publicidad

Critican redada de Mississippi

Critican redada de Mississippi

Exigen al gobierno una moratoria a las redadas tras la batida en Mississippi que dejó 595 inmigrantes indocumentados tras las rejas.

Escasa ayuda legal

WASHINGTON - La mayor redada de la historia de Estados Unidos llevada a cabo mayormente contra latinoamericanos y cuya cifra de 595 podría aumentar, fue rechazada por grupos pro inmigrantes que la ven como una "ola de terror" contra los extranjeros y exigen una moratoria.

La redada se llevó a cabo el lunes en Laurel (Mississippi) contra Howard Industries, una fabricante de transmisores que emplea a más de 4 mil trabajadores en cuatro localidades del estado.

Ocho de los 595 detenidos, que cuentan con defensores públicos (abogados de oficio) comparecerán hoy en una audiencia preliminar ante el juez federal Michael J. Parker bajo cargos criminales por el uso de documentos falsos.

Previamente, el martes, los ocho se presentaron ante el juez, cabizbajos, vestidos con camisetas y pantalones vaqueros, esposados de manos, cintura y tobillos.

La Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE) dijo inicialmente que los detenidos sumaron unos 350, pero horas más tarde revisó la cifra y la corrigió a 595, casi el doble.

Algunos están libres

De los 595 arrestados por los agentes federales, 106 fueron puestos en libertad por razones humanitarias, incluyendo mujeres con hijos pequeños que ahora portan dispositivos electrónicos para vigilar sus pasos.

Unos 475 detenidos fueron trasladados a una cárcel en Jena, Luisiana, y nueve, todos menores de 18 años, están bajo custodia de la Oficina de Reasentamiento de Refugiados.

publicidad

"La investigación continúa, este no es el fin, pero no creo que la cifra vaya a aumentar significativamente", dijo Bárbara González, una portavoz de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE), encargada de ejecutar redadas y deportar inmigrantes.

Soplo de un sindicalista

Por ahora, González no pudo precisar si se presentarán cargos contra Howard Industries, en la mira de ICE en los últimos dos años.

Pero sí confirmó que la redada se hizo tras la delación de un trabajador y miembro del sindicato de la empresa, y que Howard Industries participa, desde 2007, en el programa federal E-Verify, que permite a los negocios verificar el estatus legal de quienes solicitan empleo.

La empresa insiste en que "realiza todas las inspecciones permitidas para verificar el estatus migratorio de todos los solicitantes de empleo" y que su política es "contratar únicamente a ciudadanos estadounidenses e inmigrantes legales".

Temen efecto dominó

Según observadores, la redada tendrá un "efecto dominó" en los negocios del área, ya golpeada por la ralentización económica.

"Estamos indignados y entristecidos porque esto es una tragedia para quienes sólo buscan trabajar y llevar una vida decente", dijo la abogada Patricia Ice, de la Alianza para los Derechos de los Inmigrantes de Mississippi (MIRA).

Su grupo encabeza una creciente coalición nacional de grupos pro inmigrantes, religiosos y cívicos que exige una moratoria a las redadas.

publicidad

Los detenidos incluyen a inmigrantes de Brasil, El Salvador, Alemania, Guatemala, Honduras, México, Panamá, Perú y Alemania.

Mayoría de mexicanos

Ricardo Alday, portavoz de la embajada de México en Washington dijo que entre los arrestados por el ICE figuran cerca de 400 mexicanos, y que las autoridades consulares entrevistan desde el martes a los trasladados a la cárcel ubicada en Jena.

"El Gobierno de México seguirá velando porque se garantice el acceso y la asistencia consular a todos los connacionales afectados por esta operación y por el pleno respeto a los derechos fundamentales de los detenidos y sus dependientes", enfatizó.

La redada en Mississippi supera con creces la del pasado 12 de mayo contra la empresa cárnica AgriProcessors Inc., en Postville, Iowa, en la que 389 extranjeros clandestinos fueron arrestados y sometidos a un proceso de deportación.

Partidos reaccionan

Hessy Fernández, portavoz hispana de la campaña del republicano John McCain, dijo que "esto es un recordatorio más de que el sistema está roto y por ende necesita una solución integral y real" que sólo puede ofrecer el también senador por Arizona.

Asimismo, el portavoz del Comité Nacional Demócrata, Luis Miranda, afirmó que "estas redadas, como dice nuestra plataforma demócrata que se adopto esta semana en Denver, son ineficaces, separan familias, y privan a demasiada gente del acceso adecuado a representación legal".

publicidad

Las redadas contra inmigrantes que lleva a cabo el Gobierno de Estados Unidos "no resuelven el problema de la inmigración ilegal", enfatizó Miranda.

El candidato demócrata a la presidencia de Estados Unidos, Barack Obama, quien también apoya la legalización de los indocumentados, aún no se ha pronunciado sobre el hecho.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad