publicidad
Video Laquan McDonald

Debilita confianza la política para revelar videos hasta tres meses después en Chicago

Debilita confianza la política para revelar videos hasta tres meses después en Chicago

La promesa Rahm Emanuel de dar a conocer los vídeos de tiroteos de la policía en no más de tres meses no es vista con muy buenos ojos por algunos.

Video Laquan McDonald
Video Laquan McDonald


La nueva política de Rahm Emanuel, alcalde de Chicago, de dar a conocer los vídeos de tiroteos de la policía en no más de tres meses para darle mayor transparencia a la ciudad y a la comunidad anunciada hace unos días, no es vista con muy buenos ojos por algunos.

Muchos se preguntan por qué Chicago necesita tanto tiempo para dar a conocer el mismo tipo de vídeos que Cincinnati y Seattle hacen públicos en cuestión de días, si no es que en horas. Lo que ha sembrado ciertas dudas en activistas y analistas de si la nueva práctica logrará restaurar la confianza en el alcalde y en la policía.

"Los 60 días es para que la administración puede salir adelante con la historia, para darles tiempo para llegar a una estrategia de relaciones públicas”, comentó el activista Wiliam Calloway a la agencia AP.

"No hay manera de que esto no sea una mejora... Pero lo veo como un paso insuficiente si el objetivo es ganar la confianza. Para establecer la confianza, eso significa ser honesto desde el principio, no 60 días, 90 días después", dijo Craig Futterman, profesor de derecho de la Universidad de Chicago a la agencia de noticias.

Nueva política para dar a conocer vídeos policiales Univision

Chicago tardó 14 meses en dar a conocer el video del tiroteo de Laquan McDonald, adolescente afroamericano que murió de 16 tiros a manos del policía Jason Van Dyke en octubre del 2014. La revelación del video sucedió en noviembre del 2015 después de que un juez así lo ordenase gracias a la petición de un periodista independiente.

Si bien la nueva política dada a conocer el martes establece que todos los videos sean liberados dentro de 60 días, el plazo podría extenderse a 90 días si la policía solicita un retraso.

Por su parte, Sergio Acosta, ex fiscal federal que ayudó a elaborar la política comentó que "Básicamente, queríamos dar a los investigadores suficiente tiempo para hacer lo que tenía que hacer en términos de entrevistar a la gente y a la recolección de otras pruebas de que no se vieron afectados por una liberación demasiado temprana", dijo.

publicidad

Aunque la mayor parte de la atención estará en los vídeos de las patrullas y cámaras corporales, la política también pide la liberación de cualquier vídeo recaudado por las autoridades durante las investigaciones, así como grabaciones de audio e informes policiales.

Por ahora no está claro cómo se harán públicos los videos ni qué agencia será la encargada de liberar la información.

Lea también:


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad