publicidad

El 'sheriff más duro' de Estados Unidos fue demandado por violar la Constitución

El 'sheriff más duro' de Estados Unidos fue demandado por violar la Constitución

La Unión Americana de Libertades Civiles demandó al 'sheriff más duro' de Estados Unidos por violar la Constitución.

Datos de la redada

PHOENIX - La Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU) anunció que interpuso una demanda en contra del 'sheriff más duro' de Estados Unidos por violar la Constitución al arrestar durante una redada en febrero a dos trabajadores, uno de ellos residente legal y el otro ciudadano estadounidense.

La demanda afecta al alguacil del condado Maricopa, Joe Arpaio, y a un grupo de agentes bajo su mando por la detención y arresto de dos hombres por sus características raciales cuando realizaban una redada migratoria en un centro laboral.

Según la acusación, el 11 de febrero, Julián y Julio Mora fueron detenidos como resultado de prácticas de discriminación racial.

Los asistentes del alguacil realizaban una redada al patrono del mexicano Julián Mora, de 66 años. Mora y su hijo Julio se encontraban en su camioneta cuando los policías los arrestaron y los llevaron a las oficinas de la empresa.

Los Mora fueron esposados por más de tres horas mientras los asistentes del alguacil interrogaban a decenas de trabajadores, presuntamente indocumentados.

Tres horas esposados

"Nuestros clientes sufrieron graves violaciones a sus derechos constitucionales y fueron aterrorizados cuando se les detuvo contra su voluntad durante tres horas por personal armado", dijo Dan Pochoda, Director Jurídico de la ACLU en Arizona.

"El alguacil Arpaio y sus agentes no tenían ninguna razón para detener a estos dos hombres y arrastrarlos durante una redada en su lugar de trabajo", agregó.

publicidad

Arpaio argumentó que las detenciones durante esas redadas son relativamente breves ante el número de trabajadores y la necesidad de preservar la seguridad de sus asistentes.

La demanda de la ACLU fue en la Corte Distrito de Arizona a nombre de los dos detenidos en contra del Alguacil del Condado de Maricopa, Joe Arpaio.

¿Debería el alguacil Joe Arpaio detener las redadas y aceptar el nuevo reglamento de detenciones del Departamento de Seguridad Nacional (DHS)? Comente aquí.

No había razón

Los Mora fueron esposados y cacheados durante el arresto. La ACLU dijo que los hombres de Arpaio no tenían ninguna razón para creer que ambos afectados habían roto alguna ley para proceder a sus detenciones.

Durante las tres horas de arresto, a Julián y Julio Mora se les negó comida, agua, y todo contacto con el mundo exterior hasta que fueron interrogados, se lee en el reporte de la ACLU.

La demanda indica además que Julián Mora, de 66 años de edad, sufre de diabetes y tiene dificultades para controlar su vejiga y manifestó durante las tres horas de captura el urgente deseo de ocupar el baño. Tras insistir, se le permitió orinar en un estacionamiento.

Julio, el hijo de Julián, fue al baño esposado y sufrió las burlas del personal bajo el mando de Arpaio.

"Fuimos tratados como delincuentes y que nunca se nos dijo por qué", dijo Julio Mora. "Yo estaba muy asustado. Nunca pensé que algo así me pasaría a mí. Ahora sé que puede pasarle a cualquier persona, a los ciudadanos también. Creo que no es justo".

publicidad

La Sección 287(g)

La ACLU también reiteró su rechazo a la Sección 287(g) de la Ley de Inmigración, aprobada por el Congreso en 1996 y que en 2003 le permitió al Departamento de Justicia hacer acuerdos con las policías locales para arrestar indocumentados.

A finales de julio la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA cuestionó el plan y denunció las condiciones y el trato que reciben los detenidos por las policías locales y la Oficina de Aduanas y Control de Fronteras (ICE), y señaló que los inmigrantes sin papeles son mantenidos en "condiciones inaceptables", y que en algunos casos el derecho al debido proceso "ha sido afectado".

Fustigó además que Arpaio se negó a reconocer un nuevo reglamento de detenciones y no permitió que los observadores de la CIDH visitaran el centro de detención de inmigrantes en el Condado de Maricopa.

Annie Lai, una abogada de ACLU en Arizona, dijo que "muchos ciudadanos respetuosos de la ley" y otros residentes legales han sido afectados por las redadas de Arpaio en los últimos años.

La oficina del alguacil Arpaio ha ejecutado numerosas redadas en centros laborales en los últimos dos años y ha realizado más de 300 arrestos gracias a la vigencia de la Sección 287(g).

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad