemos ninguna información,

>> Fue un día normal, ¿no?

Ibamos a abrir, abrimos, ella se

puso a jugar, y fue en cuestión

>> Cuestión de segundos

prácticamente, es eso ¿verdad?

>> La gente que la haya visto

póngase una mano en el corazón y

piense que hoy es Valeria, pero

que mañana puede ser cualquiera

de sus hijos.

Y desde aquí este programa se

pone la camiseta de Valeria y

vamos a luchar hasta recuperar a

Valeria.

>> Salió una información falsa.

>> Efectivamente, yo seguía con

la búsqueda de mi hija, cuando

me llaman, así que, qué rápido,

que es muy importante, entonces

pues yo me espanto y no se debe

de hacer eso lo que hicieron, no

se puede jugar con la vida de

una persona, y menos de una

niña, yo estoy en toda la lucha

de querer recuperar lo que más

quiero, y es tenerla, volver a

abrazarla, volver a ver su

sonrisa.

>> Yo soy mamá, tengo hijas y

estoy en tu lugar y pienso que

lo más importante es que todos

ustedes nos sumemos todos los

mexicanos por Face, Twitter,

pasen al foto, cualquier cosa

que ustedes pueden pensar que es

una pequeñez, nos puede ayudar a

que Valeria vuelva a casa.

>> iLaura, Laura, Laura!

>> Yo lo que quería decir es que

éste es un logro de ustedes, de

la virgen de Guadalupe, que la

virgen de Guadalupe nos ha

ayudado, esto se lo vas a dar a

Valeria, está bendecida.

Se la vas a poner a ella, ¿ya?

>> Gracias, Laura.

>> iBravo!

>> iGracias!

>> Acá está con mi medalla ve.

>> Anda con el tío Cristian

afuera para poder conversar con

la mamá.

>> Esto aún no termina, esto aún

no termina, todo el mundo ha

estado detrás de la primicia de

la exclusiva, todo el mundo ha

estado detrás de conocer el

rostro del ángel que salvó a

Valeria, aquí está toda la

familia de Valeria, acá esta su

mamá, ellos todos han venido

porque quieren ver el rostro del

ángel, porque fue un ángel el

que salvó a Valeria, vamos a

terminar este caso para terminar

con el capítulo, con nuestra

historia de que la verdad para

mí, para este programa es un

orgullo el caso de Valeria,

márqueme por favor, señor

director, a los...

ok, márqueme cuando queden 8.

>> Perfecto.

>> Muy bien, que pase entonces

Carlos, adelante.

>> Muy bien, Carlos, afirma...

>> Ha visto, ¿verdad?

>> Tú, tú eres el desgraciado

que la ha hecho la vida

imposible.

ver, a ver.

>> Tú le has hecho la vida

Yo tengo la prueba de que él

acosa a Evelyn, su madre lo

acepta y todo el mundo en esta

casa está de alguna manera

apoyando esta porquería, porque

además no es la primera vez que

el señor con su hijo acosan a

las hijastras de sus parejas, él

tuvo otra pareja y acosó a una

chica llamada Fanny, pero

además, tiene un historion este

chico, porque hasta hijos tiene,

señora, pero veamos cómo acosa,

porque yo le puse una cámara,

adelante.

>> Suéltame, no, suéltame,

suéltame, no.

No, suéltame.

iNo, déjame!

>> Te lo dije, mamá, que me

estaba acosando.

>> Muy bien, obviamente pues con

este video se va al ministerio

público, pero además vamos con

la imagen de la mamá del hijo de

este señor, de Daniela,

Cámara escondida de Daniela.

>> Osvaldo, por favor, espera...

necesito que me ayudes.

>> No me importa.

>> Por favor, el niño está

enfermo.

>> Y eso a mí qué.

>> Ayúdame.

>> Yo no tengo dinero, yo no

tengo por qué hacerte...

>> Por favor, Osvaldo.

>> Mira, yo ya te dije que la

próxima vez que yo te iba ...

>> ¿Qué dice la novia?

¿Qué dice la novia?

>> No, por favor, ya lo hiciste

una vez, hazlo por el niño.

No, por favor.

No...

>> Muy

>> Muy bien, regresamos al set,

él tiene un hijo que no se ocupa

de él, pero acá está tu novio.

>> Sí, aquí está mi novio, se

llama Daniel.

>> Que pase Daniel, síganme a

mí, síganme a mí.

Que pase Daniel, adelante.

>> Muy bien, Daniel, tú dices

que has tenido que aguantar

golpes, maltratos, y todo tipo

de acosos por parte de ellos,

>> Es un delincuente este.

>> Tú no más vas a causar

problemas a mi casa.

>> Estás loco.

>> ¿Cómo te atreves a decir?

>> Muy bien, pero acá hay otra

persona que dice que tú la

acosabas.

>> A quién, yo no acoso a nadie,

a ninguna.

>> Que pase Fanny, adelante.

>> Que pase Fanny.

>> Fanny, ¿lo conoces?

>> Tú no nos conoces a nosotros.

>> Siéntate, por favor, cuéntame

tu madre estuvo viviendo con

Juan ¿verdad?

>> ¿Cuánto tiempo vivió tu

madre?

>> Tres años, desde que yo tenía

13 años hasta los 16 años,

>> Hasta los 16.

¿Qué problemas tuviste con

>> Bueno, señorita Laura,

Osvaldo trató de abusar de mí

varias veces.

>> ¿Qué?

>> No seas mentirosa, yo no

quise, no es cierto.

>> No mientas, su padre me

obligaba a trabajar, señorita

>> No es cierto que yo te

obligaba a trabajar.

>> Igual que a ti.

>> Mi madre me defendía de él.

>> Cínico...

>> Muy bien, el marido de ella

está acá, que pase el marido

>> El marido de Fanny.

>> El marido de Fanny está acá.

>> El dice que ha sufrido mucho,

Por culpa de lo que le hicieron

estos desgraciados.

>> Y que ella quedó muy

traumada, ¿verdad?

>> Mire yo vengo a que se haga

justicia porque no es justo que

por unos delincuentes, unos

desgraciados como este tipo...

>> A ver, a ver, a ver, a ver.

A ver, a ver, a ver, por favor,

Muy bien.

>> Yo ni te conozco.

>> No, que lo que pasa.

>> No, pues tú no me conoces, yo

tampoco te conozco pero sí sé de

ti.

>> Muy bien, y él toda la vida

le hizo mucho daño a esta chica,

a esta chica.

Tu mamá, Fanny, tu mamá también

lo apoyaba igual que la mamá de

ella.

>> Sí, mire, mi mamá al

principio no lo apoyaba, ella me

defendía, pero después, él

golpeaba mi mamá por defenderme

y después mi mamá me dejo de

defenderme.

>> Y tanto que lo apoyan al

hombre, tanto que lo defienden

al hombre, y tanto que dan la

vida por el hombre, y el hombre

tiene a otra.

>> Es mentira, es mentira...

>> Poco hombre.

>> ¿Bueno?

>> Bueno...

>> Hola, Sandra, ¿cómo estás?

Dime.

>> Tienes unos 10 o 15

minutos...

Para que no me falles, por

>> Ok, estoy en camino, estoy

muy cerca, ahorita voy de

inmediato para allá.

>> Ahí está la cara de tu papá.

Que pase Sandra, la mujer de

Juan.

>> Los dos son iguales.

>> ¿Cuánto tiempo con el señor?

>> Seis meses de conocerlo,

>> ¿Y cuánto tiempo de amante?

>> Seis meses.

>> No me conoces, vengo decirle

toda la verdad a tu mujer, yo

vengo a decir toda la verdad,

señorita Laura, porque este

señor se atrevió a tocar a uno

de mis hijos y no porque me de

dinero quiere decir que puede

tocar a mis hijos también.

>> A ver, a ver, a ver, a éste

lo sacan y lo denuncian, ya, que

se largue.

>> Muy bien, ¿tú por qué

terminaste con él?

>> Yo terminé con él, mire, para

empezar yo a él lo conocí en una

fiesta de amigos y este él me

coqueteaba mucho en esa fiesta,

yo no le hice caso porque él es

mayor que yo, pero al paso de

los días una amiga me dijo que

él tenía dinero y tenía un

negocio, y dije por qué no andar

con él, mantiene a mis hijos.

>> Obvio.

>> Pero, una ocasión que yo lo

invité a mi casa él por un

celular que tiró a uno de mis

hijos, se atrevió a pegarle, le

dije no, ésta es la última vez

que tocas a mis hijos, lo

empujé, lo saqué de mi casa...

>> No me interesa, no porque me

dieras dinero quisiera decir que

podías tocar a mis hijos, qué te

pasa.

>> iQue se vaya el desgraciado,

fuera!

>> Muy bien, lástima, ¿verdad?

Patético papel que hacen algunas

mujeres, desgraciadamente no

tienen dignidad, no tienen

autoestima, someten a sus hijas

a todo tipo de torturas ¿y por

qué?

¿Para eso, señora?

¿Para qué le pongan los cuernos

bien puestos, señora?

¿Qué vas hacer, princesa?

>> No sé, Laura, yo quiero que

mi mamá me comprenda.

>> Yo quisiera que pases con

Estela, por favor, quisiera que

pases con Estela y con ella por

favor, que pasen porque vamos a

conversar a ver que nos dice

Estela, y sobre este caso vamos

a ayudar a esta niña que está

traumada, qué lástima que haya

madres que no apoyen a sus hijos

y pues si se juntan las familias

siempre hay que darle a cada uno

su lugar.

iPausa y volvemos!

>> Muyros

queríamos cerrar el capítulo de

toda esta historia, está toda tu

familia acá, están todos, porque

todo el mundo quiere conocer al

ángel de Valeria.

>> Aquilina, ¿verdad?

A esta señora que de alguna

manera cambió la historia,

porque ella cambió la historia

de tu hija.

Vamos con Aquilina, adelante.

>> Yo la acusé de que lo hizo

porque caridad, lo hizo porque

la niña estaba desesperada, lo

hizo porque el señor la rogó que

él se la cuidara.

>> El nomás me pidió de favor

que se la cuidara, mire yo a mí

me dio lástima ver la niña, y, y

la niña le da un aire al hombre,

así carita aguileña como la niña

hacía hacia el hombre, y así

cholotón como la niña.

Entonces yo cómo iba a pensar de

que no era su hija, pues.

>> ¿Y qué piensa hoy por ejemplo

de que la niña estaba siendo

buscada en México, que estaban

las noticias en los diarios, en

la televisión?

>> Ay, pues mire yo,

primeramente le doy gracias a

Dios porque la niña ya está

allá.

Yo tengo testigos de allí

vecinos de que vieron venir al

señor con la nena.

>> Te quiero decir, estuvimos

con la mamá de la niña, está muy

contenta, ella dice que volvió a

nacer junto con su hija, e

igualmente el abuelo, el abuelo

dice que es su hija y te mandan

muchas bendiciones y te mandan

agradecer por haberla entregado,

y por haberla cuidado como dices

cayó en buenas manos y cayó en

manos de un ángel.

>> Sí, sí es cierto, pues yo me

siento feliz como le digo, y así

pues, gracias a Dios la niña

vino aquí, pero imagínese,

viendo las noticias en 11 días

la nena desde donde caminó, y si

usted es la pueden ver tenía un

gran raspón en la rodillita, un

montón de picadas de zancudos, y

así pues yo lo que les

aconsejaría a los padres de todo

corazón, que no se descuiden de

sus nenes.

>> Una nieta de la edad más o

menos de ella, sólo que mi nieta

tiene cinco años, y es así como

ella sólo que mi nieta es

morenita, y él ve igual, y yo

cuando la veía me recordaba

mucho a mi nieta y Dios sabe, yo

tengo una, una princesa igual

que vos le decía, no se dice vos

me decía ella, se dice tú, ah

pues igual que tú es ella, pero

como acá sí habla, verdad

entonces, sí yo me encariñé de

ella y porque el rato que estuvo

allí, le digo, te pongo,

¿quieres ver televisión?

¿Quieres ver televisión?

Caricaturas, póneme decía, y le

puse caricaturas y de ahí pasó

viendo el rato que estuvo aquí.

>> Esta colita, ella andaba en

su manita, yo no sé si ella la

traía allá o qué.

>> De ahí luego yo la bañé, se

vino, luego la bañé en ese

lavadero y como le digo la nena

puede reconocer que aquí la

bañé, con esta toalla sequé a

Valeria yo, después de que la

bañé, ella decía que iba a

dormir acá en esta cama.

Ah, me dice pero está todo

desordenado, entonces...

la vi aquí a ella jugando y

empezó hablar de que el señor la

había engañado con un conejo,

porque ellas venden conejos, y

me decía, ¿esos conejos son

tuyos?

Sí, le digo yo, a mí me iban a

regalar un conejo, y pues ahí

anduvo jugando la nena un rato,

y esta colita era la que cargaba

en el cabello ella, y si usted

puede, le puede preguntar porque

yo le eché crema en el cabello,

para hacerle dos colitas y...

las que tengo yo a la venta y se

las puse y me dice, ¿tú te echas

cremas en el cabello?

No, le digo yo, pero a ti te voy

a echar.

A mí mi mamá no me echa crema,

me dice, mi mamá vende planchas

de planchar cabellos, pero ella

no me echa cremas, le voy a

decir que me eche cremas, así

como me has echado tú...

nada más eso.

>> Aquilina la héroe de esta

historia, Aquilina el ángel de

Valeria y bueno estamos todos

muy emocionados porque esta es

una historia que, es como si

fuera mi hija, también yo la

verdad es que lo veo así, y le

doy gracias a Aquilina, porque

todos los medios de comunicación

de muchos países quisieron tener

a Aquilina y sin embargo ella

dijo que no, que ella quería

hablar para nosotros, mira esto,

esto te pertenece, ¿Qué es esto?

>> Eso, es que Valeria iba con

el cabello suelto, de echo la

donita que pasan ahí, llegó con

esa donita pero luego, pues este

¿no?

>> Muy bien, está la familia

tuya aquí ¿verdad?

>> ¿Podemos hacer pasar a su

familia?

A toda la familia de Valeria,

por favor, que venga la familia

>> Esta todo...

su cuñada, ella está muy

emocionada, obviamente, acá está

el abuelo, todo, que venga

también Cristian Suarez que ha

estado ayudando en toda la

edición, ha llorado que el papá

creo acá, que el abuelo, que

pase toda la familia acá, por

favor, que pase toda la familia,

aquí estamos con el abuelo, los

tíos, muy bien, aquí, aquí que

se siente de repente el abuelo.

A ver, ¿Qué quisieras decirle a

Aquilina que está viendo en El

Salvador?

>> Ay, muchas gracias, muchas

gracias por...

>> ¿Pero por qué le vas a decir

gracias allá?

Por qué, señores, de pie todo el

mundo, por favor.

iAquilina está acá, que pase!

>> Bendiciones...señorita.

>> Aquí está el ángel de

Valeria, ella te devolvió a

>> Es una niña bien linda,

cuídela mucho.

>> El ángel salvador ¿verdad?

>> El ángel salvador, dónde

están las flores.

>> Mire...

>> Están son las flores.

>> Nada...

le hablé mucho, señorita Laura.

>> Ella llamaba al programa.

>> Quería contactarla.

>> Queríamos entregársela a ella

directamente, pero.

>> Siéntate, Aquilina.

>> Gracias a Dios, y...

Pues, señorita Laura, la nena ya

está con ustedes, yo me siento

muy feliz y...

sí le voy a decir me da mucha

temor porque en El Salvador

todos los medios me han sacado,

y pues yo no sé qué pueda pasar,

pero yo confío en el señor, que

no me va a pasar nada porque...

>> Que pase su hijo también,

además su hijo también colaboró

acá.

>> Sí, mis dos hijos, y otro

señor que estaba en la casa

también.

>> No, yo quiero agradecer, aquí

está él, él.

>> A ver, a ver, a ver, él fue

el que capturó al secuestrador,

él fue, un aplauso para él.

>> Un aplauso para él,

obviamente yo estoy segura que

mi gente de El Salvador nos va a

dar todo el apoyo para cuidar a

Aquilina, hay muchas cosas que

se tienen que conversar que

vamos a grabar ahora, luego de

terminar el programa para

mañana, cómo fue, pero antes de

terminar yo quiero darle el

homenaje que le hace México,

porque México le hace un

homenaje, un reconocimiento a

Aquilina de Jesús, por su gran

valor y calidad humana, gracias

por su ejemplar acción, Valeria

está hoy en casa, señores.

>> Es un reconocimiento para ti,

y yo estoy segura que toda la

gente que me ve va a cuidar a

Aquilina, si quieren saber más

de este final, mañana no se lo

pierdan en el programa.

Ay, Dios mío, estoy muy

emocionada, que Dios los

bendiga, gracias.

Por: Televisa
publicado: Mar 25, 2016 | 02:00 AM EDT
Vivo acosada por mi hermanastro y mi madre no me cree. Mi hermano me ha intentado violar y mi madre ni en cuenta.
         
publicidad