publicidad

El papa Francisco y Cristina Kirchner hablaron de la gobernabilidad de Argentina

El papa Francisco y Cristina Kirchner hablaron de la gobernabilidad de Argentina

Es la cuarta reunión después del 18 de marzo de 2013, el 28 de julio de 2013 y el pasado 17 de marzo.

Almuerzan en el Vaticano

El papa Francisco y la presidenta argentina, Cristina Fernández, almorzaron el sábado en la residencia vaticana de Santa Marta, después de que ser invitada a principios de este mes.

Fernández aseguró que el papa Francisco "no está preocupado por la gobernabilidad de la Argentina", después del almuerzo privado que ambos mantuvieron en la residencia vaticana de Santa Marta.

En un encuentro con la prensa en el aeropuerto romano de Ciampino tras el almuerzo con el Papa, Fernández respondió con una negativa rotunda: "El papa no está preocupado por la gobernabilidad de la Argentina", cita la agencia Efe.

De este modo, Fernández negó así las declaraciones realizadas recientemente por el ceremoniero del Vaticano, Guillermo Karcher, quien explicó a una radio argentina que el Pontífice se mostraba preocupado por "la gobernabilidad y la sana democracia" de Argentina.

Al Papa "le preocupa la gobernabilidad y la sana democracia, él es argentino, ha vivido lo que todos hemos vivido en nuestra historia reciente", dijo entonces Karcher.

Captan en video el asalto a un turista en Argentina Univision

Es la cuarta reunión que mantienen después de haberse visto el 18 de marzo de 2013, el 28 de julio de 2013 y el pasado 17 de marzo, informa la agencia Efe.

La presidenta argentina llegó a Santa Marta a las 12:30 hora local (10:30 GMT) en un automóvil con banderas argentinas y acompañada de la comitiva de funcionarios integrada, entre otros, por el secretario General de la Presidencia, "scar Parrilli.

Lo hizo vestida de negro, con sandalias de tacón y con un sombrero, respetando el protocolo.

A su llegada fue recibida por el secretario personal del papa, el arzobispo alemán Georg Gänswein y, ya en el interior, la esperaba el papa Francisco, con quien intercambió unas palabras en privado durante 15 minutos.

Posteriormente, se sumaron a ellos la comitiva de funcionarios que la acompañaba, así como representantes de diversos medios argentinos.

publicidad

Comunicación vía redes sociales

La presidenta argentina le regaló al papa una tabla con la imagen de la Virgen de Luján, un retrato de Jorge Bergoglio con estética "pop art" y un cuadro de Eva Perón.

Después de este momento, que duró unos 30 minutos, el papa y Fernández celebraron un almuerzo privado.

Esta invitación fue aceptada el pasado 8 de septiembre por Fernández a través de su perfil en la red social de Twitter, donde también publicó la carta manuscrita del papa.

"Me escribe @Pontifex_es 'Sería un gusto si aceptara pasar por Santa Marta para el almuerzo del 20'. Claro que sí", escribió entonces.

El avión de la mandataria arribó al aeropuerto militar de Ciampino, al sur de la capital italiana, a las 14:30 horas local (12:30 GMT). Allí la esperaba el nuncio apostólico en Italia, Adrianno Bernardini, y el embajador argentino ante la Santa Sede, Juan Pablo Cafiero, añade por su parte Notimex.

De allí se trasladó a un hotel del centro de la capital italiana.

La presidente dejará Roma la tarde-noche de este sábado 20 y viajará con destino a Nueva York (Estados Unidos), donde comparecerá ante la asamblea general de la Organización de las Naciones Unidas con un tema como prioridad: el pleito que la Argentina sostiene con sus acreedores, los grandes fondos de inversión, conocidos también como “fondos buitre”.

publicidad

El Papa viajará a Albania

El papa Francisco realizará el domingo su cuarto viaje internacional y lo hará con una visita breve, de solo un día, a Albania, un país que, según dijo recientemente Jorge Bergoglio, es un modelo de convivencia entre religiones.

"He decidido viajar a este país porque ha sufrido mucho a causa de un terrible régimen ateo y ahora está realizando una pacífica convivencia entre sus diferentes componentes religiosos", explicó recientemente Francisco durante una audiencia general, celebrada en la Plaza de San Pedro del Vaticano, de acuerdo a Efe.

El obispo de Roma emprenderá así su cuarto periplo fuera de las fronteras nacionales, después de los realizados a Brasil, Tierra Santa y Corea del Sur.

En las escasas once horas que permanecerá en el país, el máximo representante de la Iglesia católica saludará a las autoridades albanesas, celebrará una misa en la plaza Madre Teresa y almorzará con los obispos albaneses.

Por la tarde, mantendrá un encuentro con los líderes de otras religiones en la universidad católica "Nuestra Señora del Buen Consejo" y rezará la oración de las vísperas con sacerdotes, religiosos, seminaristas y miembros pertenecientes a otros movimientos laicales en la catedral de Tirana.

Finalmente, Bergoglio visitará a los niños del centro Betania y se encontrará con enfermos y otros asistidos por centros caritativos de Albania en la iglesia de esta sede.

publicidad

Además, como ya adelantó el diario vaticano L'Osservatore Romano, el papa regalará al presidente de Albania, Bujar Nishani, un facsímil del misal más antiguo escrito en albanés, datado en el siglo XVI y cuyo original se conserva en la Biblioteca Apostólica Vaticana.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad