publicidad
Las personas que viven experiencias psicóticas tienen alto riesgo de tener pensamientos o conductas suicidas, según estudio.

Las "experiencias" psicóticas aumentan el riesgo de suicidio

Las "experiencias" psicóticas aumentan el riesgo de suicidio

Las personas que viven experiencias psicóticas tienen alto riesgo de tener pensamientos o conductas suicidas, según estudio.

Las personas que viven experiencias psicóticas tienen alto riesgo de ten...
Las personas que viven experiencias psicóticas tienen alto riesgo de tener pensamientos o conductas suicidas, según estudio.

Un estudio revela que las personas que viven experiencias psicóticas (psicosis atenuada o subumbral) tienen alto riesgo de tener pensamientos o conductas suicidas.

"Este estudio sugiere que clínicamente se podrían investigar las experiencias psicóticas en las personas con pensamientos suicidas y utilizar esa información para predecir quiénes serían más propensos al intento suicida", dijo el doctor Jordan E. DeVylder, de la Facultad de Trabajo Social de University of Maryland, Baltimore.

"Actualmente, no existe una evaluación de rutina de las experiencias psicóticas para los pacientes con ideas suicidas. En los pacientes con trastornos psicóticos suele evaluarse el riesgo de suicidio, pero el estudio sugiere que la detección de hasta experiencias psicóticas leves (en personas sin problemas como la esquizofrenia) serviría para prevenir el suicidio", agregó.

publicidad

Su equipo utilizó las Encuestas Colaborativas de Epidemiología Psiquiátrica (CPES, por sus nombres en inglés) para analizar la relación entre las experiencias psicóticas durante un año y las ideas o los intentos suicidas concurrentes en un grupo de unos 11.700 adultos de Estados Unidos.

La prevalencia promedio de las experiencias psicóticas en 12 meses fue del 2,6 por ciento. Casi dos tercios de los participantes con esas vivencias reunían los criterios diagnósticos de depresión, ansiedad o adicción.

Las experiencias psicóticas triplicaron el riesgo de intentar suicidarse en los 12 meses y duplicaron la probabilidad de tener ideas suicidas, aun tras considerar las covariables demográficas y clínicas potenciales, incluidas los trastornos psiquiátricos concurrentes, según publica el equipo en JAMA Psychiatry.

En cambio, la depresión, la ansiedad y las adicciones no permitieron identificar de manera confiable al grupo de más riesgo entre los participantes con ideas suicidas.

"Se necesitan más estudios para determinar cómo estos resultados se traducirían a la práctica clínica", finalizó DeVylder.

El equipo agrega que "si la relación es causal, las intervenciones podrían orientarse de manera directa a las experiencias psicóticas para reducir el distrés asociado con esos síntomas y el riesgo de tener conductas suicidas".

publicidad

"Si la relación no es causal, entonces las experiencias psicóticas servirían como indicadores de conductas suicidas graves que podrían investigarse clínicamente. Cualquier enfoque, implementado correctamente, tendría potenciales beneficios para la salud pública al reducir el riesgo de muerte o discapacidad asociado con los intentos suicidas y otras conductas fatales", añadieron.

Los autores declararon no tener conflictos de intereses relevantes.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad