publicidad
Agentes de policía en la comunidad de Edinburg, Texas, descubrieron una casa en la que permanecían hacinados más de 100 inmigrantes indocumentados.

Inmigrantes indocumentados se cosen labios en Nauru

Inmigrantes indocumentados se cosen labios en Nauru

Nueve inmigrantes en Nauru se cosieron los labios en protesta por la política australiana para tramitar las solicitudes de asilo en terceros países.

Agentes de policía en la comunidad de Edinburg, Texas, descubrieron una...
Agentes de policía en la comunidad de Edinburg, Texas, descubrieron una casa en la que permanecían hacinados más de 100 inmigrantes indocumentados.

Nueve inmigrantes detenidos en Nauru se cosieron los labios en protesta por las condiciones en el lugar, como parte de la política australiana para tramitar las solicitudes de asilo en terceros países, según informaron hoy medios locales.

Opina sobre esta nota en los Foros de Univision.

De acuerdo con la agencia de noticas  Efe, la protesta es parte de una huelga de hambre que realizan desde la semana pasada una docena de inmigrantes detenidos en Nauru contra las condiciones en el centro de detención en la isla del Pacífico y por las demoras en el trámite de sus solicitudes, según grupos defensores de los derechos de los refugiados.

Documentos gubernamentales revelados por el grupo mediático Fairfax revelaron que algunos inmigrantes indocumentados han intentado cometer suicidio en el primer mes de haber sido trasladados a Nauru.

publicidad

La primera ministra de Australia, Julia Gillard, dijo hoy que la protesta no asegura un trato preferencial a los huelguistas y afirmó que las autoridades realizan una evaluación apropiada de las personas detenidas en Nauru para determinar si son refugiados genuinos, según la cadena  ABC.

"Desafortunadamente, la gente a veces da esos pasos, pero quiero ser bien clara: hacer una huelga de hambre (...) no cambia los resultados (de las solicitudes) de la gente", aseveró Gillard.

Según publica la agencia  Efe, Australia retomó en agosto un plan, iniciado la década pasada, con la apertura de centros de detención en Nauru y Papúa Nueva Guinea, dos naciones del Pacífico Sur donde se confina a los inmigrantes ilegales que intercepta antes de que entren en el país para que tramiten desde allí sus peticiones de asilo.

Unos 33 mil inmigrantes indocumentados han intentado llegar a Australia en busca de asilo desde que el Partido Laborista asumió las riendas del Ejecutivo en 2007.

Según el Ministerio de Inmigración de Australia, el 90 % de los inmigrantes indocumentados que llegaron en el año fiscal pasado, entre el 1 de julio de 2011 al 30 de junio de 2012, eran refugiados.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad