publicidad

Aprovechan el hueso de las aceitunas para hacer almohadas inspiradas en Oriente

Aprovechan el hueso de las aceitunas para hacer almohadas inspiradas en Oriente

En España se ha fabricado una almohada de huesos de aceituna que ayuda a mejorar la calidad del descanso.

Aprovechan el hueso de las aceitunas para hacer almohadas inspiradas en...

Almohadas del nuevo milenio

C"RDOBA, España - Tomando como inspiración una larga tradición oriental, una empresa española ha utilizado el olivo para crear almohadas de hueso de aceituna carbonizado que favorecen el descanso.

La idea de crear almohadas con este componente se le ocurrió al director general de la empresa fabricante, Rafael Pérez, a raíz de sus constantes viajes a Japón.

Allí tuvo la oportunidad de probar varios tipos de almohadas compuestas por semillas del tamaño de una lenteja e, incluso, por carbón vegetal de encina, con trocitos "muy asimétricos, incómodos y que pinchaban", explicó Pérez.

Los japoneses utilizan los carbonizados vegetales en muchas circunstancias de la vida diaria, como para la eliminación de malos olores en armarios y calzados, para la humedad en una casa, para filtrar el cloro del agua e, incluso, de adorno.

publicidad

Por ello, Pérez tuvo la idea de utilizar un producto que fuera carbón, pero redondo, con el que pudiera crear almohadas duras, como las que los japoneses usan, pero "mucho más cómodas".

Así, a través del reciclaje del hueso de aceituna, un recurso que se repone anualmente y que es "muy ligero y absorbente", se ha desarrollado una tecnología propia que tiene como resultado final un producto natural que sirve para mejorar el descanso y absorber olores.

Con los huesos de aceitunas carbonizados, esta empresa de Córdoba (sur de España) ha desarrollado cuatro líneas de trabajo: la de productos para el descanso, como las almohadas; otra dirigida a la absorción de malos olores, la dedicada a enfermos de sensibilidad química múltiple y otra para animales de compañía.

Beneficios

Estas almohadas, que son fabricadas exclusivamente por esta firma, están formadas por dos capas de borrego natural que amortiguan el efecto del hueso y rellenas de casi dos kilos de hueso carbonizado.

Según Pérez, las almohadas hechas con hueso de aceituna carbonizada tienen muchos beneficios, entre ellos solucionar problemas de cuello, ya que al contener partículas redondas y del mismo tamaño permiten adaptarse a la superficie de la nuca y transpiran mejor.

Además, permiten que el aire circule bien y se reduzca la sudoración, absorben los olores, generan iones negativos y son muy relajantes para el descanso.

publicidad

La eliminación de los malos olores es otra de las propiedades de estos huesos de aceituna, que envasados en bolsas transpirables se pueden utilizar para combatir el olor de los zapatos, del tabaco o del frigorífico.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad