publicidad
.

Google lo mismo reúne familias, que vende libros electrónicos que pelea...

Google lo mismo reúne familias, que vende libros electrónicos que pelea con Suiza.

Google lo mismo reúne familias, que vende libros electrónicos que pelea con Suiza.

Google lo mismo reúne familias, que vende libros electrónicos que pelea con Suiza, todo en un día de trabajo.

Propicia reunión

Una búsqueda en Google permitió el encuentro entre un padre y su hija, después de una búsqueda de tres décadas, al tiempo que el gigante pelea por editar sus libros electrónicos y se pelea con Suiza.April Antoniou, 30 años, de Georgia y su padre, Scott Becker, de Kansas, hacen el tour de entrevistas en los canales de televisión desde que se encontraron por Internet el mes pasado.

Antoniou y Becker dijeron a cadenas de televisión del Estado de Atlanta que se habían tratado de contactar durante años sin éxito, hasta que hace unas semanas ella escribió: "Scott Robert Becker Looking for April" en la casilla de búsqueda de Google y entró en una página creada por su padre hace siete años -www.aprilbecker.com- donde él había dejado un mensaje para su hija.

Becker dijo a la prensa que buscaba a April desde que se había divorciado de su madre, pocos meses después del nacimiento de su hija, gastando incluso decenas de miles de dólares en investigadores privados, infructuosamente.

30 años después, gracias a los resultados de la búsqueda de Google, se han reencontrado.

Contra suiza

La fuerza irresistible de Google para hacer mapas y fotos del mundo entero se ha

topado con un objeto inmutable: la tradición suiza de proteger la intimidad personal.

El funcionario que vela por la intimidad en Suiza anunció el viernes su intención de llevar a la máquina de búsqueda ante un tribunal federal para obligarla a introducir cambios en su aplicación Street View.

publicidad

Google criticó la decisión y dijo que se defendería. Street View (vista de la calle) permite a los usuarios de Internet observar panorámicas a nivel de calles en un centenar de ciudades del mundo. Varios países europeos y Japón la han criticado porque permite la identificación de las personas sin su conocimiento ni consentimiento, lo que las vuelve vulnerables a la difusión de hechos de su intimidad.

Suiza quiere de Google una garantía de que las caras y las matrículas de los autos serán borradas, y que no se filmarán zonas cercadas tales como jardines y calles privadas.

Suiza pidió en agosto a Google que tomara "varias medidas para proteger la intimidad personal en su servicio de internet Street View".

"Google se negó a cumplir la mayoría de los pedidos", dijo el comisario, por ello decidió llevar el asunto ante el Tribunal Federal Administrativo suizo.

Google se declaró decepcionado por esa decisión y dijo que "respondería vigorosamente" a la demanda. "Creemos que Google Street View es absolutamente legal, también en Suiza", dijo el vocero Matthias Meyer.

Libros electrónicos

El futuro de los nuevos planes de Google para vender millones de libros en la Internet podría comenzar a perfilarse en las próximas horas.

Google Inc. y las editoras entregaron a un juez federal en Nueva York un nuevo acuerdo en la demanda de derechos de autor que incoaron ante la pretensión de Google de escanear sus otras para ponerlas en venta electrónica.

publicidad

El lunes expiraba el plazo para lograr un nuevo acuerdo, pero el viernes lograron una prórroga.

El caso está relacionado con los planes de Google para escanear millones de libros, que quedarían indexados y disponibles para su adquisición en la red. Google llegó a un acuerdo por 125 millones de dólares con las editoras que daría a Google derechos digitales de sus obras.

Sin embargo, el Departamento de Justicia solicitó revisiones, para tener en cuenta la influencia que podría tener Google sobre el precio de los libros al crear una enorme biblioteca electrónica.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
El emblemático espectáculo estadounidense no ha podido hacer frente a los cambios del gusto del público y anunció el sábado que su última función será en mayo.
José Batista llegó a la frontera de Nuevo Laredo-Laredo para pedir los beneficios del reglamento estadounidense que le permitiría ingresar legalmente a este país. Lo que no sabía es que estando en pleno proceso el gobierno de Obama eliminaría la estipulación administrativa. Hubo otros detrás de él que por unas horas se quedaron fuera.
La noticia del fin de los beneficios a los migrantes de Cuba llegó como un balde de agua fría para los últimos en llegar. Este grupo espera sus papeles con la incertidumbre de si podrá reencontrarse con los familiares que dejaron en la isla.
En la madrugada de este jueves se votó el primer paso para revocar la ley de salud, que entre otros beneficios ha otorgado servicio de salud a más 20 millones de personas. El ‘sí’ ganó, pero los demócratas (y un republicano) hicieron lo posible por defenderlo.
publicidad