publicidad
.

La mitad de la comida producida en el mundo se desperdicia logo-noticias...

Casi la mitad de los alimentos producidos en el mundo, es decir unos 2 mil millones de toneladas anuales, termina en la basura.

La mitad de la comida producida en el mundo se desperdicia

La mitad de la comida producida en el mundo se desperdicia

Casi la mitad de los alimentos producidos en el mundo, es decir unos 2 mil millones de toneladas anuales, termina en la basura, según un nuevo informe.

Casi la mitad de los alimentos producidos en el mundo, es decir unos 2 m...
Casi la mitad de los alimentos producidos en el mundo, es decir unos 2 mil millones de toneladas anuales, termina en la basura.

Casi la mitad de los alimentos producidos en el mundo, es decir unos 2 mil millones de toneladas anuales, termina en la basura, según un nuevo informe publicado este jueves por una organización británica que insta a luchar urgentemente contra este despilfarro.

La Institución de Ingenieros Mecánicos estima en su informe, publicado cuando hay una creciente presión sobre los recursos alimentarios, que este despilfarro se debe a múltiples factores, incluidos la falta de estructuras adecuadas, las estrictas fechas de caducidad, las ofertas comerciales que obligan a comprar en cantidad y las manías de los consumidores.

El informe, que lleva por título "Global Food, Waste Not, Want Not" ("Comida Mundial, no tires, no quieras") subraya que entre 30% y 50% de los 4 mil millones de toneladas de alimentos que se producen anualmente en el planeta nunca llegan a consumirse.

publicidad

Sólo en el Reino Unido, hasta el 30% de los cultivos de hortalizas no se cosechan porque su apariencia no cumple los criterios exigidos por los consumidores.

Y los autores del informe estiman que hasta la mitad de la comida comprada en Europa y Estados Unidos termina en la basura.

Tim Fox, director de Energía y Medio Ambiente en la Institución de Ingenieros Mecánicos, considera "impactante" la cantidad de alimentos desperdiciados.

"Son alimentos que podrían utilizarse para alimentar a la creciente población mundial, así como a los que hoy padecen hambre", dijo. "También es un despilfarro innecesario de tierra, agua y recursos energéticos que se utilizan para la producción, el procesamiento y la distribución de estos alimentos".

Por ejemplo, unos 550.000 millones de metros cúbicos de agua "otro bien escaso en muchos países" se usan anualmente para cultivar productos que nunca llegan al consumidor, señala el estudio.

Fox citó entra las razones de esta situación "técnicas de ingeniería y agrícolas, una infraestructuras de transporte y de almacenamiento inadecuadas, la demanda de los supermercados de productos cosméticamente perfectos y las ofertas 2x1 que animan al consumidor a comprar más" de lo necesario.

El informe recuerda que la población mundial superó los 7.000 millones de personas a finales de 2011, y que la ONU calcula que puede alcanzar los 9.500 millones para 2075, aumentando el riesgo de crisis alimentaria.

publicidad

"NU deben trabajar juntos para ayudar a cambiar la mentalidad de la gente sobre el despilfarro y desalentar prácticas que conducen al desperdicio por parte de granjeros, productores de alimentos, supermercados y consumidores", concluyó Fox.Gobiernos, agencias de desarrollo y organismos como la ONU a trabajar de conjunto para cambiar la mentalidad de la gente sobre el despilfarro y desalentar prácticas que conducen al desperdicio por parte de granjeros, productores de alimentos, supermercados y consumidores.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
El emblemático espectáculo estadounidense no ha podido hacer frente a los cambios del gusto del público y anunció el sábado que su última función será en mayo.
José Batista llegó a la frontera de Nuevo Laredo-Laredo para pedir los beneficios del reglamento estadounidense que le permitiría ingresar legalmente a este país. Lo que no sabía es que estando en pleno proceso el gobierno de Obama eliminaría la estipulación administrativa. Hubo otros detrás de él que por unas horas se quedaron fuera.
La noticia del fin de los beneficios a los migrantes de Cuba llegó como un balde de agua fría para los últimos en llegar. Este grupo espera sus papeles con la incertidumbre de si podrá reencontrarse con los familiares que dejaron en la isla.
En la madrugada de este jueves se votó el primer paso para revocar la ley de salud, que entre otros beneficios ha otorgado servicio de salud a más 20 millones de personas. El ‘sí’ ganó, pero los demócratas (y un republicano) hicieron lo posible por defenderlo.
publicidad