publicidad
.

Pese al muro, el cruce sigue logo-noticias.6bcb5218ff723b30f6c272bb9bfc7...

Pese al muro, el cruce sigue

Pese al muro, el cruce sigue

La política del Gobierno de Washington de asegurar la frontera con México no desanima a los inmigrantes indocumentados.

No se desaniman

TUCSON, Arizona - La política del Gobierno de Estados Unidos de asegurar la frontera con México con un muro, y el uso de alta tecnología, no ha servido para desanimar a los inmigrantes indocumentados que continúan cruzando la frontera, según un estudio difundido por el Centro de Política de Inmigración (IPC).

"A pesar de las dificultades y la construcción de un muro fronterizo no han desanimado el cruce de inmigrantes", aseguró en conferencia telefónica Wayne Cornelio, director del Centro de Estudios Comparativos de la Universidad del California en San Diego.

Desde 2005 y hasta 2007, investigadores de dicho centro entrevistaron a más de 3.000 inmigrantes en cuatro estados mexicanos y mexicanos "sin papeles" en los Estados Unidos.

Los resultados del estudio se centran particularmente en las encuestas realizadas en 2007 en la población de San Miguel Tlacotec, en el estado sureño de Oaxaca.

Mejores oportunidades

"En esta población, 37 por ciento de los adultos ha emigrado a Estados Unidos, atraídos por mejores salarios y trabajos", sostuvo Cornelio, que también formó parte del equipo investigador.

El 67 por ciento de los entrevistados calificó de "muy difícil" el evadir la Patrulla Fronteriza cuando cruzan la frontera, el 91 por ciento sabe que "es muy peligroso" el cruzar la frontera "sin papeles" y el 24 por ciento conoce al menos a alguien que ha muerto en su intento.

publicidad

Cerca del 43 por ciento dijo temer el clima del desierto, el 23 por ciento manifestó miedo ante la Patrulla Fronteriza, mientras que un 17 por ciento está más preocupado por los bandidos que asaltan a los inmigrantes.

Más del 40% detenido

Tan solo un 5,8 por ciento teme al muro y 2,4 mencionó a los grupos de vigilantes.

El estudio resalta que cerca del 47 por ciento de los indocumentados oaxaqueños que cruzaron la frontera nunca fueron detectados por la Patrulla Fronteriza.

Cornelio indicó que el reforzamiento de la seguridad fronteriza ha tenido otro tipo de consecuencias como una menor "circulación" de inmigrantes, ya que anteriormente los hombres cruzaban la frontera y regresaban a sus pueblos de origen después de haber trabajado unos meses en Estados Unidos.

"Ahora los hombres se quedan aquí ante el riesgo y los altos costos de cruzar la frontera, lo que puede ser un factor por un menor número de detenciones en la frontera", agregó el investigador.

Aumentaron los coyotes

En su opinión otra consecuencia ha sido el uso necesario de traficantes, mejor conocidos como "coyotes" o "polleros".

"El uso del "coyote" ya no es algo opcional ahora es "indispensable", aseguró el académico.

Manifestó que desde 1995, las tarifas que cobran los contrabandistas se han triplicado, por ejemplo, en 1995 un oaxaqueño pagaba $975 por su cruce a Estados Unidos, mientras que entre 2005 y 2007 esta cifra se incrementó a $2,100.

publicidad

El estudio sostiene también que son más frecuentes los cruces de inmigrantes indocumentados a través de las garitas de entrada, ya sea en compartimentos secretos dentro de autos o utilizando documentos falsos.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
El emblemático espectáculo estadounidense no ha podido hacer frente a los cambios del gusto del público y anunció el sábado que su última función será en mayo.
José Batista llegó a la frontera de Nuevo Laredo-Laredo para pedir los beneficios del reglamento estadounidense que le permitiría ingresar legalmente a este país. Lo que no sabía es que estando en pleno proceso el gobierno de Obama eliminaría la estipulación administrativa. Hubo otros detrás de él que por unas horas se quedaron fuera.
La noticia del fin de los beneficios a los migrantes de Cuba llegó como un balde de agua fría para los últimos en llegar. Este grupo espera sus papeles con la incertidumbre de si podrá reencontrarse con los familiares que dejaron en la isla.
En la madrugada de este jueves se votó el primer paso para revocar la ley de salud, que entre otros beneficios ha otorgado servicio de salud a más 20 millones de personas. El ‘sí’ ganó, pero los demócratas (y un republicano) hicieron lo posible por defenderlo.
publicidad