publicidad

Sigue brutal represión en Siria pese a condenas del extranjero

Sigue brutal represión en Siria pese a condenas del extranjero

Sigue brutal represión en Siria pese a condenas del extranjero

Murieron 140 personas

DAMASCO, Siria - El régimen sirio proseguía el lunes una brutal operación represiva contra la ciudad rebelde de Hama, en la que el fin de semana murieron unas 140 personas, y enfrentaba una ola de indignación internacional, con llamados a una reunión del Consejo de Seguridad de la ONU.

Dos civiles murieron el lunes al alba en Hama, en el centro de Siria, donde el ejército lanzó el domingo una ofensiva que ya causó la muerte de más de cien personas, indicó el lunes Rami Abdel Rahman, director del Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH).

"Al alba se escucharon tiros nutridos en el barrio de Hamidiyé de Hama. Dos personas murieron durante las operaciones de las fuerzas de seguridad en ese barrio", afirmó Abdel Rahman.

Según el OSDH, el domingo en Siria, las fuerzas de seguridad mataron a 139 personas, la gran mayoría en Hama.

Por su parte, la televisión pública siria, citando al ministerio del Interior, indicó que "ocho policías murieron en enfrentamientos el domingo en Hama con grupos terroristas armados" que "abrieron fuego indiscriminadamente en la ciudad para aterrorizar a los habitantes".

"Todas las informaciones que dan cuenta de la entrada de tanques en la ciudad no tienen fundamento", agregó la televisión, citando una fuente militar.

"Divisiones del ejército fueron atacadas por grupos terroristas armados en Hama, cuando los soldados intentaban abrir la ruta internacional que une esa ciudad con otras regiones", afirmó la televisión.

publicidad

El poder intenta desde hace varias semanas someter esa ciudad rebelde situada a 210 km al norte de Damasco, donde se han llevado a cabo varias manifestaciones contra el régimen del presidente Bashar al Asad. El pasado viernes, una manifestación reunió más de 500,000 personas, según Rahman.

Por su parte, el mandatario sirio felicitó el lunes al ejército, motivo de "orgullo", según él.

"Saludo a cada soldado y lo felicito al cumplirse el 66º aniversario de la creación de la Fuerza Armada árabe siria (...) que defiende sus derechos frente a los planes agresivos que atentan contra nuestro presente y nuestro futuro", dijo en una alocución.

"Quisieron crear divisiones", pero "juntos pudimos frenarlas" e "iniciar las reformas globales, que no se detendrán", concluyó.

En este contexto, la jefa de la diplomacia de la Unión Europea, Catherine Ashton, pidió el lunes al Consejo de Seguridad de la ONU que actúe sin tardanza para poner fin a las violencias en Siria.

"Es hora de que el Consejo de Seguridad tome una posición clara sobre la necesidad de poner fin a la violencia", afirmó Ashton en un comunicado.

El Consejo de Seguridad de la ONU tiene previsto reunirse de urgencia este mismo lunes, afirmó.

El presidente estadounidense Barack Obama dijo estar "horrorizado" por los acontecimientos en Siria y aseguró que Washington iba a tratar de aislar más a Damasco.

publicidad

Italia y Alemania reclamaron una reunión urgente del Consejo de Seguridad de la ONU, mientras que el jefe de la diplomacia británica, William Hague, pidió "mucha más presión internacional" sobre Siria.

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, también "condenó con firmeza el uso de la fuerza contra la población civil".

Desde el inicio de la revuelta contra el régimen del presidente Al Asad el pasado 15 de marzo, la represión ha dejado al menos 2,000 muertos, entre ellos más de 1,600 civiles, según datos de varias ONG.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad