publicidad
Inyección letal.

Ordenan a Texas revelar nombre de fabricante de inyección letal en ejecuciones

Ordenan a Texas revelar nombre de fabricante de inyección letal en ejecuciones

En un nuevo intento de trasparentar el procedimiento para la aplicación de la pena capital, Juez dió la orden

Inyección letal.
Inyección letal.

Intento por transparentar proceso

DALLAS - Una juez estatal ordenó hoy a Texas dar a conocer el nombre del fabricante que le abastece de los fármacos usados en la inyección letal para la ejecución de reos, en un nuevo intento de trasparentar el procedimiento para la aplicación de la pena capital.

La juez Darlene Byrne, de la Corte de Distrito 126 en Austin, dictaminó que se debe dar a conocer el nombre de la farmacia, porque es información pública.

El fallo de la juez se da a raíz de una demanda interpuesta a principios de este año por tres abogados que atienden casos de pena de muerte en Texas, incluyendo a Maurie Levin, Naomi Terr y Hilary Sheard.

Los abogados demandantes sostienen que se necesita conocer el nombre del fabricante del compuesto, para verificar la calidad de la droga que se usa en las ejecuciones a fin de garantizar que el proceso se efectué sin violar el principio constitucional de provocar una muerte sin dolor.

publicidad

Jason Clark, vocero del Departamento de Justicia Criminal de Texas, dependencia a cargo del manejo de las prisiones y de la realización de las ejecuciones, informó que esa agencia apelará el fallo de Byrne.

“Como hemos dicho antes, la revelación de la identidad de la farmacia se traduciría en el acoso a esa empresa y plantearía problemas de seguridad graves para la compañía y sus empleados”, dijo Clark.

Aseguró que la revelación del nombre también tendría un impacto significativo en la capacidad de ese departamento para llevar a cabo ejecuciones encomendadas por la ley estatal.

“La protección de la identidad del farmacéutico se ha litigado previamente tanto en tribunales estatales y federales y la agencia anticipa ganar en la apelación, como lo ha hecho antes, cuando los tribunales examinan el caso”, indicó.

La disputa por conocer el nombre del proveedor del sedante se produce a raíz de la escasez de los compuestos utilizados en la inyección letal que ha motivado a las entidades que aplican la pena de muerte a buscar nuevos proveedores y nuevas drogas que puedan usarse para las ejecuciones.

La escasez es propiciada por la negativa de las compañías farmacéuticas a suministrar los medicamentos necesarios para realizar las ejecuciones y de las farmacias para preparar los compuestos necesaria para asegurar una muerte rápida.

Varias de las compañías farmacéuticas con sede en Europa, donde se tiene una larga tradición de oposición a la pena de muerte, han dejado de vender estos medicamentos a los sistemas penitenciarios de las entidades estadunidenses que aplican el castigo capital.

publicidad

Texas y otras entidades que aplican la pena de muerte se han visto forzadas a recurrir a farmacias de compuestos, que elaboran fármacos personalizados bajo pedido y adoptan nuevas mezclas no probadas, para abastecerse de lo necesario para conducir las ejecuciones.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad