publicidad

Sin sorpresas hasta ahora

Sin sorpresas hasta ahora

Los datos electorales preliminares de los comicios presidenciales de EEUU no han deparado sorpresas para ningún candidato

Los datos electorales preliminares de los comicios presidenciales de EEUU no han deparado sorpresas para ningún candidato tras el cierre de las urnas en 40 de los 50 estados, así como en el Distrito de Columbia, la capital.

El presidente de EEUU, George W. Bush, se ha llevado los estados con los que contaba en las encuestas y lo mismo ha hecho el senador demócrata John Kerry, según las cadenas de televisión.

Pero estados clave como Pensilvania, Ohio y Florida, que suman un total de 68 votos electorales, permanecen en el aire, mientras que otros, como California, con 55 votos, todavía tienen abiertos los centros de votación.

Los sondeos a pie de urna dan la ventaja a Bush, al que conceden 170 votos electorales, frente a 112 de Kerry.

Estos datos adjudican a Bush la victoria en Texas, Kansas, Dakota del Norte, Dakota del Sur, Wyoming, Virginia, Carolina del Norte, Carolina del Sur, Tennessee, Alabama, Oklahoma, Georgia, Kentucky, Virginia Occidental, Luisiana e Indiana.

Por su parte, Kerry se impone en Nueva York, Rhode Island, Illinois, Massachusetts, Connecticut, el Distrito de Columbia, Nueva Jersey, Maryland, Delaware y Vermont.

En Nebraska, cuatro de sus cinco votos electorales van a parar al actual presidente, y el restante al candidato demócrata. Maine también se encuentra dividido.

Maine y Nebraska son las únicas excepciones a la práctica generalizada en todo el país de adjudicar todos los votos electorales de un estado al candidato que ha obtenido más votos populares, por pequeña que sea la diferencia.

publicidad

Para proclamarse vencedor, un candidato debe obtener al menos 270 votos de los 538 que forman el Colegio Electoral, el órgano encargado de decidir en última instancia quién será el presidente.

Hasta el momento no hay resultados disponibles en Arkansas, Michigan, Minesota, Wisconsin, Arizona, Colorado, Nuevo México, Nuevo Hampshire, Pensilvania, Ohio, Florida, Misisipi y Misuri.

En Pensilvania, un centro de votación en Pittsburgh, ciudad predominantemente obrera y con tendencia a favorecer a Kerry, estará abierto hora y media más de lo previsto porque todavía había una larga cola de electores esperando para votar en el momento previsto del cierre.

Esta decisión de la mesa electoral atrasará los datos disponibles sobre este estado clave, que tiene 21 votos en el Colegio Electoral.

Hasta ahora, una de las únicas noticias no esperadas de la noche ha sido la rápida victoria del senador de Massachusetts en Nueva Jersey (15 votos), un estado donde las últimas encuestas le colocaban empatado con Bush, pero que tradicionalmente se decanta por los demócratas.

La otra ha sido el retraso de la victoria de Bush en Virginia (13), un territorio desde el principio de la campaña en el lado republicano.

Las urnas en Florida se cerraron a las 01:00 GMT, pero ninguno de los canales de televisión de EEUU se atreve a darle el estado a Kerry o a Bush.

En 2000, declararon ganador allí a Al Gore y, por ende, vencedor de los comicios, pero tuvieron que retractarse después.

publicidad

Al final, Bush ganó Florida por 537 papeletas tras un controvertido proceso de recuento de votos.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad