publicidad

Un hispano acusado de matar y calcinar a varios jóvenes en el condado de Orange

Un hispano acusado de matar y calcinar a varios jóvenes en el condado de Orange

Acusan a un joven hispano de 23 años de los asesinatos de varias personas, tres de ellas calcinadas en un auto

Un joven de 23 años fue acusado formalmente este martes de los asesinatos de cuatro personas que aparecieron muertas en extrañas circunstancias el 9 de noviembre, tres de ellas calcinadas en un vehículo en el condado de Orange y una muerta en otro automóvil en Fontana.

Según la Oficina del Fiscal del Distrito del condado de Orange, el presunto autor de estos crímines es Alejandro Guerrero, natural de Orange, quien en estos momentos se encuentra bajo custodia de las autoridades de Texas por un asunto diferente y que no ha sido revelado.

El ayudante del Fiscal del Distrito de Orange, Scott Simmons, no confirmmó el móvil de los asesinatos, pero sí adelanto que se trataba de un asunto que tenía alguna relación con drogas.

Simmons cree que todas las víctimas fueron disparadas en la cabeza e inidicó que a las alegaciones de homicidios múltiples se suma la circunstancia del robo, lo que podría hacer que Guerrero enfrentara hasta la pena de muerte. La Oficina del Fiscal del Distrito del condado de Orange tendrá que pedir la extradición de Guerrero a California.

Las víctimas en Orange fueron identificadas como Antonio Medina, de 19 años, y Fernando Meza, de 20, ambos de Arizona, así como Edgar Berrelleza-Soto, de 26, de Orange, cuyos cuerpos fueron extraídos de un SUV en llamas en la avenida East Oakmont, cerca de la calle
Shaffer.

La cuarta víctima, localizada el 15 de noviembre en Fontana, fue identificada como Mauricio Berrelleza, de 35 años y hermano de Edgar Berrelleza-Soto. Esta última víctima no estaba quemada aunque sí se encontró dentro de un vehículo. Se cree que todos los crímenes tuvieron lugar el mismo día, el 9 de noviembre.

publicidad

El caso de Medina y Meza

Pocos días antes del hallazgo de los cadáveres calcinados, Univision presentó en exclusiva un informe sobre la desaparición de dos jóvenes que viajaban de Arizona a California.

La familia de Fernando Meza, uno de los entonces desaparecidos, declaró que el joven y su amigo Antonio Medina habían salido de Arizona el lunes 9 de noviembre. Sin embargo, tras el paso de cuatro días ninguno se había comunicado con sus parientes.

Pedro Meza, el hermano de uno de los desparecidos, le explicó a Univision que su familia había contratado un helicóptero para rastrear el camino entre Arizona y California con la esperanza de encontrar a los jóvenes.

Dicha búsqueda no tuvo frutos, motivo por el cuál Angélica Medina, la madre de Antonio, también le pidió al público que se unieran a la búsqueda por los hispanos.

Relacionado
preview
Resuelven el misterioso hallazgo de cuerpos calcinados en el sur de California
La policía en el condado de Orange reveló las identidades de dos víctimas que fueron halladas calcinadas dentro de un auto.
publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad