publicidad
El pandillero de la Rivera 13 estuvo años tatuándose la escena del crimen en su pecho.

Pandillero que se tatuó crimen en el pecho fue condenado a 65 años en cárcel

Pandillero que se tatuó crimen en el pecho fue condenado a 65 años en cárcel

Anthony García, un pandillero delatado por haberse tatuado la escena de un crimen en su pecho, fue condenado a un mínimo de 65 años en cárcel.

El pandillero de la Rivera 13 estuvo años tatuándose la escena del crime...
El pandillero de la Rivera 13 estuvo años tatuándose la escena del crimen en su pecho.

El condenado estuvo sonriendo durante la audiencia de condena

NORWALK, California - Anthony García, un pandillero delatado por haberse tatuado la escena de un crimen en su pecho, fue condenado a un mínimo de 65 años en cárcel a cadena perpetua por el asesinato de John Juárez en 2004, en la ciudad de Pico Rivera, condado de Los Ángeles.

El juez superior del condado, Thomas I. McKnew Jr., dijo que García es un "peligro serio, muy serio para la sociedad", antes de pronunciar la condena.

"Tendrá un largo tiempo para pensar en lo que hizo y lo ridículo que es", agregó el juez, al referirse a la actitud risueña de García durante la audiencia de condena.

García, de 25 años de edad, fue hallado culpable en abril pasado del asesinato en primer grado de Juárez, de 23, frente a la licorería Ed's Liquor de Pico Rivera. Otro auto ocupado recibió impactos de bala durante el tiroteo pero nadie resultó herido.

publicidad

Las autoridades no tuvieron pistas del asesinato sino hasta 2008, cuando el detective del sheriff Kevin Lloyd, hojeando unos archivos de fotos de pandilleros, descubrió un tatuaje que le recordó el crimen de Juárez.

FOTOS: Mira las sorprendentes fotos de la escena del crimen tatuada en el pecho de Anthony García.

Lloyd trabajó muchos años en Pico-Rivera y reconoció la licorería, y otros detalles tatuados como las luces de Navidad que colgaban del techo del local para al momento del crimen.

La Policía dijo que García no se hizo el tatuaje de la noche a la mañana, sino que lo completó durante varios años.

Michelle Sotelo, madre de la hija de Juárez, dijo estar agradecida porque García se hizo el tatuaje. "Fuiste lo suficientemente estúpido como para hacerte el tatuaje que te condenó. No voy a decir que te perdono por que no. Me va a tomar mucho tiempo pensar en perdonarte", le dijo Sotelo a García durante la audiencia.

El padrastro de de la víctima, Gilbert De la Rosa, opinó que el tatuaje parecía como "hecho por un niño de tercer grado".

Estando García en la cárcel su madre, Vivian García, de 46 años de edad, y su hermano, John García, fueron arrestados junto a otras dos personas y acusados de introducir heroína en la cárcel del condado de Los Ángeles mientras el pandillero esperaba su juicio.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad