publicidad

Compra sin tener culpa alguna

Compra sin tener culpa alguna

Una nueva tarjeta de crédito promete donar el 1% de todo lo que consumas a las misiones de ayuda de la Iglesia Católica en más de 120 países.

Visa | World Missions
Visa | World Missions

Comprar sin sentimiento de culpa

"Comprar sin tener sentimiento de culpa" es la sensación que podría ofrecerte una tarjeta de crédito que apareció en el mercado este mes y que, cada vez que la utilizas para pagar, le hace una ofrenda automática a la Iglesia Católica y el Vaticano.

Se trata de la nueva tarjeta Visa de World Missions, que fue dada a conocer a principios de mayo por la Sociedad por la Propagación de la Fe, y que promete contribuir con el uno por ciento de todas las compras realizadas para ayudar a los programas de la Iglesia Católica en más de 1,150 diócesis de todo el mundo.

"A través de las Misiones, ya sea un orfelinato católico o una clínica rural de salud, o a través de programas de ayuda para pacientes de VIH/Sida, la Propagación de la Fe ayudará a subsidiar a sacerdotes, Hermanas y Hermanos y catequistas laicos que ofrecen ayuda concreta -u ofrecen la esperanza del Señor- en beneficio de los pobres", explicó el monseñor John E. Kozar, director nacional de la Sociedad de Misiones Pontificias en Estados Unidos.

publicidad

"Con esta tarjeta de crédito, los católicos aquí en este país pueden ser parte de nuestro trabajo -de hecho, los misioneros ayudarán aquí en casa a través de sus oraciones y con esta asistencia financiera", agregó el prelado.

La tarjeta es una Visa respaldada por el Washington Mutual, la entidad bancaria que desarrolló el sistema junto con Follieri Capital, una empresa que proporciona productos y servicios financieros a las diferentes organizaciones de la Iglesia Católica en Estados Unidos.

Con la tarjeta, el uno por ciento de todas las compras realizadas será donado a la Propagación de la Fe. El dinero recaudado entonces será utilizado para patrocinar "las misiones de evangelización de la Iglesia" en más de 120 países en Asia, Africa, las Islas del Pacífico y América Latina.

La ayuda se utilizará también para desarrollar los esfuerzos de salud y educativos que auspicia el Vaticano. Más del 90 por ciento de los fondos recaudados por la Propagación de la Fe son utilizados por los esfuerzos misioneros, puntualizó la entidad.

"Nosotros motivamos a que las personas participen en este programa porque sus donaciones respaldarán los esfuerzos de la Iglesia en todo el mundo, y llevarán ayuda y esperanza a los menos privilegiados que sufren", comentó el monseñor.

Para promover la tarjeta de crédito, más de un millón de católicos en Estados Unidos serán contactados por correo directo; además se colocarán anuncios publicitarios en los diversos periódicos católicos del país.

publicidad

Según la Sociedad por la Propagación de la Fe, "sólo la suma de $10 dólares generados de este programa pueden comprar ropa para 10 niños en una escuela católica en Sudán por un año; $4 dólares compran suficiente comida por una semana en un programa de kindergarten en las Misiones donde los niños aprenden lo básico y descubren  a amar a Jesús".

A parte de asistir los programas de la Iglesia Católica, los usuarios de la Visa de World Mission Visa también podrán disfrutar de otros beneficios como cupones de descuentos, opciones de pago a través de internet y cero responsabilidad civil en caso de fraude.

La tarjeta tampoco cobra una cuota anual y ofrece el 0 por ciento de interés durante los primeros seis meses, que luego -dependiendo del puntaje crediticio del cliente- puede oscilar entre 9.99 y 23.99 por ciento.

Si realizas un pago tarde, no irás al infierno pero podrías pagar penalidades y enfrentar un interés de hasta 31.99 por ciento, a menos, por supuesto, "que Dios te lo pague"...

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad