publicidad
.

La tecnología GPS ahora permite encontrar autos robados, un ejemplo es '...

La tecnología GPS ahora permite encontrar autos robados, un ejemplo es 'Seeker'

La tecnología GPS ahora permite encontrar autos robados, un ejemplo es 'Seeker'

La tecnología GPS ahora permite encontrar autos robados, un ejemplo es Seeker, un nuevo dispositivo electrónico para autos.

La tecnología GPS ahora permite encontrar autos robados, un ejemplo es '...

Protección inteligente

CALGARY - BlackLine GPS Inc., innovador principal en el campo de la seguridad de automotriz y segumiento por GPS amplio su lista de productos con la introducción de Seeker, un recuperador y ubicador basado en GPS para autos.

Con la ayuda de tecnología GPS de punta, Seeker supervisa continuamente su perímetro GPS automáticamente configurado. Si un individuo no autorizado mueve el vehículo fuera del perímetro de la seguridad, Seeker te notifica vía SMS o e-mail y alerta inmediatamente al servicio de recuperación BlackLine, iniciando un proceso de recuperación en el que BlackLine trabaja conjuntamente con las autoridades locales para recuperar tu vehículo y detener a los culpables.

"Seeker está diseñado para proteger sus vehículos y para proveer a los usuarios tranquilidad continua. Si su coche, camioneta, RV, ATV, o motocicleta es robada alguna vez, el servicio de la recuperación de BlackLine trabaja con las autoridades para recuperar rápidamente el vehículo," dijo Patrick Rousseau, presidente de BlackLine.

publicidad

Seeker integra la nueva tecnología Aura BlackLine que inalámbricamente detecta la proximidad de la llave MyPass para automáticamente armar/desarmar su función de la seguridad.

Cuando el usuario se acerca al perímetro preestablecido, se desarma automáticamente. Cuando el usuario se aleja, Seeker configura automáticamente un perímetro de seguridad GPS y entra en modo activado.

Seeker es compatible con los productos existentes de BlackLine incluyendo el dispositivo de seguimiento GPS Snitch  & Security; software Blip para smartphones y BlackBerry, y el dispositivo Harpoon para recuperación de barcos y lanchas. Desde un navegador de Internet, los usuarios pueden entrar en su cuenta Seeker para controlarlo y usar también otros productos de BlackLine en tiempo real.

Convenientemente conectado a la batería del vehículo, Seeker requiere solamente una conexión de energía de dos cables y es compatible con los sistemas eléctricos de 12VDC y 24VDC. Los usuarios pueden entrar a su cuenta y monitorear el nivel de su batería, cuando éste llega a ser bajo, recibirán un email y mensaje de texto (SMS) a un teléfono móvil. Si la fuente de alimentación de Seeker es disconectada, cambia sin problema a su sistema de reserva interno que dura dos días.

Seeker también ofrece la tecnología de distribución de BlackLine que permite que los usuarios compartan su localización con otros. Compartiendo con amigos y familia, Seeker proporciona la capacidad para que los usuarios compartan su itinerario de viaje copara mayor tranquilidad y seguridad.

publicidad

Seeker tiene un costo de $349 y estará disponible en el primer trimestre de 2009. Los planes incluyen GPS, servicio de recuperación BlackLine, y no existe ningún contrato o tarifas ocultas. La cobertura del servicio es en Canadá y los Estados Unidos, con un costo de $19.99 al mes o $199.99 por año.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
Donald Trump y Barack Obama no solo tienen conceptos diferentes en política, sino también a la hora de tratar a sus esposas.
La pequeña activista le pidió a los asistentes de la Marcha de las Mujeres que sigan haciendo una cadena de amor para proteger a sus familias.
En 2009, la ex primera dama le dio un regalo a Laura Bush y pasó desapercibido, pero la reacción de Michelle Obama al obsequio de la nueva primera dama no dejó a nadie indiferente.
De Ciudad de México a Washington DC, decenas de miles de manifestantes marcharon por las calles contra la toma de posesión del ahora 45° presidente de Estados Unidos. En algunas capitales, se registraron disturbios y enfrentamientos.
publicidad