publicidad

Asoma nuevo plan de reforma

Asoma nuevo plan de reforma

El líder del Senado de Estados Unidos, Harry Reid, presentará en breve una nueva propuesta de reforma migratoria.

Detalles en breve

La suerte está echada. A partir del lunes 14 de mayo, el Congreso de Estados Unidos retomará el debate sobre la reforma migratoria, en quizás el último intento por encontrar una solución para los 12 millones de indocumentados que viven en este país.

A tres planes en manos de los legisladores, se sumará un cuarto del líder del Senado, Harry Reid (demócrata de Nevada).

Si esta vez no se logra un acuerdo bipartidista, la reforma será abortada y despejará el camino para que la Casa Blanca imponga sus medidas basadas en la seguridad nacional.

Las fechas clave de la reforma

Los detalles del plan se conocerán este miércoles, dijo Federico de Jesús, uno de los voceros de Reid.

De Jesús no adelantó pormenores de la nueva propuesta, pero dijo que el plan incluirá una vía de legalización para indocumentados que viven en Estados Unidos.

En cuanto a una petición para postergar el debate hacia finales de mayo, la oficina de Reid dijo tajantemente que "no" y que la reforma migratoria comenzará a ser ventilada "el lunes" 14 de mayo.

El pedido de Specter

El senador republicano Arlen Specter anunció el martes que negociadores del gobierno de la Administración del Presidente George W. Bush y del Senado alcanzaron un acuerdo sobre las grandes líneas de un proyecto de reforma de la inmigración, pero advirtió que el texto no estaba listo y que por ese motivo el debate debía ser pospuesto.

publicidad

"Todavía no estamos listos para comenzar el lunes 14 a discutir el texto", señaló Specter.

La oficina de Reid respondió que "no es verdad que exista un acuerdo" todavía, pero reconoció que "existen principios básicos generales" de una propuesta migratoria, y que "las conversaciones al respecto continúan".

"Pero no hay nada en concreto", puntualizó De Jesús.

Contenidos del debate

El vocero agregó que el líder del Senado "no dejará de lado el debate", que "se iniciará el 14" y que mientras la discusión se instaura "las negociaciones continuarán en busca de un amplio acuerdo bipartidista".

Fuentes del Congreso dijeron además que la propuesta migratoria de Reid se basa en el cuerdo amplio que el Senado aprobó el 25 de mayo del año pasado.

El proyecto segmentó la población indocumentada en tres grupos y a cada uno de ellos lo trató de manera diferente.

  • Grupo 1. Integrado por indocumentados que llevan cinco años o más en Estados Unidos. Accederían a una residencia temporal de seis años y luego a la residencia permanente. Once años más tarde podrían solicitar la ciudadanía. Se beneficiarían 7.8 millones.
  • Grupo 2. Integrado por indocumentados que llevan más de dos años y menos de cinco en el país. Deberían registrarse en un puesto fronterizo y calificarían para un permiso temporal de trabajo hasta que cumplan cinco años de estadía. Cumplidos cinco años, deben cumplir con los requisitos del Grupo 1. Se beneficiarían 3.5 millones.
  • Grupo 3. Integrado por indocumentados que llevan menos de dos años en Estados Unidos (contados a partir de una fecha determinada por el Senado). No calificarían paran ningún tipo de beneficio y deberían irse del país. Afectaría a 1.4 millón.
publicidad

El plan Gutiérrez-Flake

A la fecha, el Congreso tiene en sus manos tres planes de reforma migratoria que serán agregados al debate.

El primero, en poder del Comité Judicial de la Cámara de Representantes fue presentado en marzo por los legisladores Luis Gutiérrez (demócrata de Illinois) y Jeff Flake (republicano de Arizona).

El plan bipartidista Gutiérrez-Flake beneficia a los indocumentados que viven en Estados Unidos desde el 1 de julio de 2006.

Basado en 7 capítulos, la propuesta incluye una vía de legalización a cambio de una multa de $3 mil y obliga a los jefes de familia salir a un puerto fronterizo para conseguir una visa de residencia temporal extensiva a cónyuges e hijos menores de edad.

El plan de Bush

Un segundo plan, anunciado por la Casa Blanca una semana más tarde, también incluye una vía de legalización, pero a cambio de una multa de $10 mil y obliga a todos los beneficiarios obtener una visa de residencia a un costo de $3,500, salir de Estados Unidos tres años más tarde, gestionar en su país de origen la visa Tarjeta Verde y pagar una multa de $10 mil.

El plan oficial podría sufrir modificaciones, entre ellas ampliar el período de espera para la obtención de la residencia y prohibir que los residentes puedan pedir familiares, con excepción del cónyuge y los hijos menores de edad solteros.

Bush se opone a una amnistía y exige que la reforma migratoria sea regulada y que los beneficiarios se agreguen a la cola de aquellos inmigrantes que esperan en fila para la obtención de un beneficio.

publicidad

La propuesta de Hagel

Una tercera propuesta fue entregada en abril por el senador Chuck Hagel (republicano de Nebraska) e incluye un camino a la ciudadanía para indocumentados que se encuentran en Estados Unidos desde antes del 7 de enero de 2004, siempre y cuando reúnan un puntaje de acuerdo a una lista.

Sobre el sistema de puntaje, la propuesta indica que para conseguir la green card el inmigrante debe recibir por lo menos el 65% de puntuación favorable.

Las categorías y puntajes sugeridos por Hagel son las siguientes:

  • Trabajo. La persona gana puntos dependiendo del número de años en un empleo. Se otorgarán 5 puntos máximos por año. El máximo de puntaje en este renglón oscila entre 15 y 30 puntos.
  • Educación. Se asignarán puntos mínimos por estudios primarios y puntos extras por estudios secundarios y superiores. El máximo de puntaje en esta categoría oscila entre 15 y 30 puntos.
  • Familia. Se otorgarán puntos si una persona tiene un hijo ciudadano estadounidense. Habrá puntos adicionales si el cónyuge (esposo o esposa) es residente o ciudadano. El máximo de puntaje en esta categoría oscila entre 10 y 20 puntos.
  • Idioma inglés. La tabla recomienda asignar puntos sobre la base de la habilidad del inmigrante. A mayor conocimiento del idioma, más puntos. La evaluación asigna entre 5 y 15 puntos.
  • Civismo. Los inmigrantes pueden ganar puntos por servicios a la comunidad, no teniendo ninguna infracción civil o criminal y por el pago en tiempo de los impuestos. En esta categoría el rango oscila entre 5 y 15 puntos.
  • Tiempo de estadía en Estados Unidos. Los puntos se asignan dependiendo del número de años en el país. Se entregarán hasta 5 puntos máximos por cada año.
publicidad

Los extranjeros que califiquen al programa necesitarán un mínimo de 65% para poder calificar a pedir la ciudadanía, 13 años después de estar como residente legal permanente.

Puntos extras

El Plan Hagel también otorga puntos adicionales:

  • Servicio militar: 20 puntos
  • Propietario de un negocio: 10 puntos
  • Estudios universitarios: 15 puntos
  • Maestrías y/o doctorados: 15 puntos
  • Propietarios de viviendas: 5 puntos
publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad