publicidad
Imagen cortesía: Justin Rubinstein, USGS

¿Por qué aumentan los terremotos en el centro de Estados Unidos?

¿Por qué aumentan los terremotos en el centro de Estados Unidos?

Si bien el fracking puede causarlos, investigadores señalan otro culpable principal: los depósitos de agua de desecho.

Imagen cortesía: Justin Rubinstein, USGS
Imagen cortesía: Justin Rubinstein, USGS

Por Mónica Isola Wiesner: @misolaWies

En los últimos años se han multiplicado los terremotos en Estados Unidos, particularmente en la región central. Según el Servicio Geológico de este país (USGS por sus siglas en inglés), entre los años 1973 y 2008 ha habido un promedio anual de 24 sismos de magnitud 3 o mayores. Sin embargo, en el año 2014 se produjeron 688. Y en tan sólo lo que va del 2015, hasta el mes de mayo inclusive, ya se han registrado 430.

Este aumento se le ha adjudicado mayoritariamente a la fractura hidráulica ( fracking), un sistema que inyecta agua a fuerte presión en el subsuelo para liberar petróleo o gas atrapados en capas profundas de la Tierra. Ahora un nuevo estudio publicado este miércoles por el USGS en  Seismological Research sugiere que no es directamente el  fracking el principal causante, sino otro proceso diferente también relacionado con la explotación de estos combustibles fósiles.

publicidad

Como explica el sismólogo Justin Rubinstein, uno de los autores del trabajo científico, si bien el  fracking sí causa temblores, “hay muy poca evidencia que relacione la fractura hidráulica con la mayoría de estos terremotos y definitivamente no está relacionado con los más grandes”.  El estudio encuentra otro culpable: los depósitos de aguas de desecho proveniente de la explotación de gas y petróleo.

Los depósitos subterráneos para descartar sustancias tóxicas llevan décadas utilizándose -ya en los años sesenta se empleaban para deshacerse de armas químicas-. “Hay aproximadamente 35,000 de estos depósitos en el país”, asegura Rubinstein, que subraya que “sólo algunas docenas de ellos han sido vinculados directamente con estos sismos”.Según el estudio, para provocar terremoto con estos depósitos de agua se necesita una combinación de factores relacionados con la frecuencia y volumen total de agua inyectada y con la presencia de una falla tectónica suficientemente grande y otras características geológicas.Independientemente de cómo se extraigan estos recursos (por medio de fractura hidráulica o no), según detalla el científico, el gas y el petróleo salen del subsuelo acompañados de agua con cantidades altas de sales y químicos. La solución adoptada por la industria para deshacerse de esa agua es inyectarla en depósitos subterráneos profundos.

publicidad

Por qué esta práctica de la industria genera en algunos sitios terremotos y en otros no es algo que todavía no saben responder del todo los investigadores.

Resulta relevante el caso de Oklahoma, el estado más afectado por los sismos y donde este tipo de depósitos se han duplicado. Se cree que la respuesta se halla en este incremento, pero quedan interrogantes.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad