publicidad
Los inquilinos del edificio en la 426 Meridian Avenue tuvieron que desalojar el jueves.

Residentes en South Beach reciben amarga noticia

Residentes en South Beach reciben amarga noticia

Aproximadamente 40 residentes de un edificio de apartamentos en Miami Beach han tenido la amarga experiencia de recibir una orden de desalojo una semana antes de la Navidad.  

Los inquilinos del edificio en la 426 Meridian Avenue tuvieron que desal...
Los inquilinos del edificio en la 426 Meridian Avenue tuvieron que desalojar el jueves.

MIAMI BEACH -- Aproximadamente 40 residentes de un edificio de apartamentos en Miami Beach han tenido la amarga experiencia de recibir una orden de desalojo una semana antes de la Navidad.

El edificio en la 426 Meridian Avenue ha estado en decadencia, pero lo que le molesta a la mayoría de los inquilinos es el momento en que le dieron la noticia.

“Yo no he empacado nada; no me mudo”, le dijo Edward Rapp a la estación CBS de Miami.

Edward ha vivido en el edificio por seis años y es veterano de la Guerra de Vietnam. No tiene interés en irse.

Los inspectores de la ciudad han ordenado a los dueños que arreglen varias violaciones de seguridad y han declarado el edifico inhabitable debido al mal estado en que está.

Uno de los dueños del edificio es Simon Nemni, quien también es parte de la junta de preservación histórica de la ciudad. CBS reporta que él no sabía que el edificio había sido declarado inhabitable hasta el martes.

publicidad

Pero la ciudad dice que han estado notificando a los propietarios por meses.

“La ciudad ha tratado de trabajar con el dueño de la propiedad por varios meses”, dijo la asistente administradora de la Ciudad Hilda Fernandez. Ella dijo que a los que quedaron desplazados se les dará una semana de vivienda temporal en un hotel si quieren aceptarla, mientras que se sitúan en un lugar nuevo.

El administrador del edificio dice que aunque ha hecho los arreglos necesarios, el edificio se está cayendo a pedazos. Pero dice que no está de acuerdo con la forma en que los residentes ancianos e inválidos están siendo desalojados sin más tiempo para prepararse. El anunció lo recibieron un día antes el miércoles.

Varios buenos samaritanos de grupos comunitarios acudieron al sitio del edifico para ayudar a los residentes relocalizarse, pero de todo modo no están contentos con lo que pasa.

“No deben tirarlos fuera así como así”, dijo el voluntario Charlie Maniscalvo. “Deben de darles al menos dos o tres meses si cualquier cosa”.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad