publicidad
El presunto fraude comenzó en pequeños establecimientos con clientela eminentemente hispana.

El proceso del fraude a hispanos

El proceso del fraude a hispanos

El presunto fraude comenzó en pequeños establecimientos con clientela eminentemente hispana.        

El presunto fraude comenzó en pequeños establecimientos con clientela em...
El presunto fraude comenzó en pequeños establecimientos con clientela eminentemente hispana.

El presunto fraude comenzó en pequeños establecimientos con clientela eminentemente hispana. Oficinas dentro de estos negocios ofrecían a los indocumentados tramitar la registración de sus autos por un monto que oscilaba entre los 400 y los 700 dólares.  Creaban entonces empresas ficticias a través de las cuales obtenían placas para estos vehículos. Pero el Departamento de Automóviles de Carolina del Norte detectó un volumen excesivamente extenso de solicitudes a nombres de empresas.

Su investigación concluyó que estas empresas no existían e informo a los indocumentados (este proceso aun está abierto) de la cancelación de sus placas. Ello implicó no solo la imposibilidad de usar los carros, sino además una citación a corte por haber afirmado en documento público que tenían una empresa que en realidad no tenían. Finalmente estos 1500 hispanos deberán pasar por la corte. El próximo día 14 de diciembre, en la Corte de Gastonia, tendrán lugar muchos de estos juicios. 

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad