publicidad

Pandillas Mexican Syndicate

Pandillas Mexican Syndicate

Tres de ellos están acusados en tres asesinatos relacionados con la pandilla y con drogas, cometidos entre 1999 y el 2001 en el área de Dallas.

Pandillas Mexican Syndicate c130607d0ab049a89e8adf9276bc0724.jpg

Cárcel para todos

DALLAS.- Tres miembros de la pandilla de reos Texas Syndicate se declararon culpables el lunes de cargos de delincuencia organizada, el mismo día en que iba a comenzar la selección del jurado en su juicio.

Las declaraciones de culpabilidad de Marco Medina, David Gutiérrez y Daniel Arredondo elevan a 14 los integrantes de Texas Syndicate que han sido encontrados culpables.

Todos menos dos aceptaron la acusación de haber violado la ley conocida como Organización Corrupta Influida por el Crimen Organizado (RICO, por sus siglas en inglés), promulgada en 1970 para combatir a las organizaciones delictivas en Estados Unidos. Los dos restantes admitieron su responsabilidad en delitos también graves.

Gutiérrez, un "soldado" de bajo nivel en la pandilla Texas Syndicate que opera en varias cárceles del estado, recibirá una sentencia que no excederá los 30 años de prisión. Medina es un ex alto lugarteniente de la pandilla en Dallas y enfrenta cadena perpetua. Arredondo podría ser condenado hasta a 20 años de reclusión.

publicidad

Los tres están acusados en tres asesinatos relacionados con la pandilla y con drogas, cometidos entre 1999 y el 2001 en el área de Dallas.

Una de las víctimas era un miembro de Texas Syndicate y otra pertenecía a una banda rival de delincuentes. La tercera víctima, un hombre allegado a un miembro de Texas Syndicate, se negó a terminar una relación con la madre del pandillero rival, dijeron fiscales.

Todo el edificio y la sala de la corte tuvo mucho seguridad, ya que esta pandilla es famosa por intimidar a los miembros del jurado y en ocasiones hasta los han asesinado, indicaron fuentes de la policía.

Al menos uno de los cómplices de Texas Syndicate, que se ha declarado culpable y podría testificar, forma parte junto con parientes del programa de testigos protegidos de la Policía Judicial de Estados Unidos.

Texas Syndicate es una banda delictiva secreta que surgió en cárceles en la década de 1970. Los miembros se comprometen a pertenecer de por vida, y se espera que los que son liberados sigan las órdenes de los integrantes recluidos.

Esta banda operaba en el norte de Texas, pero según versiones de la policía tenía miembros en Houston, San Antonio y Austin en donde se dicabana al robo,  tráfico de drogas, intentos de homicidio, conspiraciones criminales y asesinatos.

"En esencia, esas declaraciones de culpabilidad frenan las operaciones del liderazgo superior de esta violenta pandilla carcelaria", dijo el fiscal federal Richard B. Roper en un comunicado.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad