publicidad

¿Tus familiares te deben dinero? Te decimos cómo cobrarles

¿Tus familiares te deben dinero? Te decimos cómo cobrarles

A muchos de nosotros nos resulta penoso cobrar, pero si quieres tu dinero de vuelta debes hacerle frente a la situación.

A muchos de nosotros nos resulta penoso cobrar algún préstamo o vieja deuda, especialmente si se trata de familiares o amigos. Pero si quieres tener tu dinero de vuelta, será necesario hacerle frente a la situación.

Evita un mal rato sin olvidarte de esos dólares que te están haciendo falta, y anímate a cobrar, siguiendo las siguientes recomendaciones que publicó la web CNN Expansión.

1. Recupera lo que es tuyo. Gianco Abundiz, experto en finanzas personales, recomienda que hables con el deudor, recordándole el trato que hicieron. Si hay algún documento firmado de por medio, será válido en caso de ir a juicio.

2. Sé flexible. Si te das cuenta de que el plazo fijado ya ha vencido, pídele al deudor que fije un nuevo plazo, montos y condiciones de pago, de modo que convenga a ambas partes.

3. Despídete de tu dinero. Aquí hay dos opciones: si tienes una relación muy importante con esa persona, mejor olvídate de tu dinero y del tema, de modo que la relación no se vea afectada. Si en cambio, la relación no es muy cercana, quizá sea lo mejor alejarse. “Déjales claro que contigo no volverán a contar en cuestiones de préstamos”, eso sí, añadió Abundiz.

4. Sin enojarse. Procura ser asertivo y amable, así como estar sereno a la hora de cobrar.

5. Sin intermediarios. Los recordatorios a través de terceras personas te pueden parecer menos incómodos, pero no así al deudor, así que mejor enfrenta el tema de manera personal.

publicidad

6. No caigas en lo mismo. Si en algún momento de la vida te ves en la necesidad de pedir préstamos, considera otras opciones antes de los familiares o amigos, pues la relación puede verse afectada por algún malentendido. Y si acaso recurres a ellos, cumple con tu palabra, que es lo más valioso que tienes.

Y antes de prestar

1. Haz un presupuesto. Descubre si estás en las posibilidades de prestar o no. “Si decides prestar, nunca des el total del monto que te pidan”, recomienda Gianco Abundiz.

2. Observa. Las personas tendemos a destapar un hoyo para tapar otro, así que averigua si es que tu pariente le debe a otras personas y si es bueno para pagar. Contempla siempre la posibilidad de decir “no”.

3. ¿Estás ayudando? Si tu familiar te está pidiendo el dinero para fomentar algún vicio o evitar afrontar sus responsabilidades, más que ayudarlo estarás perjudicándolo.

4. Habla claro. Hazle saber a esa persona que ese préstamo te representa limitar otra meta financiera, así que esto tiene una consecuencia. No permitas que piense que es dinero que te sobra, y que no necesitas.

5. Fija un plazo. Ambos tienen que saber y estar conscientes de la fecha de pago. “Si es posible, firmen un pagaré y establezcan las condiciones si no paga a tiempo”, asevera Abundiz.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad