publicidad

Un chico de Texas regresa a la escuela ayudado por un robot

Un chico de Texas regresa a la escuela ayudado por un robot

Gracias a un robot con pantalla y cámara, un chico discapacitado de Duncanville logró regresar a la escuela.

La tecnología ha ayudado mucho a mejorar la educación de los jóvenes, y en el caso de este estudiante de Duncanville, le ha permitido volver a la escuela.

Storm Malone es un joven estudiante que quedó discapacitado, debido a las lesiones que sufrió durante un tiroteo en su casa, no obstante, gracias a un robot, este lunes ha podido volver a clases e interactuar con sus amigos.

El aparato es controlado por el estudiante desde una laptop en casa de su abuela, con quien vive; vestido con una playera de Duncanville, el robot va por los pasillos hacia los salones donde se imparten las clases que el joven debe tomar.

El robot, además, cuenta con pantalla, cámara, micrófono y bocinas, que permiten que el joven interactúe con sus compañeros así como con sus maestros.

“Me siento muy emocionado de tener esta oportunidad. No podía creerlo cuando me lo contaron”, explica este joven estudiante.

En agosto del 2013, Storm sufrió heridas severas a causa de un tiroteo desatado por el exnovio de su madre, Erbie Bowser; aunque el joven logró sobrevivir, los disparos dejaron cuatro muertos, entre los que se encontraban su madre, su hermana y dos vecinos.

El chico quedó discapacitado debido a las heridas que sufrió, y luego de salir del hospital fue a vivir a casa de su abuela, quien se encarga de cuidarlo.

A pesar de esta desgracia, el joven ha intentado reconstruir su vida, y el robot ha sido una gran ayuda para ello.

publicidad

“[Storm] se preocupa por su discapacidad, y por cómo la gente lo percibe, pero cosas como ésta le dan independencia”, explica su abuela, Lurlean Smith.

El robot que utiliza el joven para asistir a clases fue creado gracias a un programa de colaboración entre el Region 10 School District y Reggies’s Robots, y se espera que pronto puedan crearse más unidades para ayudar a más niños.

No obstante, por ahora esa ayuda queda limitada sólo para algunos, ya que cada robot tiene un costo de $6,000, además de una cuota de inscripción, por lo que se están buscando patrocinadores para extender este proyecto.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad