publicidad
Cientos de millones de niños que viven suburbios urbanos carecen de los servicios básicos, denunció la UNICEF.

UNICEF hace llamado por los niños, que viven sin servicios básicos en las ciudades

UNICEF hace llamado por los niños, que viven sin servicios básicos en las ciudades

Cientos de millones de niños que viven suburbios urbanos carecen de los servicios básicos, denunció la UNICEF.

Cientos de millones de niños que viven suburbios urbanos carecen de los...
Cientos de millones de niños que viven suburbios urbanos carecen de los servicios básicos, denunció la UNICEF.

Urge a brindarles apoyo en los primeros días de vida

MÉXICO - Cientos de millones de niños que viven suburbios urbanos carecen de los servicios básicos, denunció el director del Fondo de ONU para la Infancia (UNICEF) el martes en Ciudad de México.

"Por primera vez en la historia, la mitad de la población, incluyendo más de mil millones de niños, viven en ciudades y en poblados" y "cientos de millones" de esos menores "carecen de servicios básicos", dijo el director de UNICEF, Anthony Lake, citado por la Agencia France Press.

Esa realidad "podría sorprender" porque al pensar en un niño pobre "nos imaginamos" a un niño "en un área rural. No nos imaginamos que viven bajo la sombra de una escuela a la que nunca van a poder asistir", destacó Lake al presentar el Informe Global UNICEF 2012: Niños en contextos urbanos.

publicidad

En muchas áreas urbanas pobres "desde Bangkok hasta Nairobi, la gente debe comprar el agua de proveedores privados a un costo mucho mayor, y en muchos caso hasta 50 veces más caro comparado con lo que cuesta en los barrios más acaudalados, en donde sí tienen agua potable en el grifo", expuso.

AFP citó al funcionario, que dijo que en esta década la mayoría de los niños del mundo "van a crecer en áreas urbanas, y podemos esperar que esa tendencia de crecimiento continúe, probablemente durante el resto del siglo", prosiguió en la presentación del informe hecha en la residencia presidencial Los Pinos.

"Es momento de reconocer la necesidad urgente de atender las necesidades de los niños y niñas desaventajados en nuestras ciudades", dijo.

Muchos de esos niños son particularmente vulnerables la violencia y a la explotación.

The Associated Press, por su parte, informó que Unicef subraya que más de una tercera parte de los menores en zonas urbanas carecen de certificados de nacimiento, lo cual significa que son invisibles ante las autoridades y no pueden participar de los programas sociales. Esta situación afecta a la mitad de todos los niños en diversas partes de Africa y Asia, dos de las regiones del mundo con la emigración más rápida de zonas rurales a urbanas.

El caso particular de Latinoamérica

publicidad

En tanto, la agencia EFE informó que América Latina debe mejorar el apoyo que brinda a niños en los primeros mil días de vida y a sus madres durante el embarazo para prevenir los problemas irreversibles asociados con el retraso en el crecimiento, afirmó el director ejecutivo de Unicef, Anthony Lake.

El informe Estado Mundial de la Infancia 2012, alerta sobre esta situación que afecta particularmente a un 48 % de los menores en Guatemala, al 29 por ciento de ellos en Haití y Honduras, al 27 por ciento de los niños de Bolivia, al 24 por ciento de los peruanos y al 22 por ciento de los nicaragüenses.

"Es un fenómeno global en los países pobres y en las áreas más depauperadas en buena parte de esta región (latinoamericana)", señaló Lake en una entrevista con EFE.

Explicó que la problemática "viene de la desnutrición", pero es distinta a ella pues un niño malnutrido se puede recuperar cuando es debidamente alimentado.

Sin embargo, quienes padecen deficiencias de nutrición en el seno materno y en los primeros dos años de vida "no solo no crecen (en estatura)", sino que su cerebro tampoco lo hace, señaló Lake.

"El resultado es que el niño nunca aprenderá tanto como otros, ni ganará tanto como ellos, ni desarrollará sus capacidades del modo en que podría haberlo hecho. Y eso es una inmensa pérdida para ese niño y para su sociedad", enfatizó.

publicidad

La clave para evitar el problema es "la falta de micronutrientes" (cinc, vitamina A, ciertas proteínas, entre otros), un apoyo que no es caro de proporcionar, pero sí difícil de hacer llegar a quienes verdaderamente lo necesitan.

El estadounidense detalló que en México la tasa de retraso en el crecimiento, que afecta primordialmente a los pobres y a los indígenas, alcanza el 12 por ciento. "Eso es malo, pero en términos globales no lo es tanto", afirmó.

Los países del mundo con los niveles más altos de incidencia son Afganistán (59 por ciento), Timor del Este, Yemen y Burundi (58 por ciento en cada caso), Etiopía (51 por ciento) e India (48 por ciento).

Mejor que México estarían Jamaica (cuatro por ciento), Brasil (siete por ciento) y Colombia (13 por ciento), y algo peor Venezuela (16 por ciento). Unicef no ofreció datos de Chile, Cuba ni Ecuador en el informe.

Otro asunto prioritario para Unicef en América Latina es mejorar el "registro de los nacimientos" que se producen ante las autoridades locales.

Si eso no se hace, existe el riesgo de que a ese niño se le puedan negar sus derechos en el futuro, lo que dificultaría su escolarización o puede impedir que se beneficie de programas sociales, explicó Lake.

Violencia: 'un tremendo asesino de adolescentes'

La tercera problemática acuciante para Unicef en la región es la ola de violencia, "un tremendo asesino de adolescentes" en América Latina, comentó.

publicidad

Si bien algunos países están consiguiendo reducir sus tasas de mortalidad en menores de cinco años, más adolescentes están siendo asesinados, especialmente en las urbes.

"(El asunto) está relacionado con las drogas, pero también con muchas otras cosas (...) Es un gran asunto que debemos atender", añadió el director ejecutivo de Unicef.

Finalmente, el último gran reto para los Gobiernos latinoamericanos que mencionó fue el de la inmigración en sus varias dimensiones: niños que se quedan atrás cuando los padres emigran y su lucha por sobrevivir, los que emigran sin sus familias o son repatriados solos, o los asociados con la migración interna hacia las ciudades.

Esta última circunstancia, que afecta sobre todo a los indígenas, dificulta "que tengan acceso a escolarización y que vayan a escuelas secundarias, lo que les condena a perpetuarse en el círculo de la pobreza una y otra vez".

Lake, un antiguo asesor para política exterior del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, y miembro del Departamento de Estado de su país, asumió la dirección de Unicef el 1 de mayo de 2010.

Anteriormente el responsable del Fondo de la ONU para la Infancia trabajó en labores humanitarias, fue asesor de Seguridad Nacional de Bill Clinton (1993-1997), director de Planificación de Políticas del también expresidente estadounidense Jimmy Carter (1977-1981) y profesor de la Universidad de Georgetown.

publicidad

Los retos de la urbanización

Aún de acuerdo a lo que publica EFE, Anthony Lake, urgió a poner a los niños en el centro de los proyectos de planificación urbana.

En la residencia presidencial de Los Pinos, Lake dijo que la presentación en México del informe, que este año se enfoca en los niños y niñas en ambientes urbanos, se debe a que este país tiene una de las urbes más grandes del mundo, la Ciudad de México, "y está enfrentando ya los retos de la urbanización".

"La urbanización es inevitable, aquí en México y en todo el mundo, y en especial en el mundo en desarrollo. Por primera vez en la historia, la mitad de la población mundial, incluyendo más de mil millones de niños, viven en ciudades", declaró.

Consideró que se espera que esa tendencia a una mayor urbanización se mantenga durante el resto de este siglo porque las personas se desplazan a las ciudades por la promesa de fuentes de trabajo y de mayores libertades, "incluso cuando esa promesa a menudo no es cumplida".

Deploró que muchas veces las personas en ambientes rurales dejan atrás sus lugares de origen empujadas por la pobreza, la violencia o los desastres naturales, sólo para encontrar las mismas amenazas en las ciudades.

Lake citó datos del informe según los cuales la población urbana mundial aumenta en alrededor de 60 millones de personas anualmente, y para 2050, siete de cada 10 personas vivirán en ciudades, en contraste con el 50 por ciento actual.

publicidad

Calderón ratificó su compromiso

Los niños y niñas representan el 60 por ciento del aumento en la población urbana global, agregó.

Durante la ceremonia de presentación del reporte, el presidente mexicano, Felipe Calderón, declaró que "ningún país puede considerarse moderno, civilizado ni democrático cuando abandona a su suerte a los niños, cuando niega a los más pequeños, a los más indefensos, la protección básica para crecer, jugar, estudiar y ser felices".

Calderón ratificó su compromiso con la agenda de Unicef y prometió redoblar esfuerzos para que este país "sea el día de mañana un México a la altura de la dignidad de sus niñas y niños".

En México miles de niños han quedado huérfanos porque sus padres fueron víctimas de las pugnas entre narcotraficantes, muchos incluso los vieron morir.

Los enfrentamientos entre carteles de las drogas y los operativos para detenerlos han dejado un saldo de más de 50 mil muertos en los últimos cinco años, según conteos de prensa.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad