publicidad
Los problemas legales de Aaron Hernández apenas comienzan.

¿Qué sigue en el caso de Aaron Hernández?

¿Qué sigue en el caso de Aaron Hernández?

La apagada estrella de los Patriotas de la NFL no ha logrado poner aún punto final a sus líos legales.

Los problemas legales de Aaron Hernández apenas comienzan.
Los problemas legales de Aaron Hernández apenas comienzan.

La apagada estrella de los New England Patriots, Aaron Hernández "declarado culpable de asesinato en primer grado y sentenciado a cadena perpetua sin libertad condicional"todavía no ha puesto el punto final a sus líos legales, pues todavía enfrenta cargos de asesinato doble en Boston, una demanda en Florida de un antiguo amigo que asegura que recibió un disparo en la cara y fue dado por muerto después de haber discutido con el exjugador, así como varias demandas civiles sobre los asesinatos.

Después de que le fue dictado el veredicto, Hernández, de origen puertorriqueño, fue llevado a una prisión estatal a menos de cuatro millas del Gillete Stadium, el lugar donde alguna vez atrapara los pases de Tom Brady para deleite de miles de fans. Después será enviado a otra prisión de máxima seguridad.

publicidad

El jurado, formado por cinco hombres y siete mujeres, lo condenó a cadena perpetua sin libertad condicional poco después de que fuera hallado culpable de asesinato premeditado por matar al novio de la hermana de su prometida cerca de su casa. El veredicto fue alcanzado después de que el jurado deliberó durante 35 horas durante una semana, si bien la estrella de los Patriots aún puede apelar en contra.

El dueño del equipo, Robert Kraft, fue testigo del juicio, en el que declaró que el jugador le había asegurado personalmente que era inocente.

En Massachusetts, una condena por asesinato en primer grado desencadena de forma automática un recurso de apelación ante la Corte Judicial Suprema. Aún no se tiene una fecha para la apelación de Hernández.

Sobre los crímenes en Boston en 2012, los fiscales dicen que Hernández mató a Daniel de Abreu y Safiro Furtado, después de que uno de ellos accidentalmente tropezó con él y le derramó la bebida en un club nocturno. Aunque un amigo trató de calmarlo "lo cual quedó captado por las cámaras de vigilancia--, Hernández siguió a los dos hombres en los alrededores del centro nocturno y les disparó desde su vehículo.

Unas seis semanas después, Hernández firmó un contrato por cinco años de 40 millones de dólares con los Patriots. Jugó una temporada más antes del asesinato de Odin Lloyd, por el que fue sentenciado. Los fiscales del condado de Suffolk afirmaron el miércoles que no tenían una estimación sobre la fecha en que Hernández podría enfrentar un nuevo juicio por el doble homicidio de Boston.

publicidad

El juicio estaba programado para empezar el 28 de mayo, pero el equipo de abogados de Hernández pidió que fuera retrasado para poder concentrarse en el caso de Lloyd.

Tanto Ursula Ward "madre de Lloyd--, como las familias de los otros dos hombres que Hernández está acusado de haber asesinado en Boston en 2012, interpusieron demandas en las que demandan importantes compensaciones económicas. Alexander Bradley, el hombre que asegura que fue baleado por el exjugador, también lo demandó.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad