publicidad

Fiestas de canje de ropa y juguetes

Fiestas de canje de ropa y juguetes

Durante esta crisis es importante ahorrar dinero. Una solución novedosa son las “fiestas de canje” de ropa y juguetes.

Intercambia artículos que ya no uses

Durante esta recesión económica, es importante buscar formas novedosas de ahorrar dinero.

Muchas personas creen que “ahorrar” y “gastar menos” son cosas poco divertidas que siempre requieren un sacrificio grande a cambio de un beneficio pequeño. ¡Pero no tiene que ser así! Siempre existen formas diversas y en muchos casos divertidas de ahorrar dinero. Y el ahorro muchas veces puede ser grande a cambio de un sacrificio pequeño.

Una de las áreas que representan grandes oportunidades de ahorros son los gastos de ropa y juguetes para niños y bebes. Como crecen continuamente, después de sólo unos meses –en ciertos casos semanas– lo que compraste se queda obsoleto porque la ropa no les sirve o ya no quieren jugar con los juguetes.

Muchas veces el bebe apenas usó la ropa una o dos veces y está casi nueva. Si tienes muchos hijos o piensas tenerlos en el futuro, quizás puedes guardarlos para el próximo. ¿Pero qué tal si no? ¿O qué tal si tienes que salir ahora a comprarle ropa al mayor cuando el dinero no alcanza?

Una solución novedosa son las “fiestas de canje” de ropa y juguetes.

El concepto es sencillo: personas con ropa y juguetes de niños y bebes se reúnen una vez al mes y llevan cosas que ya no les sirven. Durante la fiesta van intercambiando lo que no les hace falta por cosas que sí necesitan. Al fin, todos se van con ropa y juguetes adecuados para la edad de sus hijos sin gastar mucho dinero. Para que esto funcione, alguien tiene que tomar la iniciativa de organizarlo y seguir estas recomendaciones:

publicidad

Invita por lo menos a 6 familias con niños. Cada familia debe traer como mínimo 5 artículos diferentes. Mientras más personas y más cosas, mejor irá la fiesta, pero con este mínimo hay suficiente para comenzar. Debe incluirse ropa, juguetes, coches, sillas, libros y más.

Deja un espacio aparte para que los niños jueguen. De esta forma, los padres pueden concentrarse sin tener demasiadas distracciones. Pero los niños deben ir y no quedarse en casa para poder probarse la ropa.

Confirma que sólo están presentes artículos en buenas condiciones. Toda la ropa debe estar lavada y sin agujeros para poder ser incluida en la fiesta de canje. Es la responsabilidad de la organizadora asegurar que nadie lleve artículos en malas condiciones. Si no, esta persona no tendrá con quién intercambiar y luego desanima a muchas personas regresar la próxima vez.

Deja que cada familia negocie su canje. No se debe imponer el “valor” del artículo. Deja que cada familia negocie lo que quieren pedir a cambio de lo que están ofreciendo.

Al final, prepara una lista de artículos codiciados. Pregúntales a los adultos presentes y anuncia los artículos de la lista públicamente por si alguien puede traer uno la próxima vez.

Mike Periu, experto financiero, es el editor de DINEROyCREDITO.com . Puedes hacerle preguntas ahí. ©2009 EcoFin Media, LLC

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad