publicidad

Policias: ?Abuso de Poder?

Policias: ?Abuso de Poder?

Hispana reclama ser maltratada por oficiales de policía en Red Bank, Nueva Jersey, cuando tuvo un accidente.

Policias: ?Abuso de Poder? fe8f3e5737c54b7da701be7a9ef4b172.jpg

Situación lamentable

RED BANK, Nueva Jersey - Las acusaciones por brutalidad policial siguen creciendo en Nueva York, esta vez una inmigrante de Guatemala dice ser una víctimas de las autoridades, que al parecer la detuvieron por razones incomprensibles y afectaron su condición física.

Irma Bottino vivió una situación lamentable para su familia cuando conducía sobre la calle Broad en Red Bank en compañía de su hijo de seis años y tuvo un accidente. Al lugar llegaron tres oficiales de la policía quienes le dijeron que tenía aliento a alcohol.

En entrevista con Noticias Univision 41, Bottino comentó que había negado las afirmaciones de las autoridades y les dijo que lo único que había tomado era una bebida energizante y como prueba tenía la botella en el carro.

publicidad

Según declaraciones de la mujer, las autoridades le pidieron que descendiera del automóvil e hiciera una prueba de alcoholemia que consiste en caminar en línea. Bottino cumplió con la prueba y luego informó a los oficiales que había tenido una cirguría cosmética en sus brazos y piernas.

En sus declaraciones Bottino continuó diciendo que después los oficiales le dijeron que no debería estar manejando y que pidiera a alguien que fuera por ella. Irma llamó a su esposo, sin embargo, los oficiales se agitaron y le dijeron que “estaba empeorando las cosas”.

El niño de seis años bajó del carro asustado y corrió llorando a los brazos de su mamá,  pero los policías lo retiraron de ella y la arrestaron.

A pesar de que Irma le pidió a los oficiales que tuvieran cuidado, ya que la cirugía había sido en sus brazos y muslos, uno de los tres oficiales la presionó contra el coche y la insultó en inglés, además de gritarle que se metiera a la patrulla.

Según Irma, al ser trasladada al hospital Riverview los abusos continuaron. Un policía bloqueó la puerta del cuarto en el que fue recibida y la empujó hacia la cama, se puso encima de ella y la sostuvo con los brazos.

“Yo le dije una y mil veces “get off” “get off” (quítate). Era una situación muy incómoda”, afirmó.

Una de las enfermeras la revisó e informó a los policías que no tenía alcohol en su sistema, pero aún así no quedó libre.

publicidad

Irma fue llevada a la estación de policía donde otra vez le hicieron exámenes de alcohol y además le dijeron que tenía cargos por resistirse físicamente al arresto.

Ahora también enfrenta cargos por asalto agravado a un oficial de la policía, por haberlo pateado en los genitales. Irma respondió que fue por defensa personal estando en el hospital.

Además, Bottino enfrenta cargos por manejar bajo la influencia del alcohol cerca de una zona escolar.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad