publicidad
Avión ruso graba lanzamiento de bombas sobre Siria

Human Rights Watch denuncia que Rusia usa nuevas bombas racimo en ataques en Siria

Human Rights Watch denuncia que Rusia usa nuevas bombas racimo en ataques en Siria

La organización Human Rights Watch aseguró que Rusia utilizó un nuevo tipo de bombas racimo en un ataque aéreo la semana pasada en el sureste de Alepo.

Avión ruso graba lanzamiento de bombas sobre Siria
Avión ruso graba lanzamiento de bombas sobre Siria

La organización Human Rights Watch (HRW) aseguró que Rusia utilizó un nuevo tipo avanzado de bombas racimo en un ataque aéreo la semana pasada en el sureste de la provincia de Alepo, noroeste de Siria.

publicidad

En un reporte, publicado en su página Web, HRW denunció que nuevas fotografías y videos sugieren que municiones de racimo de fabricación rusa fueron lanzadas desde el aire el pasado 4 de octubre cerca de la aldea de Kafr Halab, en el suroeste de Alepo.

El uso de este tipo de armas cerca de la aldea de Kafr Halab plantea serias preocupaciones de que Rusia está utilizando las municiones de racimo en Siria o bien proporciona a la fuerza aérea siria nuevos tipos de municiones de racimo para su uso en el conflicto, agregó.

Lea: Conversaciones entre EEUU y Rusia sobre el espacio aéreo en Siria muestran 'progreso'.

"Es preocupante que otro tipo de munición en racimo se está utilizando en Siria dado el daño que causan y causarán a los civiles en los años venideros", indicó Nadim Houry, subdirector de la oficina de HRW para Medio Oriente.

Las municiones de racimo contienen docenas o cientos de submuniciones, que están diseñadas para explotar después extendiéndose sobre una área amplia, a menudo del tamaño de un campo de fútbol, que ponen en riesgo de muerte o lesiones a quienes estén dentro de esa zona.

Houry consideró que ni Siria ni Rusia deberían utilizar este tipo de armamento, además de que ambos países "deberían unirse sin demora” a la prohibición del uso de estas municiones, que pueden se lanzadas por sistemas de artillería y/ o desde aeronaves.

Avión ruso graba lanzamiento de bombas sobre Siria /Univision

La organización defensora de los derechos humanos admitió que no puede determinar de forma concluyente si las fuerzas rusas o sirios eran responsables del ataque en Alepo, sin embargo no hay dudas sobre su procedencia, Rusia.

HRW destacó que varias fotografías que habrían sido tomadas en el campo cerca de Kafr Halab y publicado en línea por la prensa local el 6 de octubre, muestran los restos de submuniciones Fuzed sensores SPBE, un arma rusa.

La organización, con sede en esta ciudad, recordó que ha documentado el uso de municiones de racimo en la guerra en Siria desde 2012, aunque esta sería la primera vez que se obtiene información precisa sobre el origen de su fabricación.

Lea: Cuatro misiles rusos destinados a Siria cayeron en Irán, según EEUU.

publicidad

Las fuerzas sirias comenzaron a usar bombas de racimo desde el aire a mediados de 2012 y luego cohetes de municiones en racimo en los ataques, que se cree continúan, mientras que el grupo Estado Islámico (ISIS) utiliza este tipo de armas desde el segundo semestre de 2014.

Putin: la tarea de Rusia en Siria es estabilizar a sus autoridades legítimas

El presidente de Rusia, Vladímir Putin afirmó que la misión de los militares rusos en Siria es estabilizar a las autoridades legítimas del país árabe y crear condiciones para un arreglo político, en una entrevista difundida el domingo por el canal Rossía 1 de televisión rusa.

"Nuestra tarea en Siria consiste en estabilizar a las autoridades legítimas y propiciar un compromiso político", dijo el jefe del Kremlin, quien añadió que Rusia comunicó a sus socios con antelación sus planes para lanzar operaciones aéreas.

En este sentido, llamó la atención sobre el hecho que "nunca nadie le ha informado a Rusia de los preparativos o del comienzo de operaciones semejantes".

"Pero nosotros lo hicimos, por buena voluntad y por deseo de que estamos abiertos trabajar conjuntamente", agregó Putin.

Destacó que la misión de los militares rusos fue minuciosamente preparada y se lleva cabo estrictamente de acuerdo a los planes, "de conformidad con el derecho internacional y a petición de las autoridades oficiales de Siria".

publicidad

Según Putin, si el Ejército sirio demuestra su disposición a combatir a los terroristas, "las posibilidades de lograr acuerdos políticos serán significativamente mayores".

Excluyó la participación de tropas rusas en una operación terrestre contra los yihadistas.

"No tenemos planes de hacerlo, y nuestros amigo sirios lo saben", dijo el jefe del Kremlin, quien declaró que no pierde la esperanza que puedan llevarse acciones conjuntas contra los terroristas con la coalición internacional que lidera Estados Unidos.

Reveló que Rusia ha recibido una propuesta estadounidense para "evitar incidentes" en el curso de las operaciones aéreas en Siria.

"En una primera etapa, esto es mejor que nada", dijo Putin, quien añadió que los militares ruso enviaron al Pentágono sus propuestas para el trabajo conjunto en esta materia.

El líder ruso hizo un llamamiento a establecer un sistema de intercambio de información de inteligencia y se mostró sorprendido por la falta de eficacia que muestra Occidente en la lucha contra el terrorismo.

"No entiendo a algunos de nuestros colegas de Europa y Estados Unidos: dicen que luchan contra el terrorismo, pero no vemos resultados concretos", apostilló.

Aseguró que Rusia es un país que tiene una política exterior pacífica, que no necesita "territorios ni recursos naturales ajenos".

publicidad

"Tenemos de todo, somos un país autosuficiente", enfatizó presidente ruso.

Régimen de Assad gana terreno en Siria

En el duodécimo día de la intervención rusa, las tropas del régimen de Bashar al Asad avanzaron sobre dos ejes: la provincia central de Hama y las colinas de Latakia, en el oeste del país.

En Hama, las tropas sirias se desplazaban formando un arco que se extendía desde el este de Jan Sheikun hasta el sur, hacia Kafar Nabuda, para acorralar a los rebeldes.

"Esta ofensiva busca expulsar a los rebeldes de la llanura de Sahl Ghab, que se encuentra en la intersección entre las provincias de Hama, Latakia e Idleb (noroeste)", explicó a la AFP Rami Abdel Rahman, director del Observatorio Sirio de los Derechos Humanos (OSDH).

Rusia comienza ataques aéreos en Siria /Univision

En el oeste y el sur de esa llanura de 1,000 kilómetros cuadrados viven alauitas, la secta chiita a la que pertenece Asad.

Los rebeldes conquistaron gran parte de ese territorio en los últimos meses y amenazaban la provincia de Latakia, principal bastión del régimen, y la ciudad de Hama, que también controla el ejército sirio.

Según el OSDH, las fuerzas gubernamentales también ganaron terreno hacia el oeste del país, al conquistar la ciudad de Kafar Dalaba, en la región montañosa de Latakia.

Si el régimen sigue avanzando en esa zona, quizá tendrá la posibilidad de lanzar una ofensiva sobre la provincia de Idleb, controlada por los rebeldes.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad