publicidad
El exgobernador de Texas criticó la elección estudiantil en una columna de opinión.

Rick Perry sería el primero en salirse de la contienda interna republicana

Rick Perry sería el primero en salirse de la contienda interna republicana

Anticipó un sondeo realizado por el periódico Político

El exgobernador de Texas, Rick Perry, será el primer candidato en abandonar la contienda por la nominación presidencial del Partido Republicano, anticipó un sondeo realizado por el periódico Político.

Pese a su amplia experiencia y el favorable cartel político ganado por los 14 años que pasó al frente del gobierno texano, Perry no ha logrado generar un apoyo suficiente entre los republicanos y los influyentes donadores de fondos de campaña.

El exgobernador de Texas criticó la elección estudiantil en una columna...
El exgobernador de Texas criticó la elección estudiantil en una columna de opinión.

El sondeo mostró que 45 por ciento de los republicanos y casi la mitad de los demócratas en los estados de Nueva Hampshire y Iowa creen que Perry será el primero de los 17 aspirantes en abandonar esta carrera.

“Es el mejor político que he visto y aún así no ha podido generar fuerte interés en el terreno. ¿Dónde estaba este hombre la última vez?”, lamentó un republicano en Iowa, quien señaló los problemas financieros que enfrenta la campana de Perry.

El pulso del sentimiento de los electores en Nueva Hampshire y Iowa resulta importante por ser los primeros dos estados donde arrancarán las votaciones internas en las contiendas de ambos partidos: el Republicano y el Demócrata.

En un sondeo sobre las preferencias electorales en Nueva Hampshire, Perry apareció en el sótano de las preferencias junto al gobernador de Louisiana, Bobby Jindal, con un apoyo de apenas 1.0 por ciento.

publicidad

El lunes pasado fue revelado que su campaña tocó un serio bache después que dejó de pagar a su personal en Iowa, Nueva Hampshire y Carolina del Sur debido a problemas para recaudar fondos políticos.

La campaña de Perry reportó una recaudación de fondos de apenas 1.14 millones de dólares en junio pasado y para finales de julio contaba con un poco más de 883 mil dólares en efectivo para cubrir los gastos de operación.

“Se le acabó el dinero y el tiempo” dijo al periódico Político otro republicano en Nueva Hampshire, mientras que uno más señaló que pareciera como si la campaña de Perry no existiera.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad