publicidad

Critican redadas en California

Critican redadas en California

Legisladores de California alarmados por redadas y advierten que el estado pierde dinero con los operativos de seguridad.

El último golpe

SAN DIEGO - El presidente de la Asamblea Legislativa de California, Fabián Núñez (demócrata de Los Angeles), y dirigentes de derechos humanos, denunciaron el martes las "redadas selectivas" y discriminatorias que ejecuta el departamento de Seguridad Nacional (DHS) y que, aseguraron, afectan a la economía de ese estado.

Las preocupaciones surgen una semana después de una advertencia similar lanzada en Dallas, Texas, por el presidente de México Felipe Calderón, quien fustigó las redadas que ejecuta el gobierno de Washiongton y que afectan principalmente a trabajadores de ese país.

El legislador denunció en un comunicado que agentes de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE) realizaron interrogatorios y deportaciones en la fábrica de ropa American Apparel, la mayor empresa de su tipo, de acuerdo con un reporte de la agencia mexicana de noticias, Notimex.

"Al realizar el ICE un número sin precedentes de redadas en centros de trabajo en el sur de California, obliga a suspender la producción de corporaciones, como American Apparel, con más de 6,800 empleados e ingresos por $125 millones en 2007", recalcó Núñez.

A su vez, Dov Charney, ejecutivo de la empresa afectada por la redada, dijo que el operativo federal se tradujo en pérdidas por varios miles de dólares, y consideró que las redadas "niegan a los empleados sus derechos”, y que éstas “sólo fomentan miedo en sus trabajos y familias".

publicidad

Según Notimex, Núñez instó al presidente George W. Bush, y al Congreso, a reanudar el debate de la reforma migratoria que incluya una vía de legalización para los 12 millones de indocumentados que viven en Estados Unidos.

Batalla en corte

Peter Schey, director del Centro de Derechos Humanos y Ley Constitucional, denunció en el mismo comunicado difundido por Núñez el arresto de 114 ciudadanos estadounidenses y residentes legales permanentes en recientes redadas.

Dijo que el pasado 24 de abril presentó 114 demandas federales por igual número de afectados.

Tanto Núñez Schey también insistieron en que el ICE debería enfocarse en identificar a patrones y empresas que de forma deliberada abusan de sus empleados, independientemente de la condición migratoria de sus trabajadores.

Récord de arrestos

Notimex dijo que según cifras de grupos nacionales de derechos humanos y organizaciones que apoyan a los inmigrantes en Estados Unidos, durante el año fiscal 2007 el ICE arrestó en redadas a unas 4,900 personas, 45 más que los arrestados en el año fiscal 2001.

El año fiscal estadounidense comienza el 1 de octubre y finaliza el 30 de septiembre del año siguiente.

Tras los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001, el gobierno federal lanzó una ofensiva para arrestar inmigrantes indocumentados y extranjeros con antecedentes penales.

publicidad

Carta a Chertoff

El pasado 18 de abril, Núñez y otros 22 legisladores latinos de California enviaron una carta al jefe de la Seguridad de Estados Unidos, Michael Chertoff, pidiéndole que suspenda las redadas y revise el procedimiento de oficiales del ICE en una operación ocurrida en febrero.

En la misiva, los legisladores señalaron que durante la redada a una fábrica de cartuchos de tinta para impresoras en California agentes federales interrogaron sin la presencia de abogados a ciudadanos estadounidenses y residentes legales.

Núñez advirtió que los agentes del ICE negaron el derecho constitucional a los detenidos, aún cuando organizaciones legales nacionales intervenían en nombre de los trabajadores.

La protesta de Calderón

"Hay sectores enormes de la economía de Estados Unidos, como la agricultura, como los servicios, el comercio o el transporte que dependen enormemente de la mano de obra mexicana", dijo Calderón poco antes de inaugurar una reunión del Instituto de Mexicanos en el Exterior (IME).

"En la medida en que siguen estas redadas hostiles, inhumanas, que está padeciendo la comunidad mexicana en Estados Unidos, también en esa medida empiezan a sufrir y a contraerse sectores económicos clave para la economía" estadounidense, agregó.

Freno a las redadas

Calderón recordó, por ejemplo, que el 30 por ciento de la población en Texas es de origen mexicano y que en todo el país los inmigrantes procedentes de la nación latinoamericana aportan con su trabajo el cinco por ciento del Producto Interno Bruto (PIB).

publicidad

El presidente de México pidió a las autoridades de Washington "menos barreras y más apertura a la integración económica con México, incluyendo la parte migratoria" y se comprometió a aumentar sus esfuerzos para frenar la partida de mexicanos a Estados Unidos.

"No es cierto que aspiramos a hacer de la migración un fenómeno permanente; al contrario, estamos trabajando fuerte, muy, muy fuerte en educación, en salud, en infraestructura; estamos trabajando fuerte, combatiendo con todo al crimen organizado para crear condiciones de seguridad en México", apuntó.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad