publicidad

Subió a 155 el número de muertos tras los atentados terroristas en Irak el domingo

Subió a 155 el número de muertos tras los atentados terroristas en Irak el domingo

El número de muertos en el doble atentado terrorista suicida del domingo en el centro de Bagdad ascendió a 155.

Puestos de control

BAGDAD - El número de muertos en el doble atentado terrorista suicida del domingo en Bagdad ascendió a 155 y a entre 500 y 700 la cantidad de heridos, mientras los equipos de rescate aún se encontraban e xtrayendo cadáveres bajo los escombros el lunes, según fuentes del Interior iraquí al revisar el recuento de víctimas.

La Policía y el Ejército iraquíes han instalado puestos de control en las entradas y en el centro de Bagdad, lo que ha provocado largas colas y atascos durante toda la mañana ya que cada vehículo era inspeccionado por los agentes.

En el doble atentado terrorista del domingo cometido contra los edificios de la gobernación de Bagdad, cerca del Hotel Mansur, y del Ministerio de Justicia, en el barrio de Al Salehiya, decenas de casas sufrieron abundantes daños por las explosiones, explicaron fuentes del Ministerio del Interior.

Una guardería infantil quedó totalmente destruida por el estallido registrado cerca del Ministerio de Justicia.

Además, en los lugares en los que estallaron los dos camiones cargados de explosivos 165 automóviles quedaron calcinados y decenas de edificios destruidos.

Condenan matanza

Los periódicos iraquíes lamentan el lunes en sus portadas la matanza, la más sangrienta en dos años.

El diario Asharq al Awsat citó al jefe de las fuerzas terrestres iraquíes, el general Ali Gidan, que acusó a países vecinos de Irak de estar detrás de los atentados terroristas.

publicidad

"Las injerencias de los países vecinos crea el terrorismo para nosotros", sostuvo Gidan.

El militar aseguró que las personas detenidas tras los ataques confesaron que numerosos terroristas fueron entrenados en Siria e Irán, y añadió que varios almacenes de armas fueron hallados en el sur de Irak, procedentes de Irán.

¿Cree usted que a medida que se acerca la fecha del retiro de las tropas de Estados Unidos en Irak la violencia aumente? Comente aquí.

Acusan al gobierno

El rotativo Al Mashreq culpó a la dirección del país de las operaciones de Bagdad de los sangrientos ataques del domingo.

El periódico consideró que lanzar acusaciones a partes extranjeras "no es nada más que escapar de la responsabilidad".

El Consejo de Ulemas musulmanes, máxima autoridad suní en el país, condenó los atentados en un comunicado y consideró que "son la consecuencia de la competencia entre los partidos políticos para controlar las riquezas del país" de cara a los próximos comicios legislativos.

Las explosiones se registraron en un momento políticamente delicado en Irak, porque se está en plena discusión de una reforma de la Ley Electoral que regulará los comicios generales convocados inicialmente para el 16 de enero de 2010.

Obama indignado

El presidente Barack Obama fustigó el domingo los ataques suicidas ocurridos frente a las oficinas gubernamentales en la capital iraquí que mataron al menos a 155 personas y dejaron entre 500 y 700 heridos.

publicidad

"Los indignantes ataques revelan los intereses destructivos y llenos de odio de aquellos que le niegan al pueblo iraquí el futuro que se merece", dijo Obama.

Por su parte, la secretaria de Estado, Hillary Rodham Clinton, dijo que los atentados "salvajes" no tendrán éxito en socavar el progreso de Irak hacia la estabilidad, la autosuficiencia y la justicia sustentada en el estado de derecho.

La Casa Blanca señaló que Obama habló con el presidente iraquí, Jalal Talabani, y el primer ministro, Nuri al-Maliki, después de los ataques ocurridos cerca del Ministerio de Justicia y otras oficinas gubernamentales en el centro de Bagdad.

Fue la peor agresión en más de dos años y llega antes de las elecciones nacionales de enero.

"Amigo cercano"

Obama señaló que los atentados eran un intento por descarrilar el progreso en Irak, pero dijo que no están a la altura del "valor y la resistencia del pueblo iraquí y su determinación por construir instituciones fuertes".

"Estados Unidos permanecerá con el pueblo iraquí y su gobierno como un amigo cercano y asociado mientras los iraquíes se preparan para las elecciones de principios del año próximo, continúan responsabilizándose de su futuro y construyendo una mayor paz y oportunidades", señaló el presidente en un comunicado. "Continuaremos trabajando juntos por una seguridad, dignidad y justicia duraderas".

publicidad

"Condeno firmemente estos ataques indignantes contra el pueblo iraquí, y les envío mis condolencias más profundas a los que han perdido a seres queridos", afirmó Obama. "Estos atentados no tienen otro propósito que el asesinato de hombres, mujeres y niños inocentes".

"Terrible", dijo Londres

El ministro británico de Asuntos Exteriores, David Miliband, condenó los atentados perpetrados en Bagdad, que causaron más de 150 muertos y entre 500 y 700 heridos.

Los autobuses-bombas, detonados por terroristas suicidas, estallaron casi simultáneamente frente al edificio de la Gobernación de Bagdad, cerca del hotel Al Mansur, y en las proximidades del Ministerio de Justicia, en el barrio de Al Salehiya.

En un comunicado oficial, Miliband afirmó que esos ataques con "indiscriminados" son un "terrible recordatorio de la amenaza de la violencia extrema".

"Semejantes actos de terrorismo no tienen justificación y deben ser condenados sin reserva", subrayó el jefe de la diplomacia británica, quien envió su pesar a "quienes han sufrido como resultado de estas atrocidades".

Miliband agregó que el Reino Unido "seguirá trabajando" con el Gobierno y el pueblo de Irak.

Atentados más graves

El atentado perpetrado el domingo en el centro de Bagdad, en el que murieron más de 150 personas y resultaron heridas más de medio millar, es el más grave que se registra en Irak desde agosto de 2007 y uno de los catorce en el que han perecido más de un centenar de personas.

publicidad

Esta es la lista de los peores atentados en Irak:

  • 1 de febrero de 2004. Dos terroristas suicidas causan la muerte de al menos 105 personas en las sedes de los dos principales partidos kurdos en Erbil (Kurdistán iraquí).
  • 2 de marzo de 2004. Una cadena de atentados suicidas casi simultáneos (cinco en Kerbala y cuatro en Bagdad) acaba con la vida de más de 180 personas, coincidiendo con el día de la Ashura chií.
  • 28 de febrero de 2005. Al menos 125 muertos al explotar un coche bomba frente a un centro médico en Hilla, sur de Bagdad.
  • 14 de septiembre de 2005. Mueren al menos 113 personas y 162 resultan heridas al explotar un coche bomba en el barrio chií de Kadimiya, al norte de Bagdad.
  • 5 de enero de 2006. Más de cien muertos y decenas de heridos en dos atentados suicidas perpetrados en la ciudad santa chií de Kerbala y en Ramadi, bastión insurgente.
  • 23 de noviembre de 2006. Al menos 203 muertos y más de 250 heridos al explotar seis coches bomba y varios proyectiles de mortero en el barrio chií de Ciudad Sadr, en Bagdad.
  • 16 de enero de 2007. Una cadena de atentados en Bagdad se salda con al menos 125 muertos. Setenta de las víctimas perecieron en un ataque a la Universidad.
  • 3 de febrero de 2007. 131 muertos y 305 heridos al explotar un camión bomba en un céntrico mercado de Bagdad.
  • 6 de marzo de 2007. Al menos 105 peregrinos chiíes mueren y otros 190 resultan heridos al hacer explotar dos suicidas los cinturones que llevaban cargados con explosivos en la ciudad de Hilla.
  • 27 de marzo de 2007. Más de 150 muertos y más de 300 heridos en un doble atentado con camión y coche bomba, en la ciudad del Tel Afar, al norte del país. Un día después, al menos otros 47 civiles perdieron la vida en los ataques de represalia por esos atentados.
  • 18 de abril de 2007. Al menos 176 muertos y casi 200 heridos en jornada sangrienta en Bagdad. Sólo en uno de los atentados, al menos 140 personas murieron tras una explosión en una plaza del céntrico distrito de Sadriya.
  • 7 de julio de 2007. 156 muertos al explotar un camión cargado con explosivos en un mercado de la zona de Amarli, al norte de Bagdad.
  • 14 de agosto de 2007. Más de 250 muertos al explotar cuatro camiones bomba en la provincia de Nínive, en lo que fue el atentado más sangriento desde la caída del régimen de Sadam. Los ataques tuvieron como blanco la pequeña comunidad religiosa kurda de los yazadíes.
  • 25 de octubre de 2009. Al menos 132 muertos y 520 heridos al explotar dos autobuses-bomba en el centro de Bagdad, en la llamada Zona Verde.
publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad