publicidad
Combatientes del Estado Islámico (EI).

¿Puede haber algo peor que el Estado Islámico?

¿Puede haber algo peor que el Estado Islámico?

El periodista Alan Rivera explica qué es el ISIS, cómo y dónde opera y que persigue en el Oriente Medio.

Combatientes del Estado Islámico (EI).
Combatientes del Estado Islámico (EI).

Por Alan Rivera Prieto

, periodista y analista político e internacional. Director de Producción en Media Vista Group.El Estado Islámico (EI o ISIS en inglés) es el grupo terrorista más cruel y despiadado del que se tenga memoria en las últimas décadas y se ha convertido en la amenaza más peligrosa para Estados Unidos.

Estos yihadistas ultra radicales han logrado lo que pocos hubieran podido suponer: hizo ver a los terroristas de otros movimientos extremistas como conservadores, aficionados de poca consistencia cuyos métodos para matar y aterrorizar ya no asustan a nadie. Su efectismo ha sido tal que grupos como Al Qaeda, Al Shabaab, Hizbulá o Hamas palidecen ante el salvajismo implacable de sus militantes, que vestidos de estricto uniforme negro y encapuchados, muestran un desprecio por la vida sin precedentes y difunden su barbarismo sin ningún pudor en las redes sociales como parte de su estrategia de propaganda y expansión.

publicidad

Su activo aparato de propaganda se encargó de presentar al mundo videos muy bien producidos y por lo tanto impactantes, en los que decapitan a sangre fría a rehenes que, antes de morir, pronuncian discursos a favor de sus verdugos. Antes de eso, ya habían logrado captar el ojo de los más informados cuando, desde hace pocos años y meses, ejecutaron asesinatos en masa de chiítas y kurdos, y también de cristianos y yazidíes e hicieron huir de sus hogares y tierras a miles de ellos que se negaban a convertirse al Islam.

Decenas de videos filmados por sus militantes los muestran haciendo correr desnudos a sus rehenes, golpeándolos y humillándolos y luego ultimándolos con disparos en la cabeza o decapitándolos a punta de cuchillo o espada, en auténticos y espeluznantes baños de sangre que luego se encargaron de colgar en Youtube y promocionarlos por Twitter y Facebook.

¿Qué es el EI y quienes lo conforman?

Es un grupo yihadista Suní que nació con la invasión de Estados Unidos a Irak en 2003 y fue transformándose, cambiando de nombres y fortaleciéndose con el paso de los años. Actualmente tiene control en un amplio territorio de Irak y Siria, y se calcula que tiene unos 32 mil militantes. Según Soufan Group (organización que brinda información de inteligencia a gobiernos e instituciones) el Estado Islámico cuenta con unos 12 mil combatientes extranjeros de los cuales unos 3 mil proceden de países occidentales, incluyendo unos 100 de Estados Unidos.

publicidad

Al principio eran una organización próxima a Al Qaeda integrada con militares y militantes suníes del derrocado gobierno de Saddam Hussein. Aún bajo el manto protector de Osama Bin Laden, el grupo se expandió en Ambar, Nínive, Kirkuk y gran parte de Saladino. Tambien pero en menor grado en Babilonia, Diala y Bagdad. Entonces se proclamaron como Estado Islámico de Irak y su cuartel general se encontraba en la ciudad de Baquba.

Estando aún Estados Unidos en territorio iraquí, sufrieron serios reveces pero sus acciones terroristas no pararon de ejecutarse. Sin embargo, no fue sino hasta que se inició la guerra civil en Siria que el grupo se fortaleció, pasando a ser conocido como Estado Islámico de Irak y el Levante (EIIL por sus siglas en español o ISIS por sus siglas en inglés). Para entonces ya habían muerto sus dos principales líderes y el mando había recaído en Bakr al-Baghdadi.

Entre enero y junio de este año, el EI tomó varias ciudades en el norte de Irak y, tras romper con Al Qaeda, Bakr al-Baghdadi declaró la independencia del grupo y su soberanía sobre Irak y Siria, autoproclamándose "Califa Ibrahim del Estado Islámico". Al-Baghdadi afirma que el EI nació para gobernar el mundo musulmán bajo la ley de la sariá, y la primera etapa es tomar el control sobre Irak y Siria.

¿Cómo se financian?

publicidad

El secretario de Defensa estadounidense, Chuck Hagel, dijo hace unas semanas que el EI "va más allá que un grupo terrorista. Combina ideología con sofisticadas habilidades militares tácticas y estratégicas, está sumamente bien financiado", cerró su intervención con una preocupante pero realista frase: "esto va más allá de nada que hayamos visto".

Se estima que el EI tiene acceso a fondos de unos $2 mil millones captados de donaciones privadas, secuestros y robos. Pero quizá su principal fuente es el comercio de petróleo en el mercado negro. Según Matthew Levitt, del Instituto Washington para Políticas del Cercano Oriente, se trata del grupo extremista mejor financiado de la historia y se calcula que cada día recaudan $1 millón.

Irak es el segundo mayor productor de petróleo del mundo después de Arabia Saudita. El contrabando de petróleo que lleva a cabo el grupo comprende la venta de millones de barriles a pueblos turcos. Este petróleo proviene de refinerías que el grupo tomó dentro de Irak y en el norte de Siria. Por eso la coalición liderada por Estados Unidos comenzó y continúa bombardeando estas refinerías, en su intento por asfixiar financieramente al EI.

¿De dónde sacaron sus armas?

Según un informe de Conflict Armament Research, el 80 por ciento de las armas de EI fueron fabricadas en China, URSS, USA y Serbia, lo que significa que pertenecían a las fuerzas de seguridad y que fueron robadas por los yihadistas. El porcentaje de su arsenal que es de origen estadounidense fue obtenido durante sus victorias sobre el ejército iraquí. Ese mismo estudio señala que el 19 por ciento de los cartuchos analizados son para rifles M-16 y M-4, de fabricación estadounidense.

publicidad

Otra de las actuales grandes preocupaciones es que el EI, tras sus victorias en territorio Sirio, haya podido hacerse de armas químicas, algo que no ha sido comprobado aún pero que los especialistas no descartan como posibilidad.

¿Cuál es el futuro del EI?

Sin duda se trata de una pregunta que pocos se atreverán a responder bajo las actuales circunstancias de incertidumbre respecto a los hechos que se están desarrollando y a los que están por venir. Mientras Estados Unidos y sus aliados continúan con sus bombardeos a zonas clave donde está asentado el EI, sus militantes en tierra no dejan de avanzar y cometer atrocidades.

Las decapitaciones son su característica y la exhibición de las cabezas de sus víctimas (hombres mujeres y niños) en palos clavados al piso o simplemente en manos de sus militantes son ya pan de cada día. Todo por supuesto, es escrupulosamente fotografiado o filmado y luego subido a las redes sociales. Para los propios yihadistas, esa es una forma muy económica de hacerse propaganda, pues no necesitan hacer un gran atentado para captar la atención del millones y lograr atraer a cientos de jóvenes de cualquier parte del mundo. Su organización crece día a día.

El Estado Islámico es el grupo extremista de más rápido crecimiento en la historia y el más implacable y despiadado de los últimos tiempos. En los territorios que domina impone su interpretación extremista del Corán, la Shariá, y lleva a cabo ejecuciones públicas de sus enemigos, rehenes y quienes no se quieren convertir al Islam. Es un grupo que ha demostrado que no negocia ninguno de sus principios y no tiene ningún escrúpulo para usar cualquier método que le permita alcanzar sus metas. Mientras tanto, continúa decapitando personas inocentes que caen como rehenes de sus militantes, en represalia contra los bombardeos estadounidenses.

publicidad

El 27 de junio de este año desde Mosul, segunda ciudad iraquí, y sobre un podio de más de 900 años, Abu Bakr al Baghdadi proclamó el Califato del Estado Islámico y asumió la figura de Califa (gobernante del mundo musulmán) en claro desafío a todos los gobernantes del mundo árabe y al propio Al Qaeda, para instaurar un gobierno mundial de acuerdo al Corán y la Shariá sin excepciones de ningún tipo.

Sin duda se trata de un contexto que hace difícil predecir el futuro del Estado Islámico, aunque la mayoría de analistas coinciden en afirmar que su crecimiento continuará aún por un tiempo mayor, hasta que los países y ejércitos que lo enfrentan logren establecer las estrategias y tácticas efectivas para destruirlo. Algo que podría tomar muchos años e incluso décadas.

Significado de algunos términos

Califato: Es el territorio gobernado por un Califa, líder religioso y gobernante político de los musulmanes en el mundo.

Chiítas: Es la rama de la religión islámica que considera a Alí, sucesor de Mahoma, y a sus descendientes, únicos imanes legítimos.

Kurdos: En Irak hay alrededor de 4 millones de kurdos. En general no tienen un interés religioso, sino que históricamente buscan su independencia y la conformación de un Estado, el Kurdistán, que abarca regiones de Irak, Turquía, Irán, Siria y Armenia.

publicidad

Sunitas: Representan el 80% por ciento de los musulmanes. Consideran que la sucesión de Mahoma corresponde a un árabe miembro de la tribu de Quraish, de la que procedía Mahoma.

Shariá: Es el código detallado de conducta que incluye las reglas que norman la moral y la vida, lo permitido y lo prohibido y las reglas que separan el bien del mal.

Yazidíes: Son una minoría religiosa kurda que practican el Yazidismo, una religión preislámica de Oriente Medio. Para ellos, Dios creó el mundo, que ahora está al cuidado de siete Seres Santos conocidos como ángeles. El superior es Melek Taus, el ángel del pavo real, que es considerado por algunos musulmanes y cristianos como Satanás o el diablo.

Yihad: Es un concepto del Islam que describe una obligación religiosa de los musulmanes. Es la obligación de los musulmanes de hacer la guerra para extender la ley de Dios, contenida en el Corán.

El líder autoproclamado "Califa"

Ibrahim Awwad Ibrahim Ali al-Badri al-Samarrai, nació en 1971 en Samarra y es el autoproclamado califa del Estado Islámico de Irak y el Levante.

Eligió el nombre de Abu Bakr al-Baghdadi, el primer Califa del Islam, suegro de Mahoma,  iniciador de la serie llamada de los califas ortodoxos. Está considerado como el hombre más peligroso del mundo por la revista Time, y el sucesor de Osama Bin Laden para el diario francés Le Monde. Otros medios occidentales dicen que es el Hitler del siglo XXI, por su liderazgo fanático y su capacidad de sumar adeptos a su causa. El Departamento de Estado de los Estados Unidos ofrece una recompensa de 10 millones de dólares por información viable que lleve a su captura o muerte.

publicidad

Mapa de territorios conquistados por el EI: (http://lasindias.com/wp-content/uploads/2014/09/estado-isl%C3%A1mico-territorios-2.jpg)

Lo que el EI dice que logrará en 5 años: (http://www.kienyke.com/wp-content/uploads/2014/07/Mapa-ISIS-01.jpg) (http://espanaisrael.blogspot.com/2014/07/isis-amenaza-con-conquistar-arabia.html)


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad