publicidad
Los servicios de emergencia están saturados con llamadas de personas atrapadas por las aguas en sus autos o en sus casas.

FEMA está bajo la lupa por su manejo de la emergencia que deja Harvey en Houston

FEMA está bajo la lupa por su manejo de la emergencia que deja Harvey en Houston

En Washington saben que un desastre natural mal manejado puede ser una crisis irrecuperable para un gobierno. Todos recuerdan cómo en 2005 la agencia federal de manejos de emergencias quedó como el "malo de la película" por su lenta respuesta en Nueva Orleans inundada tras el paso del huracán Katrina.

La lluvia seguirá al menos por los próximos tres días, según informes meteorológicos Univision

Los desastres naturales tienen usos políticos. Bien lo sabe el presidente George W. Bush, quien con la lenta respuesta que su gobierno dio al desastre generado por el huracán Katrina en 2005, vio hundirse su ya menguante popularidad

Y también lo sabe Donald Trump, quien con la crisis generada por Harvey con las “catastróficas” inundaciones que se han presentado en Houston se estrena en el manejo de estas emergencias dispuesto a no repetir aquellos errores.

Ni tampoco los de Rita, el huracán que siguió a Katrina en 2005, que forzó una caótica evacuación de la ciudad tejana. NI los de la tormenta tropical Allison, de 2001.

Hasta ahora, la Agencia Federal de Manejo de Desastres (FEMA) -el “malo” del drama de Nueva Orleans azotado por Katrina- ha salido bien parada, a juzgar por las loas que ha recibido del gobernador de Texas, Greg Abbott.

“Calificaría la respuesta del gobierno federal como A+”, dijo en una rueda de prensa la tarde del lunes Abbott, quien logró que un día antes de que Harvey llegara a las costas del estado, Washington declarara la emergencia federal.

MInuto a minuto: Sigue aquí en nuestro liveblog la cobertura especial en vivo sobre lo que está pasando en Texas

Para demostrar la coordinación entre los diferentes niveles de gobierno, en esa rueda de prensa en Corpus Christi estaba junto a Abbott el recién instalado director de FEMA, Brock Long, quien en junio recibió la aprobación del Senado para manejar la agencia.

publicidad

“Vamos a estar aquí por varios años ayudándoles a recuperarse (…) Ahora estamos asistiendo en los esfuerzos de salvamento de vidas”, dijo Long.

Relacionado
En Houston la gente sale como puede de las áreas inundadas.
Harvey regresa al Golfo de México y seguirá generando inundaciones catastróficas


FEMA anunció que tiene unos 8,500 funcionarios distribuidos por las zonas de Texas afectadas por Harvey y sus lluvias, y que empezará a procesar las solitudes de asistencia federal en los 18 condados que han quedado bajo la calificación de desastre federal.

Además, la agencia informó que destinará más de 3,000 millones de su fondo para desastres a atender los afectados por Harvey, aunque se supone que la mitad de ese dinero se destina a damnificados de desastres anteriores.

Asistencia inmediata

Por ahora lo que interesa a los ciudadanos de Houston y al país que observa es cómo el gobierno federal responde a la emergencia en lo inmediato y después, cómo asiste a los miles que hayan perdido propiedades y medios de vida debido a las inundaciones.

publicidad

A juzgar por los mensajes que ha estado enviando a través de su cuenta Twitter desde el fin de semana, el presidente Trump ha estado muy enfocado en la evaluación de la situación en Texas. De hecho, había prometido al senador republicano por Iowa, Chuck Grassley que no incurriría en esos errores de Bush.

De acuerdo con fuentes de la Casa Blanca que han hablado con algunos medios, Trump se ha referido expresamente a la necesidad de evitar la experiencia de 2005, que quedó para la historia como demostración de la incapacidad del gobierno federal de responder a una emergencia.

En el caso de Houston, quienes parecieran ser más susceptibles a la crítica por ahora son los alcaldes de Houston y otras localidades, que decidieron no ordenar la evacuación, incluso enfrentándose a Abbott, quien en unas confusas declaraciones sugirió a la población de zonas potencialmente afectadas abandonar sus hogares aun cuando no se hubiera dado la orden.

Relacionado
Un hombre es rescatado por la policía de su auto hundido en una a...
Houston bajo el agua revive los peores recuerdos de la Nueva Orleans inundada por Katrina


Días después, con la ciudad anegada y con unas tres mil personas sacadas de casas sumergidas, los alcaldes defendieron la decisión con el argumento de lo complejo que es sacar casi 3 millones de habitantes y recordando que cuando en 2005 el huracán Rita forzó a la evacuación de la ciudad, unas 60 personas murieron en la ruta totalmente colapsada por la cantidad de vehículos que buscaban salir de Houston.

Hasta ahora, los gobiernos federal, estatal y los locales han proyectado una imagen de unidad y eficiencia, pero no es descartable que en los próximos días empiecen a señalarse culpas. Pasada la emergencia las diferencias partidistas podrían aflorar, sobre todo en el caso del alcalde de Houston, el demócrata Sylvester Turner.

publicidad

La relación entre Abbott y algunos alcaldes de las principales ciudades no ha sido muy fluida, en parte por la intención de la gobernación de limitar mediante diferentes proyectos de ley presentados a la Asamblea estatal algunas potestades que tienen los gobiernos locales

El presidente Trump haría bien en ahorrarse evaluaciones favorables del trabajo de Long demasiado temprano, antes de que se tenga una impresión general de cómo han evolucionado las cosas en el terreno, atendiendo a otra enseñanza que dejó Katrina.

Por aquellos primeros días tras el paso del huracán, Bush alabó el “endiablado buen trabajo” que estaba haciendo el entonces director de FEMA, Michael Brown (a quien, en su usual estilo coloquial, el presidente llamó ‘Brownie’) pese a que los medio mostraban imágenes de personas en los techos de sus casas inundadas y centro de refugiados totalmente a la deriva.

Pocos días después, ‘Brownie’ se vio forzado a renunciar ante la lluvia de críticas sobre el mal manejo de la emergencia, que solo pudo empezar a ser controlada cuando pudo llegar al centro de Nueva Orleans la fuerza militar especialmente desplegada para recuperar la ciudad y rescatar a los damnificados.

Relacionado
Houston Gif
Fotografías interactivas: Houston antes y después de la inundación
El centro de la extensa urbe permanece bajo el agua en una emergencia en la que han sido rescatadas decenas de miles de personas. Así se ve Houston antes y después del desastre natural que aún mantiene en vilo a sus habitantes. Deslice el cursor sobre las imágenes para comparar las fotografías.
publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad