publicidad
En Estados Unidos una de cada cuatro mujeres es víctima de la violencia doméstica.

Rompiendo el silencio contra el abuso

Rompiendo el silencio contra el abuso

La Fiscalía General de California hizo una serie de redadas en el área de la Bahía con el propósito de detener a presuntos miembros de pandillas.

En Estados Unidos una de cada cuatro mujeres es víctima de la violencia...
En Estados Unidos una de cada cuatro mujeres es víctima de la violencia doméstica.

En exclusiva con Noticias Univision 14, Alvarado opinó por qué tantas

mujeres como ella se convierten en víctimas del abuso doméstico y

cuáles son las razones por lo que no buscan ayuda."Pienso que

es por la misma cultura que uno tiene de que cuando uno está con una

persona, [la relación] es para toda la vida", comentó Alvarado.

"Después uno se engaña a sí mismo con decir 'no, pues mis hijos tienen

que vivir con su papá'... o a lo mejor no voy a poder estar

económicamente bien si esta persona no está conmigo".Con la

ayuda que recibió en la organización comunitaria Mujeres Unidas y

Activas, Alvarado logró fortalecer su autoestima, superar el miedo y la

inseguridad, y romper el ciclo de la violencia en casa.Pero todo ese proceso, aseguró, llevó su tiempo y en el ínterin el maltrato de su pareja hacia ella fue escalando.La

publicidad

mujer relató el hecho que la motivó a decir "basta, no aguanto más esta

violencia", fue cunado su esposo quiso pegarle a su hija, a pesar de

estar embarazada con seis meses.Otro hecho que llevó a Alvarado

a separarse de su esposo fue darse cuenta de que el círculo de

violencia se estaba ampliando: No sólo su marido empezó a golpear a sus

hijas, sino que, por la ira y la desesperación que sentía, ella misma

comenzó a maltratarlas."Hubo ocasiones en que le llegué a pegar

a mi hija menor", recordó la mujer con lágrimas en sus ojos. "Y

sabiendo que era algo prácticamente en contra de mí, me arrepentí, me

dolió bastante y de ahí dije 'no lo vuelvo a hacer' ".Un factor

adicional que suele motivar a una víctima de abuso a romper una

relación en la que impera la violencia es que, mientras más tiempo

pasa, más probable es que los hijos de la víctima repitan la conducta

del agresor.Ese fue el caso de Juana Flores, cuyo hijo empezó a imitar a su padre abusivo."El

día que yo sí dije 'hasta aquí', fue hasta el día que mi niño el más

publicidad

pequeño me dijo las mismas palabras que él me decía... Mi hijo un día

me dijo 'ya vienes de putear', y yo no le pegué. Yo no le pegué. Yo

dije, yo soy la responsable, yo lo estoy orillando a que él me diga lo

mismo, a que me falte al respeto igual, y a que le falte al respeto a

su futura compañera", afirmó Flores.Lamentablemente, los casos

de Alvarado y Flores no son únicos. En Estados Unidos una de cada

cuatro mujeres es víctima de la violencia doméstica. Y según algunos,

la culpa la tienen los medios de comunicación porque fomentan un

comportamiento agresivo.Ambar Hanson, de la entidad Casa de

Esperanza precisó: "Nosotros tenemos una increíble oportunidad de tener

telenovelas y otro tipo de programación que tienen mensajes más

positivos, y es lamentable que a veces lo que vemos es una dinámica de

poder en contra de otra persona o por encima de otra persona".

Hanson,

y su colega María Pabón, trabajan en Minnesota educando a los jóvenes

publicidad

para que aprendan a vivir en un ambiente libre de violencia, y su

trabajo se dificulta -aseguran- debido a lo común que es ver escenas de

violencia en los medios de comunicación."El problema cuando se

normaliza ese tipo de comportamiento... que se ve como algo que está

bien, que es lo que tú debes de esperar o lo que usted debe de esperar

de una relación", comentó Pabón.Para contrarrestar la

situación, en México, las principales estrellas de la televisión

lanzaron una campaña titulada, "El que golpea a una, nos golpea a

todas", y gracias a ellas se multiplicaron las denuncias contra el

maltrato a la mujer en ese país."Las líneas telefónicas que se

pusieron al servicio de la comunidad se saturaron, y lo que más

sorprendió fue el número importantísimo de hombres que llamaron para

solicitar ayuda", comentó la actriz Angélica Aragón, quien participó en

la campaña.Al igual que en las novelas, en la vida real los agresores suelen arrepentirse de su comportamiento."Oigo

a las señoras que dicen 'no, es que dice que se arrepiente, que no se

publicidad

qué'. Tenga cuidado porque si ya lo hizo una vez lo va a volver a

hacer", destacó Flores.Y es que, a diferencia de las novelas, en la vida real el agresor no suele cambiar su forma de ser."¿Qué es lo que quiere con esto? La próxima vez, ¿ya que yo vaya a visitarla a la tumba?", preguntó.La

cantante Alejandra Guzmán comentó: "Un día te van a matar mi reina. Ese

es el problema, que cuando tú lo perdonas, te va a hacer eso hasta que

te mate".En nuestra comunidad existen múltiples programas de

ayuda para terminar con el maltrato. Aun así, no todas las mujeres han

logrado salir adelante como Flores y Alvarado, y todavía no se ha

podido erradicar la violencia intrafamiliar.Lo peor es que

muchas mujeres, en especial las de origen latino, con o sin documentos,

a veces carecen de la información para romper el ciclo de violencia en

que viven.Lo cierto es que "sí se puede vivir sin una persona

al lado de uno que esté abusando. Que uno tiene que valorarse como

mujer... uno es capaz de hacer las mismas cosas que hace un hombre para

poder salir adelante", aseguró Alvarado.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad