publicidad

Noticias Estudion de Trabajo

Noticias Estudion de Trabajo

Un nuevo estudio del Instituto de Política Económica asegura que la inmigración no tiene efectos negativos en los salarios de los estadounidenses.

Noticias Estudion de Trabajo e29bec2ed6cb4cf78aefdaee36997c61.jpg

Inmigración y Salarios

Un nuevo estudio del Instituto de Política Económica (EPI por sus siglas en inglés) asegura que la inmigración no tiene efectos negativos en los salarios de los estadounidenses.Según el informe, las personas nacidas en Estados Unidos no suelen sufrir desventajas a raíz de las nuevas olas de inmigración porque no compiten con los inmigrantes por un empleo.  Mas bien el impacto negativo se dirige hacia los inmigrantes ya radicados en el país.   El reporte también señala que la nueva inmigración ha impulsado los salarios de los estadounidenses en los últimos años.

Heidi Shierholz, economista del EPI  y autora del estudio, explicó que, "Los estadounidenses tienen razón en preocuparse por el declive en la calidad de los empleos durante las últimas décadas, pero este informe señala que, para los trabajadores estadounidenses, en todos los niveles educativos, la inmigración tiene muy poco que ver con eso".

publicidad

El reporte muestra que la llegada de 9,6 millones de inmigrantes entre 1994 y 2007 impulsó el salario semanal de los trabajadores estadounidenses en un 0,4%, o por 3,68 dólares.

Esa ola de inmigración redujo en cambio los sueldos semanales de los inmigrantes en Estados Unidos por 4,6%, o 33,11 dólares, al compararse con los de los estadounidenses. Los autores del estudio obtuvieron los datos del Departamento de Trabajo.

Shierholz insistió en que la inmigración podría tener un impacto mucho más beneficioso para la economía estadounidense si se reformara el sistema migratorio del país.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad