publicidad

Cortes de inmigración atoradas

Cortes de inmigración atoradas

Casos de inmigración vistos por jueces de Los Ángeles en el último año superan los 27 mil, más del doble que en 2000.

Crecieron un 43 por ciento

LOS ANGELES - Los casos de inmigración atendidos por los jueces de Los Ángeles en el último año fiscal superaron los 27 mil, más del doble que el 2000. Sin embargo, en ese mismo período de tiempo el número de jueces aumentó poco menos del 10 por ciento.

Las cifras presentadas hoy por la Oficina Ejecutiva de Revisión de Inmigración (EOIR, en inglés), entidad que supervisa los tribunales de inmigración en el país, muestran que solamente en el último año, el aumento de casos asignados a jueces de inmigración fue de 43 por ciento.

"Atender a un audiencia con un juez de inmigración es como llegar al centro de la ciudad en una hora de alto tráfico", señaló a Efe Joaquín Valdivia, abogado asistente de una conocida firma de abogados de inmigración.

"Para un solo juez fácilmente se asignan más de 40 casos al día, con lo cual la espera puede resultar de más de dos horas, y el caso -dependiendo de su condición- puede demorarse desde uno a cinco años", agregó.

"Un simple caso de una tarjeta de residencia, 'green card' con toda la documentación completa puede tardar más de un año para que sea finalmente resuelto por el juez", aseguró Valdivia.

Redadas multiplican casos

En contraposición, las acciones de los funcionarios de inmigración se han multiplicado, especialmente en el caso de las redadas, que han generado una "avalancha" de casos que deben ser atendidos.

publicidad

Virginia Kice, portavoz del Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE, en inglés), ha confirmado en repetidas ocasiones el compromiso de la agencia para hacer cumplir las leyes de inmigración, especialmente con las redadas en algunas empresas en busca de inmigrantes indocumentados.

"Las oficinas que atienden casos de inmigración, sin ninguna duda son las más congestionadas de todo el sistema judicial de Los Ángeles", explicó a Efe Ruth Miklos, asistente en la corte Federal de Santa Mónica.

"Son muy pocos los jueces asignados en comparación con el increíble volumen de casos, que día a día se incrementa".

Sobrecarga de trabajo

Un ejemplo que resalta la sobrecarga de casos que enfrenta Los Ángeles y, en general la nación, se hizo público ante el retiro -el mes pasado- del juez de inmigración de Los Ángeles Gilbert Gembacz.

En el momento de su retiro, el juez Gembacz tenía bajo su responsabilidad más de 1,600 casos de inmigración activos.

Como una forma de manejar la abrumadora carga de los jueces, EOIR utilizada sistemas de videoconferencia, trata de contratar jueces adicionales donde más se necesita y ayuda a establecer cronogramas de trabajo para que los jueces puedan atender los casos.

Presupuesto estrecho

Sin embargo, y aunque el presupuesto de la agencia ha aumentado de $147 millones en el 2000 a $227 millones en 2007, representantes de EOIR han manifestado que el presupuesto no es suficiente para atender adecuadamente todas las necesidades.

publicidad

Además, el tener un presupuesto controlado y asignado por el Congreso no le permite a la entidad tener autonomía para costear el incremento en el volumen de los casos.

Según estadísticas de EOIR, entre el 2006 y el 2007 la Corte de Inmigración de Los Ángeles aumentó sus casos en 39 por ciento, mientras que el número de casos resueltos disminuyó en 10 por ciento.

Con la vida en un hilo

Mientras, en 2006 la corte de Los Ángeles resolvió cerca del 90 por ciento de los casos recibidos, en 2007 sólo resolvió 17,230 de 25,530 recibidos, con un rendimiento equivalente al 97 por ciento.

"Lo más grave de toda esta situación es que son casos que afectan la vida del interesado en un tema esencial como es su permanencia en el país y la de su familia que sufre con la incertidumbre de los casos sin resolver", anotó Valdivia. "Por cada caso, generalmente hay un núcleo familiar de cuatro o cinco personas, incluidos los niños, que están siendo afectados".

Según el informe de 2007, el ICE realizó más de 4 mil arrestos administrativos y más de 3,600 en 2006 mientras en 2005 los arrestos fueron ligeramente superiores a 1,100.

Los arrestos criminales fueron 863 en 2007, 716 en 2006 y sólo 176 en 2005.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad