publicidad

Tabasco devastado por lluvias

Tabasco devastado por lluvias

Las aguas comienzan a descender lentamente en Tabasco, pero la desesperación, el hambre y el pillaje están aumentando.

Recolectarán ayuda en La Villita

CHICAGO-Religiosos de Chicago inician cruzada solidaria para los damnificados de Tabasco.

Agua, alimentos, ropa, cobijas, medicinas, ayuda económica; todo vale para ayudar a los que lo perdieron todo en las torrenciales lluvias en Tabasco, México, señala un comunicado de prensa del grupo religioso Misión de la Santísima Virgen de Guadalupe.

Liderados por el reverendo y activista pro inmigrante José Landaverde, el grupo pretende recolectar la mayor cantidad de víveres y ropa limpia para enviarla a los damnificados de Tabasco.

   

Si quieres ayudar puedes acudir a estas localidades y hacer tu donativo:

La Misión de la Santísima Virgen de Guadalupe

2500 S Harding Ave. Chicago IL 60623

(773) 968 4258

Catedral Café

2500 S. Christiana Ave. Chicago IL 60623

La tragedia

Hasta ahora van ocho muertos y un millón de damnificados. Mientras, decenas de miles de personas esperaban el domingo el rescate y ayuda de los servicios de emergencia en el estado mexicano de Tabasco (sur), afectado en el 80 por ciento de su territorio por devastadoras inundaciones que mantienen a zonas rurales completamente aisladas.

Tabasco pide ayuda Unvision ha puesto en funcionamiento una línea gratuita de teléfono para que la gente haga sus donaciones en el marco de este esfuerzo solidario.

La línea es operada por personal bilingüe de la Cruz Roja: 1(800) 842-2200A pesar de que el presidente mexicano Felipe Calderón anunció que "los niveles de los ríos están bajando", cientos de afectados permanecen en los segundos pisos o azoteas de sus casas por temor a que su ausencia sea aprovechada por ladrones.

publicidad

Perdieron todo

Al supervisar por tercera ocasión las labores de ayuda en el distrito, Calderón reiteró que Tabasco se encuentra "frente una de las peores catástrofes naturales en la historia del país (...), no sólo por la afectación natural sino también por el tamaño de la población afectada", más de un millón según el gobierno del estado.

En Villahermosa, con 750 mil habitantes, "hay rescates y repartición de víveres y agua, pero requerimos personal médico y atender las zonas aledañas", dijo Sergio Javier Lara, almirante que comanda los operativos de emergencia.

Chiapas se inunda A su vez, en el vecino estado de Chiapas (sureste, fronterizo con Guatemala), vecino de Tabasco, 30 municipios también sufren inundaciones por el desborde de 16 ríos, afectando a unas 20 mil personas.

A pesar de que Chiapas vive su propia tragedia, ese estado ha recibido a cientos de tabasqueños que huyen de las inundaciones.

Otra entidad vecina a Tabasco que ha mostrado su solidaridad es Veracruz (este), donde unas 10 mil personas que perdieron sus hogares con las inundaciones pernoctan en refugios habilitados por el gobierno de ese distrito.

Zona devastada

En Tabasco, que tiene una población de 2.1 millones de habitantes, hasta la noche del sábado unas 700 localidades de los 17 municipios del distrito seguían inundadas.Las inundaciones en Tabasco se iniciaron la noche del domingo 28 de octubre y se agravaron el miércoles siguiente como consecuencia del desfogue de un par de presas en el vecino estado de Chiapas.

publicidad

En 1999 ese estado ya había registrado una gran inundación por el desbordamiento del río Grijalva; en esa ocasión unas 85 mil personas fueron afectadas.

Hay desesperaciónLa reacción oficial frente a las catastróficas inundaciones que desde hace una semana afectan al estado mexicano de Tabasco (sur) hace que las ayudas lleguen cada vez a más gente, pero en algunos lugares se sienten desamparados y las protestas se multiplican.

Aunque en los refugios habilitados en el distrito, donde se encuentran unas 69 mil personas, los víveres han cubierto las necesidades de los albergados, hay decenas de miles más que aunque no se han quedado sin casa, permanecen en localidades o en barrios de Villahermosa, la capital, con una complicada situación.

Desde la semana pasada, cuatro días después de que inició la crecida de siete ríos que anegaron al 80 por ciento del territorio de la entidad, la situación "rebasó a todo el mundo", según reconoció el ministro del Interior mexicano, Francisco Ramírez.

No tenían dinero

Las inundaciones llegaron justo antes de fin de mes, por lo que muchos se quedaron sin recibir su sueldo de la segunda quincena de octubre.

A otros, las anegaciones los han dejado temporalmente sin trabajo, pues la actividad económica en Tabasco (ya de por sí uno de los estados más pobres de México) es casi nula, y otros más, aunque con algo de dinero, no tienen dónde comprar porque no hay abasto debido al corte de carreteras o a las inundaciones de almacenes o porque los precios se han disparado.

publicidad

Como consecuencia, algunos se sienten discriminados y han comenzado a manifestar su descontento que en algunos casos ha llegado al saqueo de tiendas y supermercados, como el que tuvo lugar la mañana del sábado, en el que participaron varios cientos de personas.

"Queremos comida"

También algunos vecinos de Bosque de Saloya, un barrio junto al río Carrizal en el municipio de Nacajuca, en el área metropolitana de Villahermosa, decidieron tomar medidas drásticas.

Como cuentan con la baza de la vía de acceso a una de las plantas potabilizadoras de agua que todavía funciona en la ciudad, la tarde del sábado la cortaron durante unas horas por segundo día consecutivo y dejaron varados varios camiones cisterna.

"Allá está la planta, pasan el agua y a nosotros, tres días y no nos dan nada. Queremos comida. Yo he comido dos latas de atún y una de sardinas y ya, por hoy", dice indignado Jesús Sánchez.

Los inconformes estaban conscientes del daño que supone la retención de camiones cisterna, "pero si no se hace esa presión, no se nos toma en cuenta", señala por su parte Otilio Evia.

Temen hambruna

El descontento también es palpable fuera de la capital, como en la zona de El Quince, así llamado por estar en ese kilómetro de la carretera de Villahermosa al vecino estado de Chiapas, donde dos de sus tres barrios fueron anegados y el tercero está incomunicado.

publicidad

El sábado, cuando vieron llegar a un pequeño grupo de periodistas, se abalanzaron sobre ellos para manifestar sus quejas.

"Hasta ahorita no hemos tenido el apoyo. Somos alrededor de 6,500 habitantes y damnificados que nos encontramos aquí. No estamos en el agua, pero se encuentran bloqueadas las carreteras que comunican a Villahermosa, no hay para salir, ni con dinero podemos comprar nuestros víveres", protestó VÌctor Vidal, el delegado del fraccionamiento (barrio).

Ayuda, pero escasa

Alguna ayuda llegó por aire, puesto que tienen una explanada donde pueden aterrizar los helicópteros, pero fue mínima. El viernes, cinco días después del inicio de las inundaciones, llegaron las autoridades "con míseras 50 despensas y vienen a tomarse la foto", critica.

Un vecino del lugar, Elmer Alcuria, añade que cuando llegó el helicóptero, "como no hay una organización, algunos se llevaron hasta cuatro despensas cada familia".

“… Pudo llegar en un camión a la capital a comprar víveres, pero señala que hay gente que simplemente no tiene dinero para salir, puesto que los precios en los pocos supermercados abiertos se han disparado.

Van ocho muertos

La cifra de fallecimientos por las inundaciones en el sur de México se incrementó a ocho el sábado, mientras los rescatistas se esforzaban por evacuar a la gente de los tejados y llevar suministros a los que protegen sus hogares de posibles saqueos.

publicidad

La Subsecretaría de Protección Civil en el estado de Chiapas, fronterizo con Guatemala, reportó haber hallado siete cadáveres entre el viernes y el sábado.

Entre los muertos había cinco adultos arrastrados por los ríos desbordados, un indocumentado hondureño de 25 años que se ahogó al intentar cruzar un río, y una niña de 8 años que se cayó de un puente.

Cerca de 150 hospitales y clÌnicas del estado permanecÌan fuera de servicio debido a las inundaciones.

Pillajes y epidemias

La desaparición de personas, los saqueos y actos de pillaje, la falta de suministros y enfermedades de la piel son algunos de los efectos que resienten los miles de damnificados del estado mexicano de Tabasco por las inundaciones, dijeron fuentes oficiales.

El secretario de Salud de Tabasco, Luis Felipe Graham, señaló que la dependencia busca evitar en lo mínimo cualquier cuadro de enfermedades.

"Queremos evitar todo pero en algunas zonas hay infecciones en los pies", dijo el funcionario.

Medida de prevención

La Secretaria de Salud informó que unas 500 personas recorren las comunidades para brindar atención médica y prevenir enfermedades en los hoteles de la ciudad, y se esta vacunando a turistas para evitar enfermedades como el tétanos.

"Yo ya me enfermé de la piel, mis hijos igual" dijo a un corresponsal de la Agencia Española de Noticias, Efe, Cecilia Pérez, una indígena de la comunidad de Zapote, en la desembocadura del río Samaria.

publicidad

Afirmó que su hija presenta "muchos granitos y comezón" por el agua estancada .

Ayudas desde EU

El Gobierno reiteró la apertura de dos cuentas bancarias en Estados Unidos para que millones de inmigrantes mexicanos en ese país canalicen la ayuda a los damnificados por las inundaciones en el estado de Tabasco.

La Secretaría de Relaciones Exteriores indicó que a raíz del llamamiento del presidente Felipe Calderón, el sábado, para apoyar a Tabasco, "se han recibido numerosos ofrecimientos de ayuda del exterior, gran parte de ellos, de la comunidad mexicana en Estados Unidos".

El estado de Tabasco vive la peor tragedia de su historia debido a las inundaciones que mantienen bajo el agua el 80 por ciento del territorio del estado, y que han dejado a más de un millón de damnificados, miles de los cuales aún permanecen en los techos de sus casas en espera de ser rescatados.

La dependencia precisó que una cuenta está en el banco Wells Fargo Bank, titulada "Ayuda Tabasco" con el número 599253401, y la segunda en BBVA Bancomer USA con el nombre "Ayuda Tabasco 2007" y el número 2280300127.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad