publicidad
Hay que cuidarse en el embarazo

Tu embarazo. Sin prisa.

Tu embarazo. Sin prisa.

  Durante el primer embarazo tendemos a ser muy cuidadosas, a seguir todas las recomendaciones del médico y vigilar nuestra alimentación. Podemos darnos el lujo de tomar siestas de cuatro horas cuando nos ataca ese sueño del primer trimestre y nos consentimos, mimamos y cuidamos mucho. Pero cuando hablamos del segundo o tercer embarazo la …

Hay que cuidarse en el embarazo
Hay que cuidarse en el embarazo

Durante el primer embarazo tendemos a ser muy cuidadosas, a seguir todas las recomendaciones del médico y vigilar nuestra alimentación. Podemos darnos el lujo de tomar siestas de cuatro horas cuando nos ataca ese sueño del primer trimestre y nos consentimos, mimamos y cuidamos mucho. Pero cuando hablamos del segundo o tercer embarazo la cosa cambia mucho. No tenemos tiempo ni de respirar ya que tenemos que estar persiguiendo a otra personita para arriba y para abajo durante todo el día.

La falta de tiempo libre durante el segundo embarazo es un obstáculo pero no debe impedirte tomar los cuidados necesarios (y algunos extra), debes de tomarlo tranquilo y no tratar de sobrepasar tus capacidades aunque a veces sí te sientas capaz. Aquí te dejo algunos consejos para que tengas en mente los cuidados que harán de tu segundo embarazo una feliz experiencia:

  • Cómo cargar a los hijos: Todas sabemos que debemos evitar cargar objetos pesados y que cuando lo hacemos debemos de doblar las piernas para no poner toda la presión sobre la espalda, pero cuando tenemos pequeños que quieren que los tomemos en brazos nos olvidamos rápidamente de las “reglas” y corremos a abrazarlos. Trata de recordar que tomarte tres segundos más para hacer las cosas correctamente te puede salvar de muchos dolores de espalda más adelante.
  • Alimentación sana: Atrás quedaron los días del primer embarazo en los que invertías mucho tiempo en preparar comida sana. Cuando tienes otros hijos puede que tu propia alimentación quede en último lugar en tu lista de prioridades, pero es importante que te tomes el tiempo de preparar algo sólo para ti y no terminar comiendo lo que tus hijos dejaron en su plato o tomar a las prisas una bolsa de papitas en el camino.
  • Descanso adecuado: El primer trimestre causa un sueño invencible, y los demás meses pueden ser muy cansados con todo el peso que tenemos que cargar, pero con otros chiquitos a los cuales perseguir, llevar a la natación, bañar, dar de comer…. en fin; es evidente que no tenemos todo el tiempo que quisiéramos. Sin embargo, debemos ser capaces de pedir ayuda para asegurarnos que tenemos el descanso adecuado y no estemos en riesgo de tener complicaciones después.
  • El tiempo para ti es importante: las mamás somos expertas en poner nuestras necesidades en último lugar, pero tenemos que ponernos a nosotras en un lugar de importancia y darnos descansos y mimos, date un día para ir a un spa o busca que tu pareja o tus padres se lleven a tus otros pequeños un día de paseo para que tu puedas descansar. Toma una clase de yoga prenatal o de meditación, pero asegúrate de tener un espacio semanal que sea sólo para que disfrutes de tu embarazo como mereces.

Puede ser más cansado, pero también es más fácil saber a lo que te enfrentas habiendo estado embarazada antes, disfruta y relájate (hasta donde puedas). Si tienes alguna recomendación que no haya mencionado te invito a que la compartas, entre todas nos ayudamos.


publicidad


publicidad
publicidad
Según una publicación de un medio de entretenimiento estadounidense, la famosa pareja habría pagado a una mujer cerca de 45,000 dólares y ya estaría embarazada.
El vocero del Departamento de Salud de Houston, Porfirio Villarreal, aseguró que el programa brinda asesoría de enfermeras, quienes visitan los hogares de las mujeres y adolescentes embarazadas para darles apoyo y consejos sobre crianza. Todo esto de manera gratuita.
El Senado rechazó la petición del presidente Danilo Medina frente a la despenalización del aborto, por lo que cientos de mujeres salieron a las calles para exigir que este se permita solo bajo tres circunstancias: si el embarazo es producto de una violación o incesto, si el feto tiene alguna malformación o si la madre está en riesgo de muerte.
Esta joven de El Salvador explica qué tipo de ayuda recibe en su nuevo estado de residencia, Texas, tras huir de los maltratos.
publicidad