publicidad

El huracán Irene castiga Bahamas y se dirige hacia la costa este de Estados Unidos

El huracán Irene castiga Bahamas y se dirige hacia la costa este de Estados Unidos

El huracán Irene castiga Bahamas y se dirige hacia la costa este de EU

Podría convertirse en Categoría 4

La costa este de Estados Unidos, desde Florida hasta Nueva Inglaterra, debe estar en alerta por el huracán Irene, que podría llegar el fin de semana con una fuerza arrolladora, advirtieron las autoridades de la agencia estadounidense de manejo de emergencias (FEMA).

Irene, el primer gran huracán de la temporada en el Atlántico, avanzaba este jueves hacia el noroeste de las Bahamas tras causar daños generalizados en varias islas del sureste y antes de llegar el sábado a las costas del este de Estados Unidos.

Con vientos de 185 km/h, el huracán categoría tres de la escala de cinco niveles Saffir-Simpson, "apunta al noroeste de las Bahamas", señaló el Centro Nacional de Huracanes (NHC), con sede en Miami en su informe de las 12H00 GMT.

"Se espera algo de fortalecimiento durante el día y la noche", agregó el reporte meteorológico.

"El núcleo del huracán continuará moviéndose hacia el noroeste de las Bahamas hoy (jueves) y pasará bastante alejado de la costa este del centro y norte de Florida esta noche y primeras horas del viernes", vaticinó el NHC.

A las 12H00 GMT, el ojo del huracán se ubicaba a 105 km al este-noreste de Nassau, Bahamas, y a 1.085 km al sur de las costas estadounidenses de Cabo Hatteras, en Carolina del Norte, desplazándose hacia el noroeste a una velocidad de 20 km/h, de acuerdo al reporte del NHC.

publicidad

El huracán Irene arrancó techos, derribó postes de cableados eléctricos y destruyó hasta 90% de las casas en algunas islas del sureste de las Bahamas, castigadas desde el miércoles por la fuerte tormenta que avanza muy lentamente produciendo más daños, reportó este jueves la Agencia Nacional de Manejo de Emergencias (NEMA).

Antes de golpear a Estados Unidos, Irene podría pasar a ser un huracán de categoría cuatro, con vientos de hasta 217 km/h, advirtió el NHC.

La fuerza de sus vientos se extienden en un radio de unos 410 km, según los meteorólogos.

En el archipiélago de las Bahamas, sus habitantes se preparaban para lo peor, tal como comentó Edna Smith, una habitante de Holmes Rock, en Gran Bahama, quien afirmó que su "marido ya cerró los postigos, y hacemos los preparativos para partir", precisando que su casa ya había sido inundada durante pasajes de huracanes en 2004 y 2005.

Después de las Bahamas, Irene debería alcanzar el sábado en la mañana la localidad de Cabo Hatteras, en Carolina del Norte, donde empezaron las evacuaciones obligatorias de una zona muy popular por el turismo local en el verano boreal.

Si el ciclón no toca tierra en esta zona y se mantiene sobre aguas calientes podría continuar su trayecto hacia el norte y azotar el domingo la costa este de Long Island, en Nueva York, advirtió el NHC.

publicidad

En el litoral de Carolina del Norte, en las Outer Banks, una franja de arena de más de 150 km de longitud, las autoridades comenzaron el miércoles a evacuar a los turistas y residentes. También se dispuso la evacuación de las islas Ocracoke y Hatteras.

"Esto podría ser un huracán mayor, por lo cual tomamos esto muy en serio", explicó la gobernadora de Carolina del Norte, Bev Perdue.

Según el director del NHC, Bill Read, la trayectoria de Irene aún permanece incierta, pero "el centro exacto del huracán podría estar cerca de las costas el sábado y eventualmente amenazar a Nueva Inglaterra (noreste del país) y Long Island", indicó.

El jefe de la Agencia estadounidense para situaciones de emergencia, Craig Fugate, dijo que "este será un gran huracán. Que no toque una zona no quiere decir que no produzca daños sobre las costas más al norte", advirtió.

Según el portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, el presidente Barack Obama ha sido informado el miércoles sobre la evolución de Irene en su lugar de vacaciones, en la isla Martha's Vineyard, en Massachusetts (noreste), un sitio que podría encontrarse en la trayectoria del huracán dentro de algunos días.

Hasta el momento, Irene ha dejado dos muertos, uno en República Dominicana y otra en el territorio de Puerto Rico. Además, una persona fue reportada como desaparecida en República Dominicana.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad