publicidad
San Juan, Puerto Rico

El problema de deuda no afecta al turismo en Puerto Rico

El problema de deuda no afecta al turismo en Puerto Rico

La directora de la Compañía de turismo dice que el turismo en la Isla ha experimentado crecimiento.

San Juan, Puerto Rico
San Juan, Puerto Rico

La directora de la Compañía de Turismo Puerto Rico, Ingrid Rivera, aseguró que el desarrollo turístico de la isla, "en crecimiento" desde hace varios ejercicios, no está afectado en ningún modo por el problema fiscal de deuda de la isla, que pertenece exclusivamente al Gobierno.

"La gente no decide ir de vacaciones (a un destino) dependiendo de si estás pagando la deuda o no", ironizó la máxima responsable de turismo puertorriqueña en Madrid en el marco de la feria de turismo Fitur, en un intento por distanciar los "retos" del Gobierno en el ámbito fiscal, con el sector turístico de la isla.

publicidad

El turismo supone cerca del 10 % del PIB del Estado Libre Asociado con Estados Unidos, y todos los indicadores demuestran un crecimiento progresivo en los últimos años.

"No es mucho, pero es importante porque la hemos visto crecer y desarrollarse" explica a Efe Rivera, que pone como ejemplo el aumento del flujo de turistas, de 7,9 millones de personas en 2013, a los más de 9 que lo eligieron la isla en 2015.

Este incremento se debe en parte a la "agresividad" del Gobierno puertorriqueño para atraer nuevas aerolíneas y abrir nuevas rutas, así como a la mejora de los puertos y la llegada de cruceros de mayores dimensiones, que en 2015 transportaron 1,5 millones de viajeros a Puerto Rico, un 24 % más respecto a 2014.

Solo este grupo de viajeros, generan un impacto de 200 millones de dólares al año en la isla, apuntó Rivera.

Aunque al pensar en Caribe, lo primero que viene a la mente son destinos como Cuba o República Dominicana, Puerto Rico es también un destino caribeño "sumamente diverso" que combina su ubicación con la infraestructura y la seguridad propia de ser un estado libre asociado con Estados Unidos, detalló.

Su objetivo es captar al turista "millennial" (entre 30 y 20 años), que busca "experiencias únicas" y aventuras, y una amplia variedad de oferta turística, que en Puerto Rico va desde los deportes de aventura a las rutas religiosas, el agroturismo, o el patrimonio cultural de la música y gastronomía puertorriqueñas.

publicidad

Entre las experiencias "mas distintas" de la isla, Rivera destaca las lagunas con bioluminiscencia, una experiencia "única", y la tirolina más grande del mundo que se inaugurará en 2016, con tres kilómetros de largo, cuatrocientos metros de altura y la posibilidad de ir a más de 70 millas por hora.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad